Conectarse

Recuperar mi contraseña



Últimos temas

» Clínica Luna Roja
por Evanna Hoy a las 12:23 am

» Sede de los Taumaturgos
por Red Ayer a las 11:44 pm

» Torre Serpentaria
por Evanna Ayer a las 10:23 pm

» Libo
por Dal Ayer a las 05:21 pm

» El Cuchitril
por Lupin Ayer a las 12:49 pm

¿Quién está en línea?
En total hay 3 usuarios en línea: 0 Registrados, 0 Ocultos y 3 Invitados

Ninguno

[ Ver toda la lista ]


La mayor cantidad de usuarios en línea fue 28 el 03/08/18, 11:03 pm.
Estadísticas
Tenemos 181 miembros registrados.
El último usuario registrado es Percy

Nuestros miembros han publicado un total de 38615 mensajes en 730 argumentos.
Licencia
Licencia de Creative Commons
Rocavarancolia Rol por los usuarios del foro está licenciado bajo Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported License.

No estás conectado. Conéctate o registrate

Rocavarancolia Rol » Rocavarancolia » Área Este » Bahía de los Naufragios

Bahía de los Naufragios

Ir a la página : Precedente  1 ... 21 ... 38, 39, 40

Ir abajo  Mensaje [Página 40 de 40.]

1 Bahía de los Naufragios el 02/08/11, 06:21 pm

Rocavarancolia Rol

avatar
Recuerdo del primer mensaje :

Esta playa no es de arena, sino que está hecha de diminutos trozos de concha y cristal pulido que brillan cuando les da la luz, algo que no pasa muy a menudo, pues la playa está a la sombra de los acantilados, y solo se puede llegar a ella a través de un estrecho pasaje entre la roca. Una ingente cantidad de barcos naufragados y maderos descansan allí.



Última edición por Rocavarancolia ROL el 01/11/11, 08:57 pm, editado 1 vez


469 Re: Bahía de los Naufragios el 22/09/18, 07:51 pm

Giniroryu


GM
Irianna

Irianna había puesto los brazos en jarras y adoptado una pose de falsa indignación cuando Noel se le plantó delante sin dificultad. No le dio tiempo a responder cuando ya se había unido Samika y se echó a reír.
Yo lo intenté, pero sé admitir las derrotas: me temo que yo no puedo competir con vuestras alas. Dejo en tus manos la carrera, Samika —le dijo a la evaki con una gran sonrisa.
A continuación descendió para acercarse a saludar más de cerca a aquellos que no había tenido ocasión antes. Rasqa ya estaba haciendo cabriolas en el aire con el resto, como cabía esperar, por lo que se decantó por dirigirse a Eara y Ayne. Según se acercaba, pudo notar en el gesto de ambos una miríada de matices: el edeel parecía un tanto ¿melancólico?, ¿pensativo?, mientras que para la nebulomante sí resultaba obvio el motivo por el que la aurva observaba ávidamente el cielo y aquellos que lo cruzaban mediante diferentes medios.
>>Solo estoy de paso, pero me alegro de veros a todos por aquí. No es que tenga mucha prisa… Eara —se dirigió hacia la chica, acercándose a ella y comenzando a conjurar un hechizo de levitación tras otro, que aplicó sobre su amiga y sobre sí misma—. El hechizo de vuelo no sabrías controlarlo sin práctica y no quiero que te hagas daño por mi culpa, pero creo que nosotras podemos conformarnos con este. ¿Quieres ver la ballena más de cerca? Todavía tengo que preguntarle algo a dama Diurna y el resto.
Si Eara aceptaba, la lacustre se elevaría y, una vez ambas estuviesen a la misma altura, sujetaría a la aurva de un brazo para que volasen juntas.  


Noel

No seré el único que es rápido, pero yo ya sabía volar antes de que aprendieseis a deletrear vuestros nombres —le respondió a Samika en tono jocoso—. Pero como quieras: yo no me pienso contener.
Una vez Irianna se hubo alejado, el sueco echó a volar a toda velocidad en una dirección aleatoria, que resultó acercarle de nuevo al mar. Una gran ola llegaba en ese momento hacia la costa y el draco, actuando solo por puro instinto, se sumergió en ella para atravesarla lo más deprisa que pudiera en aquellas circunstancias. Desde luego la resistencia que ofrecía el agua no le iba a ayudar a ir más rápido, pero, ¿qué más daba? Salió con fuerza del agua, aún más empapado de lo que ya estaba mientras emitía un grito de júbilo.
>>¡Hola, Rasqa! —Saludó al parqio efusivamente cuando se cruzó con él, sin dejar de hacer maniobras en el aire y volar por toda la bahía.

