Conectarse

Recuperar mi contraseña



Últimos temas

» Torreón Sendar
por Aes Ayer a las 09:07 pm

» Laboratorio genemante
por Yber Ayer a las 04:16 am

» Clínica y taller de biomecánica
por Yber Ayer a las 04:02 am

» La Boutique de dama Isis
por Reifon 22/01/20, 04:41 am

» Pozos
por Percy 21/01/20, 02:35 am

¿Quién está en línea?
En total hay 8 usuarios en línea: 0 Registrados, 0 Ocultos y 8 Invitados

Ninguno

[ Ver toda la lista ]


El record de usuarios en línea fue de 113 durante el 20/11/19, 02:41 am
Estadísticas
Tenemos 184 miembros registrados
El último usuario registrado es aceice

Nuestros miembros han publicado un total de 40993 mensajes en 773 argumentos.
Licencia
Licencia de Creative Commons
Rocavarancolia Rol por los usuarios del foro está licenciado bajo Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported License.

No estás conectado. Conéctate o registrate

Rocavarancolia Rol » Rocavarancolia » Área Noreste » Burdel de Dama Espasmo

Burdel de Dama Espasmo

Ir a la página : Precedente  1 ... 31 ... 57, 58, 59

Ir abajo  Mensaje [Página 59 de 59.]

1Burdel de Dama Espasmo - Página 59 Empty Burdel de Dama Espasmo el 02/08/11, 06:13 pm

Rocavarancolia Rol

Rocavarancolia Rol
Recuerdo del primer mensaje :

Edificio de cinco plantas de madera pulida con fachadas llenas de balcones y techadas con tejas azules. La entrada es un arco rectangular decorado con farolillos y da a una sala circular decorada con doseles y tapices. Una abertura atraviesa el edificio verticalmente, filtrando la luz que va a dar a una fuente de cristales de colores. Se utilizó como refugio para cosechados durante la primera cosecha pero actualmente es un negocio puesto en funcionamiento.


Planos del interior:

Catálogo del burdel:
Nombre: Vivia.
Género: mujer.
Especie: idrina sin esencia.
Transformación: no tiene.

Descripción física: es una joven de piel gris perla, finísima y delicada sin ningún tipo de marca ni cicatrices, algo increíble teniendo en cuenta sus orígenes. Su cabello es liso y largo hasta media espalda y lo lleva teñido de verde pálido.  Tiene los ojos verdes, grandes y almendrados. Su cuerpo es esbelto, de estatura media, con cuello fino y piernas bien torneadas. Es increíblemente flexible. Le gusta la ropa de colores claros y prefiere las telas ligeras y transpirables. No usa casi joyas salvo en ocasiones especiales o para complacer a algún cliente.

Personalidad: se le da bien leer a las personas y ha desarrollado sus habilidades sociales para adaptarse a cualquier situación. Su vivacidad y encanto la hacen realmente popular, especialmente entre hechiceros y brujos ególatras, pues se le da muy bien halagar a la gente. A veces usa su habilidad para leer a las personas para manipularlas a su favor, y no es raro que consiga sacar más de un regalo mágico.  Le entusiasma la magia  y tiene la habitación llena de regalos mágicos de sus clientes, además de libros de hechizos que nunca podrá utilizar.  Cuando está cómoda deja salir su insaciable curiosidad.



Nombre: Zedrig.
Género: hombre.
Especie: nublino sin esencia.
Transformación: no tiene.

Descripción física: de complexión delgada y algo alto para ser un nublino. Su piel es blanca con degradados hacia el azul celeste en algunas partes de su cuerpo. Tiene la parte superior de la espalda, los hombros cubiertos de escamas, con algunos parches más en las caderas y la parte delantera de los muslos.  Sus manos terminan en garras pero usa fundas de silicona para no hacer daño con las uñas. Lleva el cabello corto azul oscuro y sus ojos son del mismo color. Suele vestir con ropa al estilo de su mundo pero de colores apagados para contrastar con lo llamativo de su piel. No muchos adornos salvo algunas gargantillas de cuero pero le gusta maquillarse.

Personalidad: puede interpretar los roles sexuales de pasivo o activo, aunque se siente más cómodo con el primero. En un principio parece un chico dulce, de sonrisa fácil y complaciente con todos, pero en realidad es bastante retraído y muy desconfiado. Esto de debe seguramente a que fue sujeto de experimentación mágica, lo que explica su extraño aspecto. Gran observador, sabe leer el ambiente y cuándo debe quitarse de en medio. Le encantan los libros y los cómics, son su pasatiempo favorito. No le gusta la magia. Es muy amigo de Mephis, nadie sabe muy bien cómo lo consiguió.



Nombre: Ariven.
Género: mujer.
Especie: nublina
Transformación: demonio del fuego arruinado (tiene una piedra de Luna incrustada sobre el escote).

Descripción física: es bastante alta, de cuerpo bien trabajado, caderas anchas y pechos firmes. Su piel tiene un color rojizo y es bastante oscura. Sus ojos rasgados son como brasas encendidas; varían de color, pasando por distintos tonos característicos del fuego. Sus labios son carnosos y muchas veces se tiñe los dientes de negro para compensar lo que no le dio la Luna. Tiene el cabello negro azabache, largo y ondulado, y le gusta recogérselo en trenzas, colas altas, moños... Posee una cola fina y larga terminada en punta de flecha. Puede chamuscar cosas tocándolas y tiene la capacidad de aumentar mucho su temperatura corporal, además de ser resistente al fuego; por desgracia su nivel de magia es menor de lo que debería y no tiene afinidad para la magia de invocación.

Personalidad: es una chica pasional y fogosa, pero mide sus acciones al milímetro y parece tener siempre todo bajo control. Le gusta reír y es aficionada a la bebida fuerte y las largas conversaciones sobre cualquier tema. Tiene una fuerte presencia, como de llama contenida, por lo que no suele pasar desapercibida. Mantiene una fachada emocionalmente distante con los clientes pero es muy cariñosa con sus amistades. Posee mucho aguante y le gusta la música, ya sea escucharla, bailarla o incluso cantarla. Adora las joyas, siempre lleva pulseras o pendientes de algún metal precioso y viste con colores oscuros. Le gustan las sedas para trabajar pero de diario usa mucha ropa terrícola.



Nombre: Vanyme
Género: hombre.
Especie: ulterano terra sin esencia.
Transformación: no tiene.

Descripción física: aparenta unos 17 años humanos. Es alto y esbelto, con musculatura marcada por el trabajo. Tiene el pelo morado berenjena, algo por debajo de los hombros y lo suele llevar trenzado y recogido en una cola alta. Sus rasgos son duros y regios. Tiene la piel muy morena, marcada con cicatrices y cayos en manos y pies. Sus ojos son dorados, ligeramente rasgados, y son los que le dan su nombre. Intenta vestir con ropa cómoda; faldas largas, pantalones anchos de tela fina y suave, algunos adornos de piel yhueso, pero nada muy llamativo ni ostentoso. Acaba cogiendo cierto gusto por los kimonos de seda y los bordados de tonos metálicos.

Personalidad: timido y desconfiado al principio, de pocas palabras, acaba abriéndose poco a poco. Suele tener una expresión seria, y su mirada profunda mezclada con su porte le dan mucha presencia. Sabe escuchar, es paciente y delicado pero firme en sus movimientos. Una vez aprende a leer desarrolla cierta pasión por los libros y también por las armas blancas y las artes marciales.




Nombre: Mephis.
Género: agénero (usa principalmente pronombres femeninos)
Especie: desconocida
Transformación: cambiante.

Descripción física (aspecto preferido): puede tener cualquier aspecto que desee pero su forma favorita es el de una persona menuda y andrógina, de rasgos finos y aniñados. Tiene los ojos enormes y con pestañas espesas, nariz algo respingona y una boca pequeña y carnosa. Todo en ella es completamente blanco a excepción de los ojos, cuyo iris suele colorear de rosa o azul pálido.  El cabello le gusta llevarlo rizado y por encima de los hombros. Suele usar maquillaje discreto, a excepción de los labios que le gusta pintar de distintos tonos de azul. Le gusta llevar ropa pomposa con muchos encajes y volantes y los adornos de flores para el pelo. Sus joyas favoritas son las perlas. Siempre viste colores claros.

