Conectarse

Recuperar mi contraseña



Últimos temas

» Torreón Letargo
por Tak Hoy a las 02:19 am

» Torreón Maciel
por Naeryan Hoy a las 01:34 am

» Calles
por Leonart Ayer a las 11:45 pm

» Faro
por Leonart Ayer a las 11:19 pm

» Acantilados
por Bellota 16/10/17, 12:02 pm

¿Quién está en línea?
En total hay 3 usuarios en línea: 0 Registrados, 0 Ocultos y 3 Invitados

Ninguno

[ Ver toda la lista ]


La mayor cantidad de usuarios en línea fue 27 el 26/09/15, 12:02 am.
Estadísticas
Tenemos 174 miembros registrados.
El último usuario registrado es Lily Bell.

Nuestros miembros han publicado un total de 35830 mensajes en 683 argumentos.
Licencia
Licencia de Creative Commons
Rocavarancolia Rol por los usuarios del foro está licenciado bajo Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported License.

No estás conectado. Conéctate o registrate

El Macetero

Ir a la página : Precedente  1, 2, 3 ... , 11, 12, 13  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo  Mensaje [Página 12 de 13.]

1 El Macetero el 12/08/12, 06:35 pm

Rocavarancolia Rol

avatar
Recuerdo del primer mensaje :

El Macetero

Portal situado en el continente, al centro, cerca de la isla


133 Re: El Macetero el 22/03/17, 02:39 pm

Jack


Un minuto más o menos no le iba a perjudicar, así que se encogió de hombros y, sin decir nada, les hizo un gesto para darles ese tiempo. Cuando se alejaron, él hizo lo mismo, pensativo, hasta el primer anillo de viñedos más cercano a la torre. Tendría que darle un día libre esa semana al pobre de Elunin, pues no esperaba tardar tanto (aunque el nublino había insistido en que no sería tan breve y tendría que darle la razón al volver, además). Nublino que, por cierto, se había ofrecido a turnarse con él y Sepalian para acompañar a los sinhadres al mundo vinculado cada jornada de trabajo, pero ambos sabían que la maldita ley se lo impediría por ser un esclavo y sin magia, para empeorarlo. Tendría que ser Sepalian o Jack mismo, pero tenía pensado que fuera el brujo, ya que así coincidiría con Eara y podría enseñarle (y prefería emplear las noches en otras labores que vigilar novatos inofensivos). Además, el brujo había mostrado interés en la sinhadre, ya que sin haber sido bendecida por la Luna tenía aptitudes mágicas. <<Un caso curioso>> Lo bastante como para que hubiera sugerido encargarse de llevarles al Macetero, que no dejaba de ser un miembro del Consejo. El vampiro también tenía cierta curiosidad al respecto, más que nada por lo que pudiera averiguar Sep o por el potencial de Eara, fuera el que fuese.

Mientras esperaba, evitó mirarles directamente, por no ponerles nerviosos si le veían. Hasta que vio el gesto de Ayne. Sacó las manos de los bolsillos y se acercó a su vez. No sabía qué esperarse, pero se podía imaginar lo que pensaría Eara y que sin su consentimiento no se quedarían, así que contaba con una respuesta negativa. Pero <<como vuelvan a hablarme de moralidad, los echo>> Por suerte, no fue así. Se sorprendió, pero intentó que no se notara.

De acuerdo. Entiendo que lo habéis pensado bien y que no necesitáis algún día para confirmarlo del todo...? Porque de ser así, ahora viene la parte aburrida: papeleo —les dijo.

Odiaba el papeleo. Era imprescindible y evitaba problemas, sí, pero eso no lo hacía menos merecedor de su odio. Para colmo, tendría que cambiar los contratos que llevaba preparados. Cuando cayó en la cuenta de eso, lo dijo:

Como tengo que escribir los contratos con el nuevo trato... O los puedo escribir con vosotros delante, sí, mejor —asentía al pensar y decir eso—. Pasaros mañana o pasado por la Bodega y lo zanjamos. En cuanto empecéis, conoceréis a Sepalian, que es quien os acompañará desde Rocavarancolia.

Y de paso tendrían un poco de tiempo para asegurarse de que aceptaban.

134 Re: El Macetero el 26/03/17, 04:47 pm

Tak


GM
Era inevitable notar que Jack no era tan amable como al principio. Eso a Ayne lo estaba poniendo un poco nervioso aún mientras hablaba de reescribir sus contratos. Habían conseguido el puesto, pero eran tantas las dudas que lo carcomían y no podía exteriorizar que él tampoco tenía muy buena cara. Eara no volvió a decir nada.
¿A qué hora hay menos gente en la bodega? —preguntó el anima, para no pasarse en un momento en que no pudiese atenderlos.
Y no había mucho más que decir. No hasta que volviesen a poner un pie en el Macetero, con un contrato ya firmado a sus espaldas. Habían quedado en verse en breve y empezar cuanto antes, pero eso le daba un pequeño margen al anima para intentar reunir algo de energía mágica como pudiese previamente.

