Conectarse
Estadísticas
Tenemos 199 miembros registradosEl último usuario registrado es Slow_frzNuestros miembros han publicado un total de 47914 mensajesen 951 argumentos.
Licencia
Licencia de Creative Commons
Rocavarancolia Rol por los usuarios del foro está licenciado bajo Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported License.

Prisión (Archivo VI)

+18
Tak
Giniroryu
Muffie
Seth
Aes
Shahrazad
Alicia
Aliera W
Jack
Evanna
Carmesí
NH
Dal
Poblo
Zarket
Leonart
Yber
Red
22 participantes
Ir abajo
Red
Personajes :
Vacuum: Hado infernal originario de la Tierra.
Saren: Selkie roc idrino.
Keiriarei: Kitsune de nueve colas ulterana.
Sekk: Berserker ulterano.
Remilo: Brujo del cobre irrense.
Qwara Khumalo: Ifrit sudafricana.


Ficha de cosechado
Nombre: Qwara Khumalo.
Especie: Humana sudafricana.
Habilidades: Rapidez mental, velocidad y nociones de lucha (boxeo y krav maga).
Ver perfil de usuario

Prisión (Archivo VI) - Página 2 Empty Prisión (Archivo VI)

14/08/14, 05:00 pm
Recuerdo del primer mensaje :

A pesar de estar caminando entre la vigilia y el sueño, el agradable vaivén de la hamaca impedía que Sekk despertara del todo, reteniéndolo en el mundo onírico. Los chillidos de las gaviotas en la distancia, meras trazas de un recuerdo reciente, fomentaban dicha ilusión de descanso y provocaban que la pereza se extendiera por su cuerpo. El goteo incesante del agua, sin embargo, era demasiado molesto y al final el intara despertó del todo, encontrándose con un techo de piedra que no conocía de nada.

Trató de enderezarse demasiado rápido, visiblemente alarmado, pero haber vivido toda tu vida en alta mar pasa factura, y sin las pastillas para el mareo este le asaltó con fuerza, haciendo que se tambaleara. Apenas acertó a apoyarse en una de las frías paredes del calabozo antes de que las rodillas le fallaran. Todo le daba vueltas, estaba confuso y el pitido que taladraba sus tímpanos le impedía concentrarse. <<¿Donde demonios estoy?>>, se preguntó el chico tratando de recuperar la vertical. Solo el rostro borroso de una mujer bailaba en su cabeza, el último recuerdo que conservaba de antes de caer dormido, y no era capaz de asociarlo a nada. Le costaba pensar con claridad y le empezaba a doler la cabeza. Necesitaba salir de allí.

Con esfuerzo, el ulterano consiguió echar un vistazo a su alrededor y lo que su borrosa visión le permitió distinguir no le gustó nada. Estaba en una habitación polvorienta, bastante sucia y con humedades en las paredes, la cual tenía toda la pinta de ser una mazmorra. Un puerta hinchada por la humedad le separaba del pasillo, pero cuando logró alcanzarla le sorprendió que no estuviera atrancada y cediera con un ligero empujón. Si aquello era una prisión, sin duda era una muy extraña, pero Sekk no le dio mas vueltas y empezó a buscar la salida, avanzando renqueante por los corredores de piedra.

Por suerte estaba en la planta baja y al doblar una esquina encontró la puerta de salida. El aire del exterior estaba menos viciado que en aquel edificio, pero el intara acusaba la ausencia de salitre en el mismo y, aunque no faltaba humedad en el ambiente, sabía perfectamente que estaba lejos de casa. Estaba rodeado de ruinas y escombros, y los edificios que se mantenían en pie no parecían demasiado fiables. De haber tenido la cabeza mas despejada el ulterano se habría preocupado de averiguar donde se encontraba, pero no era el caso y, viendo una plaza a lo lejos, echó a caminar haciendo eses hacia ella. Necesitaba agua.