Personalidad: sus servicios son los más caros de todo el burdel ya que puede ser literalmente lo que el cliente desee y por eso mismo se lo tiene bastante creido.  Suele comportarse como una diva, tiene mucho temperamento y por lo general es difícil de tratar. Con los clientes es complaciente pero sin perder la vena de princesita caprichosa que muchos encuentran encantadora. Le gusta ser el centro de atención pero solo de determinadas personas. Es muy demandante con Cain y él la consiente todo lo que puede. No se la suele ver en las zonas comunes y no se lleva con los demás trabajadores a excepción de Zedrig, con quien tiene una estrecha amistad. Le encantan las flores y las rosas en particular, siempre tiene flores frescas en la habitación.




Nombre: Jau.
Género: hombre.
Especie:  terrícola.
Trasformación: licántropo tigre.

Descripción física: es un tipo grande, de espaldas anchas y cuerpo musculado. Tiene la mandíbula bien marcada, nariz recta y unos ojos penetrantes y brillantes de color ambarino.  Su piel bronceada a veces muestra las rayas negras propias del pelaje de su forma animal.   Le gusta llevar otros rasgos de su transformación parcial como la cola, los colmillos o nariz oscura. Lleva el pelo corto, rapado en la nuca degradado de negro a naranja. Le gusta demasiado ir sin camiseta y suele vestir pantalones anchos de algodón o de lino, y no más complementos que alguna pulsera de cuero.

Personalidad: posee unos instintos animales muy marcados, por lo que es bastante salvaje e impulsivo pero sus años de experiencia le han dado el suficiente autocontrol. Es amistoso y muy agradable, le gusta socializar y estar rodeado de gente. Tiene una presencia algo intimidante pero se disipa pronto una vez lo oyes hablar. Adora bailar, los deportes de equipo y en general cualquier actividad física que le permita quemar energía. No puede pasar mucho tiempo encerrado o se pone nervioso e irritable. Es el predilecto de Gahna y a menudo está reservado solo para ella.



Nombre: dama Circe.
Género: mujer.
especie: terrícola
Transformación: licántropo.

Descripción física: en su forma humana es de estatura media, quizá un poco baja. Tiene curvas marcadas: caderas anchas y pecho generoso. Su piel suele estar bronceada. Los rasgos de su rostro son redondeados, si bien algo asalvajados por el brillo especial de sus ojos marrones o la chispa de su sonrisa. Su cabello es castaño y le gusta llevarlo corto.  En su forma lobuna, su pelaje es moteado, sus ojos están vascularizados y es más grande que un lobo normal. Tiene una forma de vestir llamativa y le gusta seguir como puede las últimas tendencias tanto de la Tierra como de Frivo. Adora los pendientes grandes y los estampados animales.

Personalidad: debido a sus instintos animales, es algo salvaje e impulsiva. Se pica con facilidad y tiende tener rabietas, pero también es muy juguetona. Es algo menos refinada que sus compañeras, muchas veces habla más de lo que debería y le traiciona el entusiasmo. A veces también es que es sencillamente borde, a pesar de todo se preocupa por sus compañeros y resalta por su sentido del humor y su animosidad.



Nombre: Wheem
Género: hombre.
Especie: varmano.
Transformación: brujo de las opiaceas.

Descripción física: tiene una estatura media varmana, lo que en Rocavarancolia lo hace más bien bajo. De espaldas anchas y cuerpo bien formado pero ágil gracias al baile. Tiene la piel oscura y el cabello rojo a media melena, que le gusta llevar recogido en una coleta baja. Ojos anaranjados siempre atentos, y boca de labios finos generalmente con un cigarro entre ellos (fuma como un carretero). Tiene las orejas perforadas. Le gusta la ropa de su mundo; pantalones de vestir, camisas y chalecos, a veces algún sombrero.

Personalidad: lo que se suele llamar un vividor. Desconfiado y de palabras comedidas salvo cuando su sinceridad le traiciona. Directo, brusco y con un ácido sentido del humor, también sabe endulzar sus palabras para conseguir sus objetivos. Apasionado del baile y el incienso a lo que suele oler su dormitorio. No tiene muchos remilgos, por lo general.



Nombre: Vlad (empleado esporádico).
Género: hombre
Especie: terrícola
Transformación: íncubo.

Descripción física: es un hombre realmente alto y de presencia imponente, con rasgos regios y elegantes. Su piel es pálida, adornada con diversas cicatrices y escarificaciones. Tiene piercings en los pezones, al inicio del hueso pélvico y en la base del pene. Su cuerpo está bien trabajado pero con una musculación más estética que por trabajo físico. Apenas tiene vello corporal.  Unos cuernos curvos asoman entre su melena oscura, larga y lisa. Tiene los ojos rojos y sus uñas son largas y negras. Su lengua es larga y sus dientes afilados, y posee una cola acabada en punta que se va oscureciendo desde la base hasta adquirir el tono rojizo  de la sangre seca. Viste con ropa libense de buena calidad para trabajar: faldas largas, gargantillas de cuero, cadenas… De diario usa ropa formal terrícola.

Personalidad: la personificación del libertinaje. Aun conservando los modales y el porte de su pasado noble, su desproporcionada libido le hace tener la mente puesta siempre en el sexo, aunque con la experiencia ha acabado aprendiendo a disimularlo realmente bien. No es demasiado exigente pues suele interesarle más la recarga de magia que el dinero, pero le gusta tomarse su tiempo en el cortejo, seduciendo y jugando con sus objetivos. Morboso y calculador, sumiso ante su única ama, Mánia, cuya autoridad reconoce aun por encima de la de Cain. Es un ávido lector, tanto de novela como de poesía, y un amante de la música clásica.


Ver mensajes archivados:


697Burdel de Dama Espasmo - Página 59 Empty Re: Burdel de Dama Espasmo el 30/10/19, 01:07 pm

Cuervo


-Entonces seguís juntos, me alegro mucho- dijo suspirando como si eso fuera una prueba de que ellos también lo estarían- Más gente de letargooo que guay- Fue entonces cuando se dio cuenta que eran muy pocos para un torreón, quizás su cosecha fue más escasa- ¿Y siempre ha sido un burdel?

Miro a Jau sonriente que había entrado en la conversación, pero el gesto del rostro de guille cambio cuando, dijo los que quedaban con vida.

Guille miro a su alrededor podía ver la alegría de ver a sus amigos hablando, jugando y pasándoselo bien. Guillermo disfrutaba mucho las fiestas y esta reunión lo parecía mucho. No podía imaginar cómo sería perder a más gente, perderlos. Aunque fuera un Rocavarancolia fuese horrible y monstruosa gracias a ella había encontrado a sus amigos, por lo que, aunque quisiera con todo su corazón odiarla no podía, pero Rovarancolia igual que daba quitaba.

-ME APUNTOOOO A LA CAZA DE CONEJOS CAMARADA EITNE- dijo cuando escucho los planes de Eitne, para cambiar de tema. Mientras se quedaba esperando que los mayores dieran el visto bueno, se acercó a Cain de nuevo y le miro :

- ¿Me presentas a tus amigos interplanarios? - dijo con total confianza de que todos los monstruos que invocaba Caín eran maravillosos amigos.

698Burdel de Dama Espasmo - Página 59 Empty Re: Burdel de Dama Espasmo el 02/11/19, 01:48 am

Nihil


Asiático, dedujo Mephis, como si sus rasgos no fueran lo bastante reveladores. La cambiante dudaba que el novato fuese consciente de lo mucho que le iba a ayudar la gran diversidad a la que tenía acceso su especie.

No le miró a los ojos mientras hablaba, pero se aseguró de que se notase en su lenguaje corporal que le atendía. Le dio vueltas a su té con la cucharilla y luego dio un pequeño sorbo. Como esperaba, buscaba una guía, y a la cambiante le dio una desagradable sensación de deja vu.