470 Re: Bahía de los Naufragios el 25/09/18, 01:04 am

Jack


La pareja sonrió ante los transformados y después se miraron unos segundos. ¿Una carrera? Erika no se lo pensó dos veces y les siguió en su colchoneta, pero el vampiro se quedó a lomos de la ballena, pero se escurrió —con permiso de Giz—hasta una de las aletas. No molestaba a a criatura, solo se puso de pie en equilibrio en el nacimiento de la aleta y se soltó unas cuantas veces del lomo. Estuvo poco rato, eso sí, y después volvió a sentarse con su petaca. Observó a unos a otros y reía y sonreía con lo que los diferentes grupos se traían entre manos. No les conocía a todos y no quería entrometerse demasiado.

Después, se fijó en Irianna y Eara... ¿Levitando? Pero no le fue difícil imaginar qué intentaban: todos haciendo el cabra y la sinhadre anclada al suelo. Por lo menos confiaba en la lacustre, pero le preocupaba su cosechada y empleada, así que se asomó. No, mejor dicho, se despidió del Capitán Lagartijo un momento y saltó al acantilado. Les habló desde unos metros más arriba, levitando. No lo diría en voz alta, pero era demasiado narcisista como para convertirse en humo y no ver su reflejo al completo en el mar en una noche como aquella.
Hey, si necesitáis una mano, decidlo. Tengo enchufe con el capitán de la ballena y todo —bromeó.

471 Re: Bahía de los Naufragios el 25/09/18, 03:18 pm

Tak


GM
La carrera para Irianna acabó antes de tiempo, aparentemente, ya que se acercó al grupo que estaba en tierra mientras otros seguían volando. No les dio tiempo a hacer ninguna pregunta antes de que esta se dirigiese a Eara, quien, desconcertada al principio, aceptó su proposición. El hechizo ya estaba lanzado, de todos modos. Le sonrió.
¡Te lo agradezco! Pero si en algún momento soy una molestia bájame sin más, ¿vale?

En ese momento Ayne las observaba también con desconcierto, pero se debía a no saber qué hacer. ¿No debía ser él quien emplease su magia para ayudar a su aurva? ¿Por qué no se había dado cuenta de que Eara deseaba ver más de cerca el animal para proponérselo él mismo? Empezaba a darse cuenta de que el estar tan inmerso en sí mismo constantemente era el problema. La falta de comunicación, como insinuaba siempre Eara.
Puedo tomar yo el relevo si quieres estar arriba más tiempo… —dijo, para tratar de enmendarse. En ese momento se les acercaba Jack, que también ofreció su ayuda—. No, no te preocupes, pero gracias —le dijo. Su expresión afable no concordaba con sus sentimientos. De forma irracional, se sentía abandonado si su aurva dependía de todos menos de él cuando necesitaba ayuda. ¿Tan inaccesible era?
No te preocupes, Ayne. Y gracias a ti también, Jack. Pero solo va a ser un momento, no hace falta derrochar más magia —respondió Eara a ambos.

Aquellas palabras hirieron al anima aunque no quisiera admitirlo. Su magia, y la de Jack también, eran demasiado valiosas para malgastarlas, pero la de Irianna no. Y si Eara lo veía así tenía que ser porque no quería depender de la fuente de la que se surtían.

472 Re: Bahía de los Naufragios el 26/09/18, 02:04 am

Giniroryu


GM
Aceleró un poco junto a Eara hasta alcanzar de nuevo la ballena, permaneciendo a poca distancia por encima de esta.
Hola de nuevo, quería preguntaros algo —se dirigió hacia los que todavía quedaban sobre el cetáceo—. Pero antes… Esta es mi amiga Eara, trabajamos juntas en la plantación de Jack —. Alzó ligeramente la mano que todavía sujetaba la de su amiga y esbozó una sonrisa—. Oíd, ¿dónde puedo encontrar a Vac? ¿Lo sabéis? Creía que estaría con vosotros pero ya veo que no… Tengo que ir a devolverle el violín que me prestó —añadió toqueteando distraídamente su bolsa sin fondo.