Deshicieron lo andado y volvieron a la plataforma donde los recogería el insecto demiúrgico. No se habló tanto como a la ida, por lo que Ayne decidió intentar romper el hielo haciendo preguntas al respecto de lo que veía a través de las cristaleras. Si no podía recuperar el ambiente anterior al incidente frente al centinela, no tenía mucho sentido trabajar allí. Consiguió que Eara prestara atención de nuevo a la conversación, al menos. «¿Va a seguir así cuando ya no estemos con Jack?» se preguntaba. Pocas veces llegaba a sentir que se había pasado de la raya, pero esa vez estaba realmente preocupado.

135 Re: El Macetero el 31/08/17, 01:25 am

Tak


GM
SALTO HASTA LA COSECHA DE EARA Y AYNE



Los días que siguieron a la firma del contrato con Jack estuvieron marcados por el silencio que se instauró entre los sinhadres. Eara comenzó a recibir instrucciones de Sepalian Xila para mantener la plantación supervisada en su ausencia, y eso pareció calmar poco a poco a la sinhadre. Dentro de los muros no había realmente nada malo, si exceptuaba el constante recuerdo de que existía la esclavitud que constituían los nublinos. Además, Sepalian demostró un pequeño interés en ella por su capacidad para hacer magia sin tener esencia. Eara se sintió un poco vigilada cuando el brujo le pedía alguna demostración, pero con el paso del tiempo empezó a relajarse y a agradecer los hechizos que este le había enseñado.

Las primeras semanas fueron más duras para Eara que para Ayne, ya que la aurva tuvo que aprender toda clase de cosas, si bien lo hacía de buena gana. El anima, en cambio, vigilaba la oscuridad que rodeaba a la plantación sin que sucediesen muchos incidentes, por lo que le sobró tiempo para estudiar magia. En la mayoría de las ocasiones los centinelas se podían hacer cargo, lo único que tenía que hacer Ayne era indicar la posición del intruso. Por suerte, la noche tendía a alejar a los repobladores, y tardó bastante tiempo en toparse con el primero.

Los días pasaron volando, y antes de que se diesen cuenta ya habían empezado a trabajar sin supervisión alguna. La relación entre ellos volvió poco a poco a su cauce; Eara no preguntaba a Ayne por su trabajo, y este nunca daba detalles de lo que sucedía. Ella confiaba en que su edeel mantuviese su palabra de no hacerle nada a ningún repoblador. Y, en parte, así era. Igual que con los animales, Ayne se limitó a revelar su posición cuando aparecieron, mandando a los centinelas tras ellos. Lo que hubiese pasado después no quería saberlo, ni verlo.

Ayne descubrió que, salvo que se quisiese adentrar en la zona donde habitaban los repobladores, trabajar allí no le facilitaba exactamente la caza. Lo que se la facilitó fue su primer sueldo. Aconsejado por Jack se compró un amuleto que cambiaba su imagen por la de un varmano y se adentró en Varmania por primera vez. Con las escasas reservas que había podido ir agenciándose en las semanas anteriores (y un amuleto por si acaso) sobrevoló el mar bajo el portal y caminó hasta la ciudad más cercana. No importó que no entendiese nada de lo que se decía allí, su único propósito era pasear por las calles más transitadas, sentarse en los bancos con otras personas. No importaba a quién se acercase, no conocía a ninguno. Toda aquella gente le servía para nutrirse sin necesidad de que volviesen a suceder accidentes como en su primera incursión. La debilidad de sus víctimas pasaría rápido, era algo que el anima podía cargar perfectamente sobre sus hombros.

Ayne acabó conociendo todas las calles de aquella ciudad, acabo incluso reconociendo a la gente que vendía en los mercados. Con el tiempo, también compró un amuleto para comprender su idioma y hacer sus visitas más amenas. Había acabado gustándole el ambiente varmano, y sus ciudades llenas de gente eran una de las opciones más sencillas y lucrativas para él.

Entre Eara y Ayne decidieron que debían ahorrar todo el dinero posible mientras viviesen en el refugio, por lo que aparte de los amuletos, solamente se permitieron adquirir un conjunto de ropa nuevo para cada uno, con la intención de tener algo decente que ponerse en las ocasiones especiales. Para Eara vivir mejor de lo que lo habían hecho en el torreón ya le permitía sentirse satisfecha. Su trabajo en el viñedo había conseguido que dejase de tener tantas horas muertas en Serpentaria para pensar, y según pasó el tiempo comenzó a parecer más tranquila y menos preocupada por su nueva vida entre rocavarancoleses. Sin embargo, todas sus preocupaciones seguían ahí, y probablemente jamás desaparecerían.