-Creo que nunca he visto ninguna transformación como cambiante -dijo -Quiero decir, todas son únicas pero la mayoría de las veces comparten rasgos con alguna otra, como las alas o los cuernos o los apetitos…

Mephis siempre se había enorgullecido de su transformación y lo expresaba a menudo, sin embargo podía resultar solitaria por ese detalle en concreto.

-Cuando yo me transformé no había ningún otro cambiante en la ciudad. Leí sobre los nuestros en libros de historia, pero fui la única durante muchos años. Tampoco quedaron muchos de mi grupo tras la criba…

Su grupo ya era pequeño al principio y la ciudad no tuvo piedad. Mephis no recordaba casi ninguna cara de su criba, y en cuanto la Luna Roja salió se aisló. Se abrió camino como lo hacían todos los monstruos: sin piedad, sin escrúpulos, hasta que otro monstruo la tomó bajo su protección.

-Puede ser sobrecogedor al principio pero salvo que seas un completo imbécil no deberías tener problemas. Que tengas algo de inseguridad es una buena señal.

*

-Fue un burdel hace mucho tiempo, pero estaba abandonado cuando llegamos -explicó Cain. -Lo volví a poner en marcha tiempo después de mi primera luna.

Los pequeños habían enredado a Vanyme para llevárselo de excursión. A Cain no le gustaba que el terra saliese de la ciudad, era bastante menos resuelto que Vivia, sin embargo se sentiría muy  mal negándole una aventura inocente. Accedió a dejarle ir con la condición de que Jau le acompañase. Además sul olfato de tigre les sería de utilidad.
Cuando Guille se le acercó de nuevo y le pidió a sus demonios le dedicó una gran sonrisa y dijo:

-No.

No pensaba darle razones a su negativa, sencillamente estaba fuera de toda cuestión.

699Burdel de Dama Espasmo - Página 59 Empty Re: Burdel de Dama Espasmo el 07/11/19, 03:36 am

Yber


GM
¿El plan estaba tomando forma? Sí. ¿Los adultos no se habían opuesto inmediatamente? También. ¿Cabía la posibilidad de que Vanyme se uniera? Cabía. Eitne se sentía como unas castañuelas en ese momento: tenían invitación al burdel, iban a aprender a cuidar a los conejitos (¡junto a Vanyme!) y se iban a preparar concienzudamente para cuando les tocara a ellos tener su propio conejo.

¡Apuntado también, Cazador Guille! —le confirmó a su amigo la participación antes de que continuara hablando con el señor brujo Caín. Luego volvió a mirar al Vivia y Vanyme—.  Nosotros también podemos protegerte. Se nos da muy bien —dijo. Y de verdad lo creía, porque en aquel momento su cabeza no pensaba en todos los que se habían muerto desde que llegaron a Letargo—. Le puedo decir a los animales que no se te suban, que no te piquen, que no te muerdan y que no te coman en general, me hacen mucho caso casi siempre. Además vamos a entrenar mucho, ¿a que sí? --preguntó a Adru y a Nime, que eran los más implicados en la conversación. Luego las señaló una por una—. Adru corre más rápido que la velocidad y Nime dispara cosas, son muy chulas las dos.

Si había algo que le gustara a Eitne más que presumir de sus nuevos dones, era presumir de sus buenos amigos. Y ahora que había puesto evidencias suficientes sobre lo capaces que eran todos, solo quedaba una pregunta:

Podemos aceptar el trato, ¿verdad?

700Burdel de Dama Espasmo - Página 59 Empty Re: Burdel de Dama Espasmo el 08/11/19, 04:33 pm

Tak


GM
Nime escuchó con pena cómo el terra les decía que tal vez no debería acompañarlos, pero la intervención de Vivia la hizo volver a agitar las manos con nerviosismo contenido. El trato que les ofreció a cambio no estaba nada mal, además, porque tenían que aprender a cuidar conejos, saber qué comían, cómo se comportaban o como evitar que se pusiesen enfermos.

Miró a Eitne, a Adru y a cualquiera de su grupo que estuviese atento a la conversación, buscando la aprobación en sus ojos para aceptar el trato. Parecía que todos estaban de acuerdo, y hasta Guille dejó su conversación con Cain de lado para apuntarse a la aventura.
¡Venga, tenemos que hacerlo! —exclamó ella, hasta que Cain también intervino para darle permiso a Vanyme para salir a cazar con uno de sus amigos y su sonrisa se hizo aún más amplia—. ¡Gracias! —le dijo al brujo.

Cuando Eitne vendía las bondades de su grupo para la excursión, Nime hinchó el pecho con orgullo al ser mencionada.
Son como hechizos de impacto —añadió a la explicación imprecisa del daeliciano con petulancia.
»No va a pasar nada malo —dijo cuando Eitne hubo terminado de hablar—, ni siquiera tenemos por qué ir a sitios peligrosos, y primero tenemos que aprender a cuidar a los conejitos. No podemos no aceptar, ¡veeenga! —aquello último lo había dicho mirando a los mayores. No veía ninguna razón por la que los conejos o la excursión fuesen a ser peligrosos, y para la demonio mineral era una oferta única para matar el aburrimiento.

701Burdel de Dama Espasmo - Página 59 Empty Re: Burdel de Dama Espasmo el 09/11/19, 01:40 am

Goliat


Mentiría si dijera que no seguía tenso. Ni siquiera estaba seguro de agradecer la compañía de Zedrig; por un lado implicaba no estar a solas con la cambiante, por otro... tampoco es que conociera lo más mínimo al nublino como para relajarse con su presencia, si bien lo contrario. Por suerte sus nervios se camuflaron al atender las palabras de Mephis.

No pudo evitar asentir con una pequeña sonrisa a lo primero que dijo. Rox procuraba no externalizarlo demasiado, pero al igual que Mephis estaba tremendamente orgulloso de haber recibido semejantes poderes. Hay cambios permanentes, con uno o dos cuerpos distintos, imperceptibles y radicales, pero todos con sus limitaciones. El tope de un cambiante eran sus hilos y su imaginación. Claro que como primerizo le aterraban sus propias barreras; con quien más podía ayudarse in extremis era con Rena por eso de transformarse en osa a voluntad (a veces), pero seguía sin ser lo mismo.

Su pecho se desinfló poco a poco al oír de su experiencia. Sabía que los cambiantes eran escasos, pero estaba claro que la situación de Mephis había sido mucho peor que la suya, al menos en lo que a recién transformados se refiere.

Tuvo que haber sido muy difícil... —añadió mordiéndose el labio, con sinceridad pero sin saber bien que decir. No se imaginaba sobreviviendo sin sus amigos en la ciudad, pero era algo que prefería mejor ni pensar.
Sin embargo comprendió, si es que aquella era la moraleja, que podía sacarse las castañas del fuego por cuenta propia.
«Puedo hacerlo solo» se dijo, pero le supo a poco. Le habría encantado conformarse con aquella información, marcharse y darle las gracias a Mephis por su tiempo, pero lo cierto es que se encontraba en el mismo punto en el que había empezado.

Sus palabras de ¿ánimo? (lo cierto es que no tenía claro la naturaleza de estas) fueron fuertes, pero le pillaron tan desprevenido que no pudo evitar que lo primero que saliera de su boca fuese una risa. Los veteranos seguían siendo su asignatura pendiente, y dudaba llegar a acostumbrarse nunca a sus formas, pero al menos esta vez su reacción inmediata no había sido la de fruncir el ceño o cagarse en sus muertos.

Espero no ser un imbécil entonces —escurrió el picor que pudiera sentir bajo una sonrisa, entre incómodo y divertido— . Justo sobre eso quería preguntarte... Empecé con libros de anatomía y mi jefa me dio un montón de revistas de modelos. También me fijo mucho en mis compañeros, pero necesito espejo para casi todo. Me siento como un bebé aprendiendo a caminar —rio suavemente—. Me cuesta mucho salir de mi zona de comfort. ¿Alguna recomendación o voy bien?