473 Re: Bahía de los Naufragios el 27/09/18, 03:11 am

Muffie



Wen no podía parar de reír viendo a Adara bailar mientras el alcohol comenzaba a subirle un poco a ella también. La vouivre saludó vagamente a aquellos que se encontraban en tierra, reconociendo a Irianna entre ellos y algunos otros por la descripción que Noel le había dado.

Al momento en el que el draco le dió la botella antes de echarse a volar, la británica comenzó a a levantar la botella en alto, animándolo a gritos y alentando a la ballena a ir más rápido mientras reía.

- Hola- saludó la vouivre a Irianna y su amiga cuando estas se acercaron-. Encantada, Eara, soy dama Diurna. Podéis pisar cetáceo firme si queréis. No creo que a Giz le importe, mientras tengáis cuidado de no empujar a Adara al vacío- dijo señalando a la susodicha-. Como veis, tiene alas y, por regla general, sabe usarlas, pero puede que no este lo suficientemente concentrada en este punto de la noche- dijo riendo-. Respecto a Vac, si te refieres a en este momento, la verdad es que no sabría decirte. A veces pasa la Luna con nosotros, otras se va a dar vueltas con Feliks o a lo mejor está en la taberna cantando con Mikk. Puede que luego nos pasemos a ver si está ahí revoloteando como la polilla que es. De todas maneras, normalmente lo puedes encontrar en el Burdel que es donde vive. A lo mejor incluso se ha quedado ahí hoy. Si no sabes dónde es, yo te puedo guiar.

474 Re: Bahía de los Naufragios el 28/09/18, 12:15 am

Tak


GM
Gael estaba pendiente de la carrera por los cielos, pero cuando vio que Irianna se acercaba con una chica de pelo rosa se acercó a ver qué era lo que querían. No tardó en caer quien sería la otra chica cuando se dio cuenta de que era sinhadre. No había olvidado aquel color de pelo del día del mercado, y tiempo después sabría por Jack que trabajaba para él junto a su edeel y la propia Irianna.
¡Hola! —saludó con una amplia sonrisa a ambas, tratando de recordar si el día que había conocido a Eara había ido con su cuerpo o con otro. No era capaz de recordar si a ella debía sonarle su cara o no. De todos modos, la aurva saludó a todos agachando la cabeza y sonriendo, así que el fuego fatuo decidió no hacerle preguntas. No sabía si estaba siendo educada o tímida.


Eara se sentía una intrusa en aquel ambiente. Pero si quería ver de cerca la ballena no podía evitar a la gente que estaba sobre ella, ni quería. Eran amigos de Irianna, al fin y al cabo, o al menos algunos de ellos. No recordaba haber ascendido nunca tan alto e inconscientemente se agarraba con fuerza a la mano de Irianna, como si de soltarse fuese a desplomarse hacia el suelo. Evitaba como podía mirar hacia abajo.
Encantada de conocerte por fin, dama Diurna —le respondió con educación a esta cuando se presentó. Luego dejó que hablasen, ya que en aquella conversación ella no tenía nada que aportar. En cambio, se dedicó a observar, con disimulo, a la gente que quedaba sobre la ballena. A Erika la conocía bien, pero no era el caso con los demás.


Podemos intentar contactar con él —dijo Gael a Wen en cuanto terminó de hablar—. No respondió cuando Giz nos reunió a todos, pero a lo mejor ahora ya tiene su comunicador a mano. No sé si va a estar al loro, no os hagáis demasiadas ilusiones —añadió mirando hacia Irianna y Eara a la vez que sacaba el comunicador del bolsillo para intentar hablar con el hado infernal.