Volvieron las noches negras como el carbón. El tiempo siguió pasando y, en algún momento, se enteraron que una nueva cosecha estaba cerca de comenzar. Pasase lo que pasase, eran conscientes de que no podían intervenir, pero sentían su propia criba tan cercana que parecía inhumano asistir al sufrimiento de los nuevos cosechados sin hacer nada. No acercarse sería lo más lógico, y eso decidieron hacer, aun si la nueva afición de Eara se lo ponía más difícil.

Eara había comenzado a pedirle a su edeel que le enseñase los sitios de Rocavarancolia que no había visto, y los que ni él mismo conocía que tuviesen algo interesante que ver. Eara todavía tenía miedo de lo que había allí fuera, pero Ayne jamás la dejaba salir sin protecciones ni sola, por lo que la sinhadre empezó a acostumbrarse a la inquietud de atravesar la ciudad. Conoció el jardín de la memoria, el cementerio, y volvió a visitar a Emmit al palacete. También conoció el mar y los acantilados, y paseó por las zonas más restauradas de la ciudad. «Quizá no todo en este lugar sea malo» pensaba a veces. Aunque la balanza seguía tremendamente desequilibrada.



136 Re: El Macetero el 31/08/17, 01:30 am

Jack


El vampiro había llegado al Macetero bastante temprano. Apenas había sabido de la muerte de su socio, Sepalian, la noche anterior, y se había citado con sus trabajadores del mundo vinculado para dar la noticia, los sinhadres incluidos, en el despacho en lo alto del complejo.

Estaba sentado en su despacho, con unos pocos papeles dispersos por la mesa con nombres y datos, fichas sobre todo, de posibles empleados o socios potenciales, y de hecho algunas habían sido escritas hacía unas pocas horas. Era plenamente consciente de que la Bodega sufriría un bache, una temporada de crisis, pero podría soportarlo. No, lo que pintaba de estrés su cara era la preocupación por la oleada de muertes que estaba habiendo en la ciudad. Ninguna le había salpicado directamente hasta que supo de Sepalian. Era egoísta, pero no le había preocupado hasta entonces <<¿Qué demonios está pasando?>>, se preguntaba una y otra vez. De vuelta en el bar, tanto él como sus empleados llevaban una buena temporada oyendo rumores y habladurías sobre unas y otras muertes, inconexas o no, a saber, pero siempre se había encogido de hombros... hasta que le tocó de cerca. <<Esto es Rocavarancolia, pero joder, no somos tantos como para que nos matemos entre nosotros...>>

De pronto le avisaron de la llegada de los sinhadres así que pidió que les trajeran algo de desayunar, por si acaso, mientras adecentaba un poco la mesa y limpiaba algunos manchurrones de tinta. Volvió a sentarse, resoplando. No quería que le vieran ni estresado ni preocupado, pero no parecía a punto de conseguirlo, así que se sirvió una copa mientras llegaban.

137 Re: El Macetero el 31/08/17, 01:32 am

Tak


GM
Los sinhadres no se esperaban la nota de Jack cuando llegaron aquel día a la plantación. Su jefe no solía encontrarse allí a aquellas horas, por lo general, y que los llamase para hablar en persona sin demora quería decir que era para algo importante. Ayne y Eara solo intercambiaron una mirada interrogante antes de dirigirse al despacho. Ayne llamó a la puerta y pasaron al interior.
Buenos días —dijo Eara.
Buenos días. ¿Para qué querías vernos, Jack? —añadió Ayne tras su aurva.
El anima tenía el ceño ligeramente fruncido por la expectación, y Eara miraba al vampiro intentando leer si se trataba de malas noticias para ellos. Ninguno de los sinhadres podía evitar sopesar la posibilidad de perder el trabajo, aunque no tenían constancia de haber cometido ningún error fatal ni tenían problemas con Jack.

138 Re: El Macetero el 31/08/17, 01:34 am

Jack

avatar
Entraron. El rubio les saludó con un gesto de cabeza que acompañó con un gesto para que se acercaran.

Buenos días. Sentaros, por favor. Lamento el imprevisto pero lo entenderéis en un momento. Si tenéis hambre, serviros, podemos hablar mientras —les dijo mientras señalaba una bandeja con driv y bollos.

Les dio un momento para que se decidieran por coger algo o no y volvió a dirigirse a ellos. Sin embargo, cuando abrió la boca cayó en la cuenta de algo y resopló. No era descabellado que pudieran pensar que les iba a dar una mala noticia sobre ellos.

Rayos, lo siento. No es por vosotros, no tengo que deciros nada sobre vosotros. Es... Es por Sepalian. Ha fallecido.

Y se calló, para dejar que encajaran aquello. Le conocían, él mismo incluso, y no quería pasar directamente al siguiente "punto" de la conversación.


_________________________________________

Die wahre Macht, die uns beherrscht, ist die schädliche, unendliche, verzehrende, zerstörende, unstillbare Gier...
Spoiler:
El verdadero Poder que nos controla es la vergonzosa, interminable, desgastante, destructiva e insaciable Sed...