Sus nervios iban y venían tan pronto terminaba una frase. Solo esperaba no darse de frente con otro comentario pasivo-agresivo.

702Burdel de Dama Espasmo - Página 59 Empty Re: Burdel de Dama Espasmo el 15/11/19, 04:02 am

Lathspell

Lathspell
- ¡Oh! ¡¿y que era capaz de hacer?! - Pregunto emocionado. Afortunadamente su cerebro pudo darse cuenta de lo que aquella pregunta implicaba en aquel lugar. La grisasea piel de Zob empezó a tornarse mas y mas roja mientras bajaba la mirada al piso como si por primera vez quisiera usar sus poderes y matar al suelo para que se lo trague. Paso su lengua bífida por sus labios totalmente nervioso mientras levantaba la mirada nuevamente, absolutamente sonrojado, y movía sus manos negando frenéticamente. - No no no no me refería a esssso es decir...nada nada olvidenlo...ehhhh

El pobre nublino no sabia que hacer, volteo la cabeza obedeciendo a su vieja costumbre de que no lo vieran, pero cuando por el rabillo del ojo vio a Pam, supo que no podía seguir escapando de socializar con aquella ciudad. Sonrió tratando de parecer casual, como si aquello hubiera sido pensado. Miro muy rápidamente a Ariven y a Wheem antes de cambiar su vista a puntos aleatorios de la habitación mientras se calmaba unos segundos. Movió la vista de la habitación, a los muebles, a la ropa de Wheem, al cabello de Ariven hasta que encontró las palabras que necesitaba. - Suena tentador, en ssserio,...ejem, perdón, en serio suena tentador - dijo disculpándose por los siseos y tratándolo de controlar. - Pero quiero sentirme útil, por mis amigos y por mi mismo. Se que suena impulsivo, pero supongo que también pueden entender que quiero mostrarme a mi mismo que ya no soy el nublino que trajeron a sobrevivir aquí... asi que... - Sacudió la cabeza para quitarle el tono serio a todo el asunto - ¿ Como es vivir aquí? ya llevamos unos días en la Sede, pero ¿Como es la vida en la ciudad? ¿Que se hace a diario? - Les pregunto con genuina curiosidad, no quería ser pretencioso pero tal vez podría pasarse a charlar  uno que otro día y hacer nuevos amigos.


_________________________________________

El Odio es por mucho el placer mas duradero. El hombre Ama con prisas, pero llega a Odiar con mucha calma.

703Burdel de Dama Espasmo - Página 59 Empty Re: Burdel de Dama Espasmo el 19/11/19, 12:30 am

Nihil

Nihil
-La prundencia es una muestra inequívoca de que no eres idiota -dijo Mephis -Sabes que hay un riesgo, uno grande. Por fortuna no has tenido que conocer a Yip.

Mephis no odiaba realmente a Yip, pero su presencia siempre le había resultado desagradable, era como ver a su mayor miedo paseándose alegremente por delante de sus narices. Lo había evitado estando vivo y cuando ocurrió lo inevitable no pudo si no sentir alivio, aunque ese sentimiento estuviese acompañado por algo de culpabilidad. Dejó la taza reposando sobre su regazo y miró los posos del té como si quisiese leer en ellos lo que debía decir a continuación. Zedrig a su lado simplemente observaba en silencio; no tenía nada que aportar a la conversación pero no tenía ninguna intención de dejar a Mephis sola con ningún extraño, por mucho que el señor Cain hubiese dado su permiso. La cambiante puso la taza de vuelta en la bandeja para servirse más té, y como si no fuese nada estiró sus dedos y se creó un par extra para sujetar mejor la tetera con sus pequeñas manitas. Cuando volvió a dejar la tetera en su sitio habían desaparecido.

- Las fotografías están bien, pero recuerda que no eres una imagen plana, tienes volúmenes, así que deberías trabajar con referencias reales -Mephis había llegado a sacar cadáveres de la cicatriz para diseccionarlos y estudiar su funcionamiento -Pero si tienes miedo de perderte lo mejor es que antes trabajes tu base. Créate una forma a la que volver en caso de que algo salga mal, estudia esa forma y apréndetela de memoria, que no tengas ni que pensarla para transformarte. No tiene que ser el aspecto que tenías cuando llegaste, puede ser cualquier cosa – Por primera vez la cambiante estaba mirando a Rox mientras le hablaba. Señaló uno de los jarrones con rosas que llenaban la habitación – A mi me gusta el color blanco, me hace sentir a salvo. No tengo que pasar desapercibida en mi vida diaria así que siempre vuelvo a ese color, tenga la forma que tenga.

Para hacer una demostración se transformó en una versión albina de Zedrig, manteniendo su tamaño reducido para no estropearse el vestido. Tan solo mantuvo la forma unos segundos antes de volver a su aspecto original.


Abajo Wheem y Ariven rompieron a reír. La inocencia del nublino era refrescante y tentadora, pero por suerte para él no tenían suficiente confianza como para tomarle el pelo. Bueno, puede que un poquito.

-Es una pena, hacía unas cosas muy interesantes con esa lengua suya -dijo Ariven guiñándole un ojo.

Pararon de reír cuando notaron la dificultad del chico para expresarse y le dejaron espacio.

-No es impulsivo, es admirable -dijo Ariven -Y bastante maduro por tu parte

Wheem no lo veía tan admirable, para él ese tipo de mentalidad era lo que te llevaba a morir en la ciudad, pero no dijo nada al respecto ni lo exteriorizó de ninguna forma. Fue a la mesa a por una taza de café y le ofreció a Ariven y Zob.

-Vivir aquí es como si una persona intentase timarte una segunda vez usando los mismos trucos -respondió -Ya tienes la información, sabes por donde puede salirte, pero todavía hay gente gilipollas que pica igual. Y muere -dijo un sorbo a su café -Si tienes dos dedos de frente puedes vivir bien.

-O una cara bonita -añadió Ariven dándole un par de palmaditas a Wheem en el hombro -Para que si la cagas estrepitosamente alguien poderoso venga a salvarte el culo.

-Sí, sí, también eso -dijo Wheem con algo de fastidio. Sin poder evitarlo miró de reojo a Cain, que seguía entretenido con los niños, él se dio cuenta (como no), giró la cabeza hacia ellos y les sonrió.


_________________________________________

Y con este nombre yo te maldigo, y ni tan siquiera la muerte podrá librarte de tu condena, pues todo aquel que intente matarte recibirá siete veces tu castigo.

704Burdel de Dama Espasmo - Página 59 Empty Re: Burdel de Dama Espasmo el 21/11/19, 06:48 pm

Lathspell

Lathspell
Zobriel soltó una pequeña risa ante aquella declaración y el guiño. Y se forzó a sí mismo a seguir conversando en lugar de pensar en otras cosas. Era una nueva cara de la ciudad todo aquello, aunque visto de otro modo, cuando todos son monstruos o dioses no hay que temblar, al menos no todo el tiempo. Tomo el café agradeciendo y cuidando de nuevo de no ver a los ojos a nadie, lo olfateo, y supuso que eso era otra pequeña parte de ser uno de “los mayores” así que lo bebió sin quejarse del sabor.

- Bueno a pesar de todo, no es que vayamosss saltando y cantando por ahí ¿verdad? Bueno no es como si todos lo hiciéramos… – volteó la cabeza junto con los demás, fijándose primero en los enanos pero además captando la sonrisa de Cain. - El señor Cain, siendo todo elegante  amable, es más poderoso que todos nosotros juntos ¿no? – No quería ser pretensioso e incluirse en ese “nos” pero la tranquilidad de Cain le decía mucho. Negó con la cabeza mientras se disculpaba por meterse en algo así.  - Nono no, no esss que me incluya, lo siento, pero es raro…no, no, la palabra es reconfortante ver que en medio de toda la ciudad a la que tanto temimos por un tiempo hay un sitio tranquilo… -  Sus labios se curvaron y decidió seguirle el juego a Ariven. - Al menosss tranquilo solo por la mañana – Le dijo atreviéndose a mirar a los ojos guiñándole uno rapidísimo antes de fijar su vista en otro lado.