475 Re: Bahía de los Naufragios el 28/09/18, 09:18 pm

Giniroryu

avatar
GM
Notaba a Eara un poco incómoda, aunque no sabía decir exactamente el motivo. En cualquier caso, eso la decidió a no prolongar mucho más aquella conversación, tras atender a la explicación de dama Diurna, trató de tomar una decisión rápida. Declinó educadamente la oferta de colocarse sobre la ballena, asegurando que con verla de cerca era suficiente y el ofrecimiento de Koval llegó antes de que pudiera añadir nada más, por lo que le dijo al fuego fatuo que si no era mucha molestia podría ser de ayuda. No obstante, el hado infernal no respondió, por lo que la nebulomante le dio las gracias al chico antes de volver a dirigirse a dama Diurna.
Creo que podré apañármelas para llegar hasta el burdel, gracias. —La lacustre no quería obligar a su amiga a abandonar a su grupo por acompañarla, mucho menos aquella noche—. Si no responde a vuestros comunicadores es posible que siga allí todavía, ¿no? Si no probaré en la taberna más tarde… O lo dejo para otro momento. ¡Nos vemos!
Les dirigió una última sonrisa al grupo antes de comenzar a descender con la aurva bien sujeta, ya que finalmente había notado que lo que parecía perturbarla era la altura a la que se encontraban y descendió junto a ella hasta volver junto a Ayne, donde finalmente soltó su mano.
>>Bien, pues me tengo que ir. Tal vez vuelva pronto si doy con Vac enseguida… O si no doy con él en absoluto —anunció para los que estuvieran a su alrededor en ese momento y pudieran oírla—. Hasta luego.
La lacustre, todavía haciendo uso del hechizo de levitación, abandonó la bahía en dirección a la casa del grupo de la Brecha, confiando en que desde allí podría encontrar el burdel fácilmente.

Sigue en el Burdel de dama Espasmo.

476 Re: Bahía de los Naufragios el 03/10/18, 03:40 pm

Nihil

avatar
Dama Isis dejó de prestar atención a la carrera. Irianna se había acercado a ellos y hechizó a Eara para que levitara. De pronto sintió un pinchazo en el pecho, ella también podría haberla hecho levitar si se lo hubiera pedido. Para colmo, Irianna se llevó a la sinhadre hacia la ballena para verla más de cerca y un ramalazo de envidia recorrió el cuerpo de la veela hasta casi hacerla estremecerse. ¿Cómo podía? Ella también quería ver la ballena, era lo que más quería en ese momento, por eso había aceptado esa estúpida carrera. Además le dolía que la bruja tuviera unos contactos que le permitieran acercarse a gente interesante y que ella se quedase fuersa. Y qué demonios, ¡Eara era SU amiga! Desde antes de conocer a Irianna, eran amigas de antes. Isis clavó los ojos en las dos chicas mientras una nuve de rencor y pensamientos tóxicos la invadía. Se sentía indignada, traicionada y estúpida, quería chillarles improperios y montar la rabieta más grande que hubiera visto la ciudad… por suerte esos sentimientos duraron solo un segundo.

Cuando volvió en sí dama Isis se avergonzó de sí misma. ¿Cómo había podido pensar algo así de sus amigas? Las miró una vez más, esta vez con los ojos húmedos, luego a los que aún competían y por último a Ayne y Kirés que seguían a su lado.

-Creo que me voy a recoger por hoy -dijo fingiendo una sonrisa. -Siento no quedarme más. Mañana podríamos hacer algo si queréis.

No esperó una respuesta, emprendió el vuelo pidiendo que se despidiesen de los demás por ella. Tampoco volvió a Serpentaria. Buscó algún sitio donde no la conocieran y dio con el Pub Muerto. Bailó allí, rodeada de monstruos desconocidos y luces centelleantes como si todavía estuviera en Frivo. Coqueteó con varios pero no se llevó a ninguno a la cama y bebió más de lo recomendable. Quería sentir que volvía a tener en control y quería enterrar todos esos pensamientos que la habían asustado. Conocía bien la envidia, era el combustible de toda la indutria de la moda en su mundo, pero jamás la había sentido hacia nadie que le importase. Tal vez porque nunca antes le había importado nadie. Incapaz de lidiar con sus propios sentimientos se dejó llevar por la música durante toda la noche y volvió sola, cuando el sol salió para competir con la Luna Roja a la mañana siguiente.

Tuvo pesadillas de resaca, pero el alcohol hizo su trabajo y cuando despertó a mediodía ya no se acordaba de nada.


_________________________________________

Y con este nombre yo te maldigo, y ni tan siquiera la muerte podrá librarte de tu condena, pues todo aquel que intente matarte recibirá siete veces tu castigo.

Contenido patrocinado


Volver arriba  Mensaje [Página 40 de 40.]

Ir a la página : Precedente  1 ... 21 ... 38, 39, 40

Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.