Compis de Sinceridad:
De momento, estos son los deseos/nombres que Sinceridad coloca a sus compis:
Sox= Chamán
Nadzieja = Silencio
Mónica = SinGritos
Tay = Directo
Eorlir = Mapa
Ina = Tímida
Eriel = Fanático 1
Barael = Fanático 2
Dafne = Cría
Lorenzo = Enrevesado
Sakrilt = Sakosa
Siete = Dudoso
Rádar = Callado/Carabés
Fahran = Madura

Warning: estos nombres están sujetos a cambios según el parecer de Sinceridad.

139 Re: El Macetero el 31/08/17, 01:36 am

Tak

avatar
GM
Los sinhadres tomaron asiento, pero no tocaron la comida ni la bebida. Antes de servirse, preferían saber para qué los habían llamado allí; además, no tenían hambre como para ir a por los bollos, habían comido antes de ir al Macetero.

Jack debió de darse cuenta de la tensión que había producido en sus empleados, que se disculpó al momento. Eara quiso decirle que no hacía falta, tratando de ocultar lo evidente, pero la noticia llegó justo a continuación y se quedó muda. Ninguno de los sinhadres habló de inmediato, pero sí pusieron cara de que la noticia les había cogido totalmente por sorpresa. Sepalian no era ningún anciano, y era un respetable miembro del consejo. ¿Qué podía haberle pasado? Ayne no había tratado demasiado con él, pero Eara sí, y aunque el brujo no era una persona abierta, ella había aprendido a apreciar su compañía silenciosa y agradecer sus enseñanzas. La aurva no era nadie, y él era una personalidad, que se dignase a hablar con ella más de lo necesario lo convertía en una persona decente desde su punto de vista.

¿Cómo es posible? ¿Qué le ha pasado? — Ayne fue el primero en recuperar el habla. Él había sentido más sorpresa que dolor. Y un poco de preocupación por la plantación, también.
Eara negó con la cabeza.
No se lo merecía…

140 Re: El Macetero el 31/08/17, 01:39 am

Jack

avatar
Había olvidado que el siguiente punto no sería buscar un sustituto, sino responder a sus preguntas. No fueron muchas, pero no sabía muy bien qué decirles. Ni siquiera él sabía qué demonios había pasado.

No lo sé. Siento no tener respuestas, pero solo sé que se ha corrido la voz de que murió. Ah, y que desde entonces hay un árbol nuevo en los Jardines, fui a verlo, y algunos locos lo relacionan con su muerte, por su naturaleza. Pero a saber si tiene relación, no tengo ni idea —terminó poniendo los ojos en blanco.

No sentía realmente no tener respuestas, la verdad. Tampoco era que le importase mucho, no como para indagar. No le servía de nada saber qué le había pasado, sencillamente. Su relación era puramente profesional y lamentaba su muerte, <<o desaparición, a saber>>, por motivos puramente económicos. Dio un buen sorbo a su copa y empezó a desperdigar las fichas por la mesa. Cogió un par y miró a la chica.

No sé si lo merecía porque esto es Rocavarancolia, Eara... Pero eso ya da igual —se encogió de hombros. <<Yo sí lo merecería, ¿no?>>—. Lo que importa ahora... no conozco a nadie con sus aptitudes. La plantación no se va a ir al carajo ni vais a perder vuestro trabajo, tranquilos, pero hará aguas un tiempo mientras encuentro o encontramos una solución. Aceptaré sugerencias si se os ocurren en el futuro, vaya, que esto os afecta tanto como a mí.


_________________________________________

Die wahre Macht, die uns beherrscht, ist die schädliche, unendliche, verzehrende, zerstörende, unstillbare Gier...
Spoiler:
El verdadero Poder que nos controla es la vergonzosa, interminable, desgastante, destructiva e insaciable Sed...

Compis de Sinceridad:
De momento, estos son los deseos/nombres que Sinceridad coloca a sus compis:
Sox= Chamán
Nadzieja = Silencio
Mónica = SinGritos
Tay = Directo
Eorlir = Mapa
Ina = Tímida
Eriel = Fanático 1
Barael = Fanático 2
Dafne = Cría
Lorenzo = Enrevesado
Sakrilt = Sakosa
Siete = Dudoso
Rádar = Callado/Carabés
Fahran = Madura

Warning: estos nombres están sujetos a cambios según el parecer de Sinceridad.

141 Re: El Macetero el 31/08/17, 01:42 am

Tak

avatar
GM
Eara no entendía nada. Lo del árbol solamente la desconcertó más. Aquello era como no tener explicación en absoluto, pero así era Rocavarancolia a veces. Era algo que no era difícil ver viviendo en aquella ciudad, y hacía que Eara se estremeciese. Los pensamientos de Ayne no iban por derroteros muy diferentes, con la diferencia de que a él le preocupaban más los efectos de aquella pérdida en el negocio de Jack. No lo había dejado indiferente, pero para él era casi como la muerte de un completo desconocido, uno al que había llegado a ver en persona.
Eso suena demasiado extraño. ¿Estás completamente seguro de que ha muerto?