_________________________________________

El Odio es por mucho el placer mas duradero. El hombre Ama con prisas, pero llega a Odiar con mucha calma.

705Burdel de Dama Espasmo - Página 59 Empty Re: Burdel de Dama Espasmo el 26/11/19, 10:54 pm

Red

Red
Milo sonrió ampliamente ante la reacción de Rena, contagiándose de su emoción rápidamente, pero antes de que pudiera responderle Rox se puso en pie para seguir a uno de los habitantes del burdel hacia los aposentos de la tal Mephis.
Ya ves… se ve que lo de ser cambiante tiene sus ventajas, ¿no? —le respondió a la ursántropa en tono de broma, llevándose un buen trozo de tortita a la boca mientras las zapatillas del australiano desaparecían escaleras arriba. En verdad no querría estar en el pellejo de su amigo por nada del mundo, pues lo de ir a conocer a un veterano con su misma transformación a su habitación sonaba aterrador.

En cuanto apuró la tortita el brujo volvió al tema que trataban hacía escasos segundos, tragando con rapidez antes de empezar a hablar.
No exactamente —respondió a lo de los chismes—. Si que hay objetos mágicos, como el guardapelo ese que se encontró Rox, pero no me refería exactamente a eso —aclaró, sirviéndose más chocolate caliente con expresión golosa—. La razón por la que todo el mundo puede hacer magia en esta ciudad aún sin tener una transformación enfocada a ella son las runas —añadió con solemnidad, dándole peso a su afirmación con un asentimiento de cabeza—. ¿Te suenan de algo los lenguajes mágicos que se ven en los videojuegos rpg clásicos? Los típicos símbolos que no entiende nadie pero que si se usan adecuadamente le confieren gran poder al prota y toda esa vaina, ¿no? Pues la esencia es un poco la misma, pero con menos fantasía y mucho más estudio. —afirmó riendo antes de empezar a hablarle de los circuitos rúnicos y sus múltiples aplicaciones.

Mientras tanto Vac escuchaba a la pequeña spriggan con atención, entendiendo perfectamente a qué se refería con eso de tener más cosas en común con él que con sus amigos. El griego también había pasado por aquella fase, como casi cualquier criatura de precio inmoral, y era bueno que la mona del queso fuera consciente de esas diferencias desde bien pronto.
Esa es la carga con la que tarde o temprano tenemos que lidiar los seres como tu y yo, Pelusa —respondió con una media sonrisa—. Y no son las diferencias físicas las más notables, créeme, te darás cuenta de que con el tiempo es la forma de pensar lo que más nos cambia la Luna Roja —aclaró, dando un sorbo a su taza de café con expresión pensativa—. Las criaturas de precio inspiramos temor por defecto, antes de que nadie tenga siquiera la oportunidad de conocernos, y esa reacción prejuiciosa no es que este desencaminada ni tiene porque ir acompañada de un aspecto monstruoso —dijo riendo mientras se acomodaba sobre su asiento—. Que seas pequeña no significa nada, te lo aseguro, y al igual que yo lo único frágil que tienes son tus alas. Apuesto lo que sea a que podrías noquear a la mayoría de tus amigos con un golpe mal dado sin haber recibido entrenamiento de ningún tipo.

Pam aún no era consciente de su propia fuerza y seguía convencida de que era una criatura indefensa a la que había que proteger, pero nada más alejado de la verdad.
Los spriggan en la historia de Rocavarancolia son unos guardaespaldas excelentes, ¿lo sabías? Sois duros, fuertes y vuestro precio brilla especialmente cuando protegéis a alguien que os importa o con el que, a efectos prácticos, tenéis algún tipo de contrato. Eres una protectora, Pelusa, no una mariposa débil a la que los demás tienen que cuidar —sentenció con firmeza, gesticulando con sus dedos de forma inconsciente para reafirmar sus palabras—. Aún tienes muchas cosas que aprender, eso es normal, pero la Luna te ha hecho mucho más fuerte de lo que crees. —añadió con más tranquilidad, dejando caer las manos sobre su regazo antes de echarle un vistazo al frasco y al cepillo que había dejado sobre la mesa.

La propia mona del queso ya había deducido por su propia cuenta para qué servían aquellos objetos, por lo que no se molestó en repetirlo más allá de un simple asentimiento de confirmación, pero cuando le preguntó cómo se las apañaba él no pudo evitar reírse.
Soy bastante flexible, no creas, pero por supuesto que tengo alguien que me ayuda cuando me hace falta. Como bien has dicho es una zona algo complicada de alcanzar, así que ahora te lo puedo hacer yo si quieres y así aprendes, pero tendrás que pensar en alguno de tus amigos para que te eche una mano en el futuro. —dijo, bajando al suelo para sentarse de piernas cruzadas antes de invitar a la pequeña a que ocupara el asiento que acababa de dejar libre.

Al otro de la mesa Milo proseguía con su explicación emocionado, pues la perspectiva de que Rena pudiera hacer magia a pesar de ser una ursántropa le encantaba. Apenas prestaba atención a las conversaciones alrededor, pero la verborrea que los pequeños mantenían con Adru, el terra y la idrina poco a poco empezó a colarse en su subconsciente. Para cuando se quiso dar cuenta del todo, sin embargo, ya era demasiado tarde y la expedición para ir a cazar conejos estaba prácticamente decidida. Que les pidieran permiso a aquellas alturas casi le hizo reír, pero logró contenerse y se limitó a intercambiar una mirada entre divertida e incrédula con su compatriota.
Aunque os acompañen estos chicos tan majos tendremos que ir nosotros también, ¿no creéis? —le preguntó a Eitne sin responder aún a su pregunta—. Ya sabemos que no molamos tanto, pero seguro que nuestras habilidades también pueden ser de utilidad para atrapar liebres. —comentó, rascándose el mentón pensativo mientras su bola de cobre se revolvía en su regazo.

706Burdel de Dama Espasmo - Página 59 Empty Re: Burdel de Dama Espasmo el 06/12/19, 01:47 am

Goliat

Goliat
Rox se atrevió a sonreír ante su positiva, aunque moderó el gesto tras la mención de alguien que desconocía y no parecía caer en gracia de la cambiante. De momento se guardaría la curiosidad.
Observó atento como Mephis manejaba la taza, modificando con naturalidad sus miembros para ello, preguntándose si algún día llegaría a resultarle tan simple hacer esas pequeñas cosas. Parecía ensimismado por sus gestos, pero seguía atendiendo a consciencia. Asintió suavemente un par de veces, pensando en todo lo que le decía e intentando mantener el contacto visual sin amedrentarse. Ya había notado lo útil que era un modelo tridimensional en comparación con las fotos e imágenes que usaba para estudiar, pero para ciertas cosas le iba a ser muy complicado conseguir referencias. Además no solo se trataba de mirar; tocar las texturas, sentirlas, todas esas cosas no las trasmitía el papel.

Una forma... —el ejemplo era claro, lo que no tenía claro era su propia respuesta. Vio como Mephis cambiaba a un Zedrig incoloro, absorto y para que mentir, maravillado. Verse a sí mismo cambiar delante del espejo era algo extraño y le seguía descolocando por la falta de costumbre a perder su propia imagen, pero en otro -y más con tanta experiencia- era como poco fascinante. Los hilos se movían con sutileza, como si la imagen cambiase con la facilidad con la que se pierde y se recupera un reflejo en el agua. «Qué pasada»—. Creo que entiendo lo que quieres decir, pero... algo que me dé seguridad... —murmuró más para sí que para ella, bajando la mirada a un punto inconcreto—. Me gusta mi cuerpo tal y como está ahora...

No quería volver a su cuerpo de antes de la Luna, eso seguro, ni siquiera a los rasgos más sutiles que había ido cambiado durante esas semanas. Su rostro estaba más perfilado, su espalda era más ancha, tenía nuez, sus brazos eran más firmes y angulados y hasta su voz era más grave. Se llevó una mano al pecho inconscientemente, donde residía el cambio más importante, dando con su colgante de metal y cerrando el puño en torno al mismo. Se sentía seguro así. No solo porque fuera el cuerpo que siempre había querido, sino por su familiaridad, por evadirse del miedo a pensar que había dejado de ser humano. Quizás encontrase una forma más simple más adelante, algo más directo como el caso de Mephis, pero de momento así estaba bien y en aprendérselo a consciencia se centraría.
Tras unos instantes en silencio volvió en sí de sus pensamientos, mirando de nuevo a la cambiante con una sonrisa.

Parece una tontería pero... es verdad. Si me entra una crisis de identidad, o el cambio sale horrible pero sé que puedo volver a una forma clara, me sentiría mucho más seguro practicando otras cosas —frunció levemente el ceño. Se sentía tonto por no haberlo pensado antes, o al menos no en profundidad, y al final se le escapó una risa—. No sabéis lo mucho que necesitaba este empujón.

Se sentía agradecido. Reclinó un poco la espalda en su silla, claramente más cómodo que cuando acababa de entrar. No estaba del todo seguro, sin embargo, al preguntar:

Por cierto —ladeó la cabeza— ¿quién es Yip? ¡Si se puede saber, claro!
Abrió bien los ojos y levantó las manos en gesto sumiso, apurado.


_________________________________________

♪♫♬:


Burdel de Dama Espasmo - Página 59 Mercad11

707Burdel de Dama Espasmo - Página 59 Empty Re: Burdel de Dama Espasmo el 08/12/19, 02:13 pm

Nihil

Nihil
-¡Ah, sí, las runas! Zarpa usa una para vestirse cuando se transforma

Se sintió un podo idiota por no haber caído en eso, aunque en realidad no sabía prácticamente nada sobre las runas. Al principio había pensado que serían como una pegatina con un efecto pero por lo que Milo le estaba contando eran mucho más complejas y versátiles. Incluso aunque se le escapaban muchos detalles de la explicación podía imaginar las posibilidades, y le estaban encantando.

-Lo del estudio te lo dejo a ti -dijo entre risas, dándole un par de palmadas en el hombro.

Más tarde le preguntaría si se le podrían añadir algunas mejoras a su futuro implante con eso de las runas. Un brazo mecánico que se transformaba era guay, pero un brazo mecánico que se transformaba y además lanzaba bolas de fuego era todavía más guay.

Tampoco había prestado mucha atención a lo que hacían los enanos. El ambiente se sentía lo bastante seguro para que no le diera cargo de conciencia dejarlos a su aire, y la verdad es que lo disfrutaba. El comentario de Milo las descolocó un poco hasta que le contaron de qué iba la cosa. Los enanos habían organizado una excursión con algunos de los chicos del burdel, y lejos de enfadarle a Rena le pareció una idea cojonuda.

-¡Yo también quiero ir a cazar bichos peludos! -Se giró hacia Milo -Eh, no me incluyas en el paquete, yo molo igual que esta gente -dijo empujándole, tal vez con fuerza de más.

Rena no se cansaba de estar al aire libre, y desde su transformación sentía que había algo que la ciudad no podía darle. Algo en su nuevo cerebro vibraba con anticipación, y encima iban a ir con gente que sabía.




Wheem soltó un bufido.

-Si con ‘nosotros’ te refieres a vosotros los novatos, sí, es más poderoso.

Ariven se tapó la boca para que no se viera su sonrisa. Wheem era el único del burdel con un poder similar al de Cain y sabía lo mucho que le molestaba que los comparasen así. Intentó matizar un poco las palabras de su amigo y las del basilisco.

-El poder del señor Cain no viene solo de los dones que le dio la Luna Roja. Ha trabajado mucho para crear esto y precísamente esa amabilidad que mencionas es una sus herramientas.

Cain había conseguido crearse una imagen gracias a sus acciones en sus primeros años en la ciudad y a unas muy convenientes amistades y era en eso en lo que radicaba realmente su poder. Ni Wheem ni Ariven quisieron revelar demasiado al novato, y aunque su propio orgullo les impedía dejar que Zobriel mantuviese esa imagen idealizada del invocador, la realidad era que ambos estaban bajo el influjo de sus artimañas, les gustase o no. Sabían perfectamente lo que se escondía debajo de esa ‘’amabilidad’’.



En su habitación, Mephis alimentaba su ego de una manera distinta a la habitual. Su barrera de fingida indiferencia ante el novato se había ido debilitando y ya parecía estar manteniendo una conversación normal, o al menos todo lo normal que era posible para ella. De normal no encontraba placer en ofrecer ayuda o consejo, y la naturaleza de sus otros compañeros de transformación no le habían permitido sentir esa responsabilidad hacia los nuevos bendecidos que era tradición en la ciudad. Es por esto que cuando Rox preguntó por Yip, Mephis miró a Zedrig con algo parecido a la inseguridad, no quería disgustar al humano. Zedrig le tomó la mano y entrelazó los dedos para reconfortarla. No iba a mentirle a un novato por lástima, ¿no?

<< Lo harás debil>> le dijo en su cabeza.

Mephis suspiró.

-Yip fue un cambiante que llegó con la cosecha de Cain. No encajó bien el cambio, la Luna lo volvió completamente loco - << No, no fue culpa de la Luna, fue solo suya >> -Verás, hay algunos órganos que hay que mantener para sobrevivir: el corazón, los pulmones y eso, si cometes el error de olvidar que debes mantener tus funciones vitales puedes despedirte. Eso es sencillo, mantener el cerebro intacto no tanto, el caso es que Yip nunca pudo volver a ese sitio seguro. Se encerró en el faro durante años y un día simplemente se tiró.


Podría haberse creado unas alas, una coraza, cientos de cosas, pero no lo hizo. Saltó y se estampó contra el suelo y ese fue el final del supuesto milagro. Mephis flexionó las rodillas y se abrazó las piernas. Sin querer volcó su taza de té y esta rodó por el edredón hasta la alfombra derramando su contenido. Zedrig se incorporó a toda prisa, no para recoger la taza si no para comprobar Si Mephis estaba bien. La cambiante se había quedado mirando fijamente sus rodillas. Su autocontrol luchaba por no devolverla a un cuerpo aún más infantil. No quería parecer débil delante del novato.


-Creo que es mejor que te vayas ya -le dijo a Rox, recomponiéndose de pronto -Ha estado bien, pero me gustaría descansar y tus amigos deben echarte en falta.


_________________________________________

Y con este nombre yo te maldigo, y ni tan siquiera la muerte podrá librarte de tu condena, pues todo aquel que intente matarte recibirá siete veces tu castigo.

708Burdel de Dama Espasmo - Página 59 Empty Re: Burdel de Dama Espasmo el 16/12/19, 04:53 pm

Evanna

Evanna
Realmente la spriggan estaba muy concentrada en todas y cada una de las palabras dichas por Vacuum, en ese momento, le gustase o no, era el único con el que podía contar para poder entender un poco mejor su trasformación y sus implicaciones. Pensar que la Luna no solo habría cambiado su aspecto sino también su mente no le asusto tanto como debiera, tal vez porque ya había analizado aquello durante aquel tiempo, tras haber leído una y otra vez lo que significa su trasformación, su precio y también había investigado a otras criaturas que como ella, también lo poseían. No había mirado con exactitud el precio de los hados infernales, o más concretamente el proceso en el que obtenían la magia, más si sabía que como ella necesitaba dañar e infligir diferentes tipos de daño a la gente.

Pelusa miro a Vac, con una sensación extraña de envidia, pues aun tenia sentimientos encontrados con su propio precio. Tan confuso y difícil de obtener, por todo lo que implicaba. Estaba segura que le sería mucho más fácil dañar a alguien por elección, por necesidad o solo porque si, que hacerlo teniendo que seguir un patrón de comportamiento protector hacia alguien, de tipo que fuese. Pero Dama Pelusa se había resignado ya a la evidencia ¿Cuándo las cosas le habían sido fáciles para ella? Nunca.