Luego, Jack les explicó las repercusiones que aquello tendría sobre el negocio. Eara se sorprendió de que cambiase tan rápido de tema. Creía que, como socios, o lo que fuesen, habrían tenido algo más de trato. La aurva no fue capaz de aportar mucho más a la conversación por sí misma.
Necesitas un brujo especializado en botánica, ¿no? O alguien que se especialice en hechizos… de botánica, si los hay. Supongo que sí —miró a Eara, dubitativo. Ella asintió, aunque no tenía idea de si eran muchos o pocos, útiles o no. Solo había oído algo de Sepalian, y una única vez—. Hay un brujo, ¿no? El médico. Pero ya tiene su propio empleo. Espera, no era como Sepalian.
¿Hablas de Enredo? Su dominio son las enredaderas solamente, pero las vides son plantas trepadoras.
Aun así, ya tiene un trabajo.
Nosotros no conocemos a mucha gente —dijo Eara, esta vez mirando a Jack—, pero intentaremos ayudar como sea.
¿Y aquella anciana…? —dijo de pronto Ayne—. La que transformó a Emmit. ¿No conocería magia relacionada con plantas?
Eara le miró anonada. ¿Era capaz de sopesar siquiera a aquella mujer? Había convertido a uno de sus compañeros de criba en un árbol, y lo había torturado después. Que pudiese convertir a alguien en árbol no quería decir que fuese experta en plantas, y aunque lo fuese, Eara no quería conocerla.

142 Re: El Macetero el 31/08/17, 01:57 am

Jack

avatar
Completamente seguro... no, no podía estarlo, no sin haber anuncio alguno por parte del Consejo. <<Ese tipo de cosas deberían avisarlas, ¿no?>>, pensó, pero no respondió al chico.

Escuchó sus comentarios y sugerencias al respecto de buscar a alguien. Conocía a esa gente o, al menos, sabía de su existencia, pero ninguno de los nombres que le venían a la cabeza le convencía. Ninguno estaba a la altura del brujo, sencillamente.

He tenido en cuenta a esos dos, están en las fichas, pero me cuesta hacerme a la idea de tener que buscar a alguien. Todos son inferiores en aptitudes, pero en fin, no hay otra —masculló mientras se levantaba. Llevaba mucho rato sentado y necesitaba estirar las piernas. Se fue hacia una ventana y se apoyó en el marco, mirando tanto a los sinhadres como hacia fuera. Se le había ocurrido algo, además.

>>Pondré un anuncio de trabajo. Daré facilidades a quienes opten por la vacante: libros, materiales, lo que sea, incluso el laboratorio donde trabajaba Sepalian aquí. Me servirá cualquier ciudadano que quiera aprender de botánica y tenga un nivel de magia a la altura de esto —acompañó sus palabras abriendo sus brazos, como queriendo abarcar toda la plantación. A continuación, miró y añadió—: Vosotros conocéis el sitio, podríais ayudarle los primeros días, sobre todo Eara, y os daré un pequeño extra por ello. Yo no tengo tiempo para estar aquí y en la Bodega a la vez, y menos para aprender las tareas de Sepalian.

<<Maldita sea>>, pensó, frustrado. ¿Cualquier forma de cubrir la vacante serviría? ¿Y si el parche acababa siendo una mala inversión? Las cosechas sufrirían la ineptitud del sustituto... O se mantendrían estables. Iba a ciegas. <<Anunciaré la vacante y ya veremos. Todo a su tiempo>>


_________________________________________

Die wahre Macht, die uns beherrscht, ist die schädliche, unendliche, verzehrende, zerstörende, unstillbare Gier...
Spoiler:
El verdadero Poder que nos controla es la vergonzosa, interminable, desgastante, destructiva e insaciable Sed...

Compis de Sinceridad:
De momento, estos son los deseos/nombres que Sinceridad coloca a sus compis:
Sox= Chamán
Nadzieja = Silencio
Mónica = SinGritos
Tay = Directo
Eorlir = Mapa
Ina = Tímida
Eriel = Fanático 1
Barael = Fanático 2
Dafne = Cría
Lorenzo = Enrevesado
Sakrilt = Sakosa
Siete = Dudoso
Rádar = Callado/Carabés
Fahran = Madura

Warning: estos nombres están sujetos a cambios según el parecer de Sinceridad.