Por eso aún se le hacía difícil confiar en algunas de las palabras del hado cuando decía que las criaturas inmorales provocaban temor con su presencia solo por el hecho de serlo. No es como si creyese que mintiera, no era eso, era más bien, que se tenía una concepción muy pobre de sí misma. Tener tal nivel de confianza tan bajo en si misma le era también extraño.

-No sabría decir si alguien al verme ha llegado temerme alguna vez, sé que resultó inquietante a simple vista, eso si, porque me lo han dicho – asintió Pelusa, imaginando que era lo máximo que podría conseguir, no es como si pareciera ser una transformación muy conocida por la mayoría de la gente, tal vez por eso no eran capaces de temerle de primeras. O tal vez simplemente ella no se daba cuenta de eso. Pelusa soto un leve bufido que casi solo a suave risa sarcástica al escuchar lo de que “podria noquear a la mitad de sus amigos”. Bueno sabia era bastante fuerte por haber estado pegándole a muñecos de práctica, pero no creía que llegase a tanto ¿no? Sus ojos buscaron por un breve momento cierto cabello verde, hasta dar con Rena y se imaginó a si misma intentando a noquear a 3 metros de puro pelo y musculo, y si hubiera sido una niña más expresiva, posiblemente se habría echado a reír de lo ridículo de la imagen <<Aunque no hay comparación ahí, creo que he puesto el listón muy alto>> pues aun sin magia Rena, en su forma de osa, no sería precisamente fácil de noquear para nadie con pura fuerza física. Ya no solo a ella.

Aquel breve pensamiento le hizo sentir un poco mejor, si ponía Rena como un ejemplo dificultad, ya no se sentía tan sola, sabiendo que no solo ella de entre su grupo de amigos lo tendría fácil.

-Había leído sobre ello- asintió en respuesta a las palabras de Vacuuum, frunciendo ligeramente el ceño. Guardaespaldas. Si algo de eso había leído también, aunque se le hacía aun difícil de imaginarse así misma de esa forma, protegiendo con su menudo cuerpo a cualquier otro ser que le duplicase el tamaño. Nunca había tenido complejo con su altura era aun poco molesto empezar a tenerlo ahora- Y si, a veces he tenido eso impulso de querer proteger a mis amigos, de una palabra o una ofensa…pero ha sido tan breve, tan sutil, que nunca ha llegado a nada. – podía recordar la sensación, como la molestia nacía repentina, como el sentimiento de devolver el daño al ver la mirada dolida de algunos de sus amigos, su enfado, hacía que el suyo se incrementase. Pero no sabía si era porque había sido tan leve que no había sido capaz de reaccionar o era algo mas- Puede que mi miedo a enfrentarme a alguien, cuando me veo tan poco fuerte, tan pequeña, sin habilidades para defenderme, pueda mas que el impulso que me da mi propio instinto de querer protegerles. Y me molesta mucho sentirme así, porque nunca he tenido tan poca confianza en mis misma ni he sido una cobarde, prudente sí, pero no cobarde—añadió con un suave tono molesto consigo misma, pues no era tan tonta, se había analizado a si misma mucho, muy a menudo y todo el tiempo, buscando que fallaba en ella y como solucionarlo. Y le estaba costando mucho expresar aquello con un casi desconocido, pero sentía que necesitaba soltarlo, porque era algo que había tenido todo el tiempo dentro sin saber cómo decirle a sus amigos. Ellos podrían apoyarla y cuidarla, mas no entenderla. No del todo.

Pelusa había sentido miedo muchas veces, habiendo sido una esclava huyendo de sus amos a un mundo donde todo podía ser mortal para alguien tan pequeña y frágil. Y aun así se había enfrentado a muchas cosas, nunca había pecado de imprudente, ni de actuar sin pensar salvo cuando realmente se enojaba y cuando eso había ocurrido no le había importado pelear con gente mucho más grandes que ella, armados incluso. Un breve recuerdo de cierto acontecimiento de un martillo durante su cosecha volvió a su mente y lo sacudió rápidamente con un gesto. No era el mejor ejemplo que se le venía a la mente, pero si, ahí estaba. Se sentía tan frustrada.

-Muchas cosas que aprender, si, tantas que no se ni por dónde empezar- acepto eso, tal vez estaba tan frustrada porque se sentía impaciente. Siempre había sido así, demasiado impaciente, demasiado obsesiva. Vio al hado moverse, escuchando su risa mientras le explicaba sobre su flexibilidad y Pelusa alzo una ceja ligeramente, imaginándose de pronto a semejante tipo tan enorme cual contorsionista. No pudo evitar esbozar una ligera sonrisa apenas perceptible ante semejante imagen. Es como intentar imaginarse una columna queriéndose retorcer sobre sí misma, aquel pensamiento aligero un poco su taciturnos pensamientos- Me es un poco raro imaginarte contorsionándote intentando cepillar tus alas. Tiene que ser una imagen un poco ridícula, eres demasiado grande -admitió Pelusa con un cierto sentido del humor suave y algo ácido, parpadeando cuando lo vio sentarse en el suelo, ofreciéndose a ayudarla aquella vez con las alas. Se revolvió algo nerviosa, porque no estaba muy acostumbrada a que la tocasen, pero…tendría que hacerlo, iba a necesitar ayuda siempre en el futuro con sus alas. Así que tras un segundo asintió sentándose en el puff frente a él, cuidando de no hundirse, dándole la espalda, dejando sus frágiles alas a su alcance.

-Sé que puedo confiar en mis amigos para que me ayuden con ellas. Por ejemplo, él, Zobriel- dijo señalando al basilisco que se encontraba hablando animadamente con Ariven, sino recordaba mal, y con Wheem, al parecer habiendo vencido un poco su enorme timidez- Es quien me ha estado ayudando hasta ahora para acostumbrarme a sentirlas, porque no sabía ni como desplegarlas al comienzo. - admitió la niña y tras un momento de duda, miro un poco por encima de su hombro, buscando tras ella el enorme cuerpo del hado infernal. No queriendo dar nada por supuesto, quería asegurarse

- También…antes dijiste, que más adelante me enseñaría hechizos para cuidar mis alas…- comento la spriggan aun dudosa intentando no trabarse con su lengua siempre hablaba despacio, pues, aunque había expresado la duda en su mente claramente, no lo había hecho en voz alta hasta ahora- ¿Eso significa que va a seguir ayudándome y enseñándome a tratar con… lo que soy ahora y lo que puedo hacer con ello, incluso después de esto? - dijo señalando con un gesto de cabeza las alas a su espalda como obviedad- ¿No será demasiado trabajo? No quiero molestar – pregunto dudosa, porque si suponía que trabajaba en aquel burdel, debía tener horario nocturno ¿no? Dudaba que fuera a querer perder su tiempo de descanso en ayudarla a lidiar con su trasformación así de gratis.

Habían tenido relativamente buena suerte tras transformarse, para encontrar transformados más veteranos que realmente querían ayudarles voluntariamente y no pidiendo cosas a cambios, salvo en casos de trabajos oficiales claro, pero Pelusa siempre era cuidadosa.


_________________________________________

Invitado, sueñas con un mundo perfecto...
...tu paraíso personal...
...donde lloras tu imperfecta realidad

Spoiler:
Rua habla =  #9932CC
Rua piensa = #CD5C5C
Dédalo piensa = #FFFAFA

709Burdel de Dama Espasmo - Página 59 Empty Re: Burdel de Dama Espasmo el 16/12/19, 07:06 pm

Lathspell

Lathspell
La poca confianza de Zob había ido y venido durante aquel día como nunca antes. Y de nuevo decayó cuando supo que su pregunta no había sido del todo certera, aunque le causó cierta gracia que aun entre ellos parecían tener celos de poder. Se preguntaba si algún día estaría celoso de la fuerza de Rena o de que Pam volara y el no. ¿Quién sabe? Aun así sonrió un poco antes de callarse unos momentos.