143 Re: El Macetero el 31/08/17, 01:58 am

Tak

avatar
GM
Los sinhadres ya suponían que nada que pudiesen decir ellos le iba a ser de ayuda al vampiro. Habrían sido de utilidad si conociesen a algún transformado reciente de los refugios con aptitudes, alguien desconocido para Jack, pero no era el caso. El vampiro pasó a explicar su plan de emergencia, y tanto Eara como Ayne asintieron. Era una buena idea, aunque quien se apuntase no conociese el empleo de buenas a primeras.
Suena bien —dijo Ayne.
Eara sintió que recaía mucha responsabilidad sobre ella, pero era cierto que se había habituado a las tareas de la plantación, incluso a las que estaban fuera de su alcance.
Me gustaría ver los libros que va a tener el siguiente empleado cuando venga. Aunque no pueda usar los hechizos, querría conocer la teoría para saber indicarle mejor qué debe aprender primero para sustituir a Sepalian en sus tareas…
Ayne asintió, y añadió:
También podemos colgar una nota en los refugios, si quieres. Los novatos no se pasan por la bodega, precisamente, y entre ellos hay más gente sin empleo.

144 Re: El Macetero el 31/08/17, 02:00 am

Jack

avatar
Le parecieron bien sus comentarios. Sí que había sido buena idea hablarlo con ellos, se lo agradecería a Elunin al volver.

Todo tuyo, Eara. Si quieres verlo todo hoy, cuando quieras —y a continuación miró a Ayne y asintió varias veces—. Sí, mejor, os lo agradecería. Además, así si alguno de vuestros vecinos se ofrece, os puede preguntar primero sin tener que hablar conmigo, que puede ser intimidatorio... Yo pondré el anuncio en la Bodega y en negocios amigos si me hacen el favor.

Volvió junto a la mesa y, aún de pie, empezó a recoger los papeles.
Bueno, pues eso era todo. Voy a escribir los anuncios y dentro de unas horas os avisaré o si no ya los recogéis cuando volváis a casa.


_________________________________________

Die wahre Macht, die uns beherrscht, ist die schädliche, unendliche, verzehrende, zerstörende, unstillbare Gier...
Spoiler:
El verdadero Poder que nos controla es la vergonzosa, interminable, desgastante, destructiva e insaciable Sed...

Compis de Sinceridad:
De momento, estos son los deseos/nombres que Sinceridad coloca a sus compis:
Sox= Chamán
Nadzieja = Silencio
Mónica = SinGritos
Tay = Directo
Eorlir = Mapa
Ina = Tímida
Eriel = Fanático 1
Barael = Fanático 2
Dafne = Cría
Lorenzo = Enrevesado
Sakrilt = Sakosa
Siete = Dudoso
Rádar = Callado/Carabés
Fahran = Madura

Warning: estos nombres están sujetos a cambios según el parecer de Sinceridad.

145 Re: El Macetero el 31/08/17, 02:01 am

Tak

avatar
GM
Los sinhadres asintieron, estando de acuerdo con el plan. La responsabilidad de que el negocio fuese bien también recaía sobre sus hombros, así que estaban más que dispuestos a ayudar. Ayne cogió uno de los vasos de syv mientras Jack hablaba y lo bebió mientras Eara detallaba con el vampiro si podía tomar los libros prestados y sacarlos del recinto, y si podría acceder ella sola al laboratorio de Sepalian hasta la llegada de un sustituto, donde escribiría notas para que este tuviese referencias.

El anima dejó el vaso vacío sobre la mesa y le dio las gracias al vampiro antes de marcharse. Eara no sabía de dónde había sacado su edeel las ganas de meterse nada al estómago, porque ella estaba todavía visiblemente afectada por la muerte inexplicable de Sepalian, y el nudo que le impedía tragar saliva todavía estaba allí.
Parece que se acercan tiempos complicados —comentó Ayne.
Sí… —corroboró su aurva.
¿Te ves capaz de llevar la plantación tú sola mientras estudias todo eso? —preguntó, mostrando un poco de preocupación.
Tiene que ser. Los autómatas hacen la mayor parte. ¿Podrás echarme una mano?
Ayne frunció el ceño. Eara le estaba pidiendo que usase magia para ella, ¿se había acostumbrado tanto a verle haciéndola que ya no consideraba de dónde procedía?
Espero que sí —respondió, enseñándole el espejo que le había dado Jack para vigilar el exterior. Si tenía que abandonar su puesto tendría que ser brevemente, pero aquello facilitaba las cosas.

146 Re: El Macetero el 10/10/17, 12:48 pm

Jack

avatar
Se habían citado en el laboratorio para empezar. Iba a ser su lugar de trabajo así que qué mejor sitio? Y después ya irían a enseñarle los viñedos y microclimas y todo el complejo... si no se lo enseñaban los sinhadres de camino allí.

Sepalian tenía el lugar recogido, repleto de alambiques, libros, plantas... Pero recogido. A su muerte, el vampiro lo había mantenido tal y como el brujo lo dejó, pero sí que había ordenado que se limpiara regularmente. Sin embargo, aquel día había un cambio: el rubio había ido con tiempo de sobra para ordenar los libros y grimorios según los niveles y según lo avanzados o básicos que fueran (después de haber anotado el orden original en que estaban —una manía suya infundada por la posible "no-muerte y vuelta del brujo, por si acaso"). Había limpiado y despejado una mesa y había colocado los iniciales ahí.

Y después, se sentó a esperar.



Última edición por Jack el 15/10/17, 03:34 pm, editado 1 vez


_________________________________________

Die wahre Macht, die uns beherrscht, ist die schädliche, unendliche, verzehrende, zerstörende, unstillbare Gier...
Spoiler:
El verdadero Poder que nos controla es la vergonzosa, interminable, desgastante, destructiva e insaciable Sed...

Compis de Sinceridad:
De momento, estos son los deseos/nombres que Sinceridad coloca a sus compis:
Sox= Chamán
Nadzieja = Silencio
Mónica = SinGritos
Tay = Directo
Eorlir = Mapa
Ina = Tímida
Eriel = Fanático 1
Barael = Fanático 2
Dafne = Cría
Lorenzo = Enrevesado
Sakrilt = Sakosa
Siete = Dudoso
Rádar = Callado/Carabés
Fahran = Madura

Warning: estos nombres están sujetos a cambios según el parecer de Sinceridad.

147 Re: El Macetero el 12/10/17, 01:25 am

Tak

avatar
GM
Eara se puso muy contenta cuando supo que Irianna había sido admitida. Además de alegrarse por su amiga, a partir de entonces no trabajaría sola. Los días sin Sepalian habían transcurrido sin incidentes, pero la sinhadre se veía superada a menudo por el aumento de tareas. Y era una suerte que se hubiese encontrado a una sustituta tan pronto.

A Ayne también le aliviaba saber que ya no tendría que dejar su puesto de vigilancia para ayudar a su aurva. Por no decir gastar magia en los viñedos cuando no quedaba más remedio. Además, estaba seguro de que Irianna era más que competente para el puesto.

En su primer día la acompañaron hasta el macetero y allí le mostraron los transportes que había que tomar para llegar a la plantación. Los sinhadres estaban más que acostumbrados en aquel momento, pero Eara le contó a Irianna cómo había sido su primera experiencia mientras se subían a la especie de cabina que sujetaba el insecto demiúrgico que los estaba esperando.

Le dieron conversación a la idrina hablando de la plantación. Eara quería explicarle algo antes de que lo viera por sí misma, y no se trataba del sistema de seguridad. Ya le habían hablado a Irianna de los centinelas, sin entrar en demasiados detalles porque Eara no se había visto capaz. Aunque con el tiempo deseaba hacerla partícipe de sus pesquisas, así que sabía que tendría que contarle tarde o temprano que los repobladores eran menos que alimañas para los autómatas. La aurva deseaba que Irianna ya lo sospechase por cómo Ayne se había explicado en su momento.

Lo que Eara quería advertirle antes de que lo viera por sí misma era que había nublinos allí. Nublinos esclavos, ya que no había otra palabra para llamarlo. Eara hablaba con ellos y tenía una relación cordial, pero eso no iba a ocultar lo evidente a ojos de su amiga.
Hay algo más que deberías saber —empezó a decir. Ayne giró la cabeza para mirarla, preguntándose qué sería, en concreto—. Los otros trabajadores de la plantación… no los de otros turnos. Algunos viven aquí.
Ayne entendió por qué le costaba tanto explicarse y tomó la palabra.
Son esclavos. De Nubla. —Eara bajó la mirada—. Estoy seguro de que no le hace gracia a nadie, pero parece que es la norma por aquí. Da igual donde busques trabajo.
El anima fue consciente de que estar sonando indiferente, pero lo que decía no dejaba de ser verdad. Ya tuvo que enfrentarse a Eara para trabajar en el viñedo a pesar de los asesinatos de repobladores, y al igual que Jack no iba a dejar de matar repobladores estuviesen ellos allí o no, tampoco iba a dejar de explotar nublinos sin esencia.
Ah. Hemos llegado —anunció de pronto.

Al mirar por la cristalera podía verse ya el complejo. Habían entrado en el área en que el camuflaje óptico dejaba de ser eficaz, y podían verse los muros, las torres de vigilancia, y la gran extensión de vides.
Siento no haberlo dicho antes —dijo Eara quedamente.

148 Re: El Macetero el 15/10/17, 02:03 pm

Giniroryu

avatar
GM
El paso por el portal y el viaje ya resultaban rutinarios después de sus numerosas visitas a Krabelin y su expedición a Dryfus. Debido a esto último, algo similar sucedía con el tamaño de la vegetación en aquel planeta: ya no le cogía por sorpresa. Aun así, no estaba lo suficientemente acostumbrada como para que los gigantescos árboles le pasasen desapercibidos ni mucho menos. Sabía que aquel mundo también podía ser peligroso, especialmente porque la fauna no desentonaba precisamente con la flora, pero ofrecía una sensación menos alarmante que el planeta de Kirés. Era muy posible que el extraño clima que se habían encontrado al adentrarse en Dryfus tuviese algo que ver, claro.