- Sssi claro…nosotros..n-no ustedes  digo….bueno esso.. – pudo alcanzar a decir, de nuevo en siseos nerviosos. Su postura sin embargo no era tensa, estaba relajado. O estaba venciendo su timidez, o tal ves estaba acostumbrándose a no ser un hacha socialmente y tratar de manejar mejor su escaso nivel, tomándolo ya como normal. Al menos pocos segundos después continuo con la conversación, ya no con cosas serias, sino cosas mundanas como las mañanas en Rocavarancolia, que horas eran peligrosas o por que zonas se podía encontrar mas gente, las fiestas que habían en la ciudad, o si había algún que debían conocer o que recomendaran para ir a ver.  Así, poco a poco, el tiempo fue pasando ya entre aprender cosas nuevas y echarle un ojo a los enanos o solo en conversar de cosas más simples. Nunca había pensado que el lugar más normal que encontraría en la ciudad que siempre ansió, hubiese sido un burdel en horas de descanso, supuso que eran cosas de los dioses.

Cuando salieran de allí se despediría de Wheem y Ariven agradeciéndoles mucho, pero muchísimo y quizás demasiado efusivamente, y del señor Cain de una forma mucho, muchísimo más formal. Caminaría con su amiga spriggan al costado pero sin detallarle nada de lo conversado. Las preguntas a Pam las dejaría para después en la sede, pero si bromearía (pesimamente) por el camino de vuelta a lo que ahora llamaban hogar.  Cosas como   “Bonito sitio, ha sssido muy divertido, estaría bien regresar…de mañana digo…en la mañana…siempre que ellos nos permitan….”


_________________________________________

El Odio es por mucho el placer mas duradero. El hombre Ama con prisas, pero llega a Odiar con mucha calma.

710Burdel de Dama Espasmo - Página 59 Empty Re: Burdel de Dama Espasmo el 16/12/19, 11:00 pm

Muffie

Muffie

Neil siguió a Adru cuando esta le indicó a Zob y a él que fueran con ella a ver más de cerca a los conejitos. La verdad es que Neil quería también acercarse a acariciarlos por lo suaves y blanditos que se veían. Así que enseguida se encontró a sí mismo comiendo tortitas con una mano y acariciando a un conejito con la otra mientras escuchaba tranquilamente la conversación de los demás sin querer entrar en ella. Rechazó amablemente la oferta de café, nunca le habían gustado las cosas amargas y la cara de desagrado de Eitne solo corroboró que había tomado la decisión correcta, aunque no pudo evitar reir con su explicación de a qué sabía cuando Nime le preguntó.

El brujo decidió animarse a coger algún trozo de fruta cuando Vivia les trajo el tazón que le pidió Vanyme, alimentando con algo de miedo al conejito que acariciaba, temeroso de asustarle. El conejito por su parte no puso ninguna resistencia y encantado se acercó a la mano del aurva para comer los pedazos de fruta que este le ofrecía.

Mientras Neil disfrutaba de alimentar al conejito, Eitne y luego Nime preguntaron sobre la posibilidad de tener ellos conejitos, pero en seguida Vanyme les dijo que no podrían ser de estos, ya que no podían tener hijos. Eso claramente puso triste a los niños, pero en seguida se les ofreció una alternativa. Con esto, los niños comenzaron a trazar un plan con entusiasmo para aprender a cuidar de los conejos y así cuando fueran a cazarlos los mayores no podrían decirles que no para quedárselos. Mientras Neil no podía evitar pensar en lo fácil que parecía tener una mascota en aquel lugar, pero lo complicado que sería tener a sus abejas. No es que tuviera rencor o le molestara que sus amigos fueran a tener conejitos y él todavía no pudiera tener abejas, pero no podía evitar ver las diferencias entre la facilidad de conseguir uno y la complejidad del otro.


_________________________________________

"Rocavarancolia es una ciudad llena de misterios y sorpresas, como un acertijo complicado y excitante."

711Burdel de Dama Espasmo - Página 59 Empty Re: Burdel de Dama Espasmo el 17/12/19, 01:36 am

Goliat

Goliat
Rox notó en seguida el cambio en el ambiente. Estaba claro que había dado en una tecla delicada y la situación le hizo reacomodarse en la silla a una postura más alerta. Y escuchó. Lo hizo en absoluto en silencio, con una expresión indescriptible en el rostro: la seriedad del asunto le pesaba sobre los hombros casi fisicamente, y en sus ojos, antes centrados en Mephis pero ahora perdidos en algún punto de las sábanas, se veía un atisbo de miedo creciente.

Después del incidente que había afectado a toda la ciudad, las pesadillas de Rox no habían cesado: solo se habían moderado. Aún se despertaba a media noche con las mejillas húmedas, demasiado alterado como para volver a dormirse. Seguía soñando, soñando con colas de escorpión clavándose en su carne y la de sus amigos, con dientes desgarrándole el hombro mientras cientos de ojos observaban atentos desde las paredes. Soñaba con Ain ardiendo en silencio, con el cuerpo desfigurado de Mike rodeado de tierra y pájaros negros, con Drake con sus ojos muertos y la cabeza en un ángulo imposible, con los gritos de Eitne al desangrarse. Había sufrido esas pesadillas antes de transformarse, pero desde que todos tenían habitación propia y dormía solo, sus ataques de pánico al despertar habían empeorado considerablemente. La Luna le había regalado un cuerpo nuevo, pero la ciudad le había jodido con heridas que no sabía como curar.

El pelirrosa tardó en reaccionar. Sentía que sus hilos perdían consistencia, deteniendo en acto reflejo el perder su imagen cuando la taza chocó contra el suelo. El ruido le sacó de su agujero de sentimientos, aunque ver a Mephis abrazándose las rodillas le desestabilizó todavía más. Ni siquiera ella estaba bien. Emitió un ruido gutural de afirmación, apenas audible, en un intento de sacar voz. Luego tomó aire y sacudió la cabeza suavemente para recomponerse, con menos éxito que ella.

Sí. Lo siento. Descansa, Mephis. Muchas gracias por todo.

El cambiante se levantó con cierta dificultad al tener todo el cuerpo tirante. Una vez de pie le dedicó a la muchacha una mirada de empatía y preocupación. Le habría encantado decir algo más, agradecerle con más énfasis todo lo anterior, pero en esos instantes estaba centrando todos sus esfuerzos en no derrumbarse. Salió a paso ligero de la habitación, cerrando la puerta detrás de sí con sumo cuidado para no hacer ningún ruido, y al encontrarse con la soledad del pasillo el chico apoyó la espalda contra la pared y se dejó caer hasta el suelo. Igual que lo había hecho Mephis, Rox se abrazó a sus rodillas, indeciso de si quería llorar o no antes de bajar con los demás. Había leido lo suficiente de cambiantes perdiendo la razón como para que aquello no le afectase de esa manera. Pasaron por lo menos 5 minutos en los que el australiano no se movió, tratando de ocupar el menor sitio posible y deshacerse de ese malestar. Durante la criba había pasado meses ocultando sus problemas por el bien de los más pequeños, todos lo hacían, ¿por qué le costaba tanto tragárselos ahora?

Cuando bajó fingió su mejor sonrisa y su mejor expresión de ánimos. Saludó de nuevo a los allí presentes y retomó su sitio el poco tiempo que les quedase para darle un mordisco a cualquier dulce, casi con confianzas de más. Si preguntaban por como había ido respondería positiva pero vagamente, y sobretodo omitiendo toda información sobre la última parte. La facilidad con la que podía mentirse a sí mismo era pasmosa, sin embargo algo dentro suyo se achicaba a cada rato que se aguantaba la verdad. Se centró en preguntar por el resto, interesarse en todo lo que habían hablado en su ausencia para mantenerse distraido. El chico echaría de menos el sitio, la decoración refinada y hasta la extraña compañía de sus integrantes, pero agradeció el salir de allí no mucho más tarde. Quizás de vuelta a la Sede sacase el valor de sincerase con algunos. De momento hablar de conejos era más agradable.


_________________________________________

♪♫♬:


Burdel de Dama Espasmo - Página 59 Mercad11

Contenido patrocinado


Volver arriba  Mensaje [Página 59 de 59.]

Ir a la página : Precedente  1 ... 31 ... 57, 58, 59

Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.