Pero lo que más llamó su atención en un principio fue sin duda la cabina que sujetaba insecto mecánico a la que se subieron para llegar hasta la plantación. La lacustre conocía la demiurgia ya que Hal, o Lanor Gris como se hacía llamar, vivía con ellos en Serpentaria, pero nunca se hubiera imaginado que se pudiese crear algo de aquellas características.
No me extraña, infunde algo de respeto —respondía a la explicación de Eara acerca de cómo había sido su primera experiencia en aquel cacharro.
A pesar de ello, Irianna no tenía miedo a las alturas y, una vez superada la sensación inicial, observó la extensión de árboles bajo ellos maravillada. Además, al contrario de lo que pudiera parecer, el transporte demiúrgico no se tambaleaba en absoluto gracias a un hechizo y enseguida se acostumbró a aquel método de desplazamiento sin temer por una posible caída.

Centró su atención de nuevo en la aurva cuando esta volvió a hablar… y para tratar un asunto bastante más delicado esa vez. La explicación de Eara le hizo componer un gesto inquisitivo, pero Ayne no le dio tiempo a pensar en qué quería decir exactamente siendo claro y conciso. Esclavos. Aquella palabra no le gustaba nada y al mismo tiempo empezaba a resultarle demasiado familiar por diversos motivos… No le sorprendió oírlo, mucho menos después de haber creído entender cómo funcionaba la seguridad de la plantación tal y como le había explicado el anima hacía poco. No por ello se hacía mucho más fácil de digerir.
Soy consciente de ello… —respondió a la apreciación de Ayne con un leve suspiro—. Da la impresión de que uno nunca va a poder terminar de acostumbrarse a cómo funcionan las cosas en Rocavarancolia.
No quiso explayarse más y prefirió dejarlo correr con un comentario que podía leerse como anecdótico, aunque para ella tenía una significancia considerable. No solo eso, por otra parte tenía claro que no quería dedicar mucho tiempo a trabajar en un lugar que empleaba esclavos… pero por aquel momento tan solo quería pensar que lo único que no recibían aquellos nublinos por su trabajo era dinero y disponían del alimento y las comodidades pertinentes. Si Eara y Ayne no habían rechazado trabajar allí por aquel motivo, suponía que estaba en lo cierto y ni Jack ni ningún asociado trataba mal a aquellas personas.

Llegaron, e Irianna volvió a encontrarse con la segunda sorpresa.
Vaya, debe de costar mucha energía mantener algo tan grande oculto con magia —dijo impresionada mientras seguía a los sinhadres.
Aquel lugar sí resultaba totalmente novedoso para ella, por lo que su faceta más curiosa la mantenía tratando de fijarse en todos los detalles de aquello que nunca había visto antes. Eara pronto volvió a reclamar su atención, no obstante.
>>¿Qué? Ah, no, no te preocupes… Es difícil hablar de este tipo de cosas. Confío en vuestro buen juicio —añadió haciéndose eco de sus anteriores pensamientos al respecto.

149 Re: El Macetero el 15/10/17, 04:21 pm

Tak

avatar
GM
Eara se imaginaba que Irianna iba a reaccionar como lo hizo, pero no podía evitar la inquietud que había sentido hasta contárselo. Y no se había ido del todo, porque aún faltaba algo por explicar. Le agradeció con una pequeña sonrisa la confianza en ellos, aunque en ese caso particular, Eara no las tenía todas consigo. Se había acostumbrado, sin más. Ayne se hizo eco de sus pensamientos, a pesar de que a él nunca parecían afectarlo aquellas cosas.
Acabas dejando de pensar en ello con el paso del tiempo. No se les fuerza en condiciones inhumanas ni nada por el estilo.

El insecto no tardó en tomar tierra y eso interrumpió la conversación, algo que Ayne aprovechó para cambiar de tema. Cuando salieron del habitáculo, y mientras guiaban a la idrina hacia el laboratorio donde les esperaba Jack, le habló de las cosas que creyó que le interesarían.
¿Ves las auras de distintos colores sobre los viñedos? Son microclimas para los cultivos. Aquí hay magia por todas partes, no es solo el camuflaje óptico. Aunque de la parte de los cultivos entiende más Eara.
La miró, cediéndole la palabra. Era su forma de distraerla de sus pensamientos.
Bueno, más o menos. No entiendo el funcionamiento de muchos hechizos, pero otros los he intentado estudiar, solo por entender un poco mejor mi trabajo. Los microclimas son cosa de una bruja de las burbujas, ¿lo sabías?

No tardaron en pararse ante la puerta del laboratorio. Las explicaciones podían esperar. No sabían si Jack quería enseñarle el recinto personalmente, así que lo primero sería hablar con él. Ayne llamó a la puerta y Jack los hizo pasar al interior.

Contenido patrocinado


Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba  Mensaje [Página 12 de 13.]

Ir a la página : Precedente  1, 2, 3 ... , 11, 12, 13  Siguiente

Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.