Continúa en la Plaza de la Fuente.


Ficha de cosechado
Nombre: Lemus
Especie: Humano
Habilidades: Oído músical, carisma y valor
Ver perfil de usuario

Prisión (Archivo VI) - Página 2 Empty Re: Prisión (Archivo VI)

14/08/14, 06:35 pm
Lemus se despertó, pero no podía recordar cuando se había dormido ni donde.

“Agggg… joder..-se quejo con voz ronca llevándose las manos a la cara-“

Le molestaba bastante a pesar de que fuera poca la luz que entraba por una ventana destrozada.

<<¿Pero donde estoy? Debo seguir en la mansión…>>
Se sentía como si le hubiera pasado un
camión por encima. <<¿Munuda resaca… ¿pero qué hice ayer?>> La vista de Lemus se iba centrando, pudiendo ver ya donde se encontraba. Estaba tumbado en una cama destartalada, a parte de unos muebles hecho astillas y aquella ventana con los cristales rotos y las cortinas caídas en el suelo. <<Menuda mierda… Recordaba la mansión mas lujosa.. –recordó con dificultad->>

Lemus se incorporó y sintió unas fuertes nauseas e instintivamente busco sacar la cabeza fuera de la cama para no vomitarse encima y echó en el suelo un puñado de barza espesa. Se quedó sentado en la cama con la cabeza entre las las rodillas, como otras tantas veces, escupiendo una y otra vez, aquella saliva espesa y amarga hasta que se le paso un poco el malestar… <<Buaf… menudo ciego tuve que coger ayer..>>

Lemus se levanto un poco mareado y se acercó a la ventana.

“Serán hijos de puta!-Exclamó al ver un puñado de ruinas- esos cabrones me han abandonado de nuevo… no tiene ni puta gracia! ¿Pero donde coño estoy? ¿Chernóbil? –gruñía enfadado, no era la primera vez que le hacían la gracia de abandonarlo mientras pasaba el ciego y se despertara en un lugar desconocido-Esos gilipollas me van a oír… -murmullaba Lemus buscando el móvil en el bolsillo de la chupa- ¿pero… qué…?- preguntó al ver que su móvil no era mas que un triste bulto de plástico medio fundido- “¡menudos hijos de puta!-gritó enfadado lanzando el “móvil” por la ventana-“

Pudo ver entonces como algún tipo de ave rechoncha volando rápidamente hacia lo que parecía una fuente, recordándole la sed que tenía… <<Si buenos a ver la sorpresita que me tienen preparada ahora esos malnacidos…-pensaba enfadado mientras se dirigía furioso a la puerta para bajar->>

Todo lo que encontró eran más que ruinas. Fue cuando comenzó a recordar lo de aquel jonky de la mansión… del contrato que firmó… aun así no entendía nada y se moría de sed. Así que decidió ir a la fuente ya que no veía agua por ningún lugar.

Sigue en la plaza de la fuente.

Ficha de cosechado
Nombre: Rua
Especie: Humana. Sueca
Habilidades: Rapidez mental, valor, astucia
Ver perfil de usuario

Prisión (Archivo VI) - Página 2 Empty Re: Prisión (Archivo VI)

14/08/14, 07:43 pm
El olor a humedad inundo las fosas nasales de Samika antes incluso de que sus ojos se abrieran, sumida en una total desorientación y sin entender por su espalda parecía quejarse del dolor. Aun un poco mareada se incorporo, notando las aspereza y dureza del lugar donde se hallaba recostada y que no le resultaba conocido al tacto.

-¿Una cama?¿Que hace aquí una cama?- pregunto confundida al por fin darle forma al lugar donde estaba sentada. Se levantó y agarro fuertemente su bastón para orientarse por el suelo desigual, dando pequeños pasos intentando no tropezar con nada, alcanzando la pared mas cercana y notando con sorpresa que era de piedra. No entraba apenas luz que permitiera a los ojos de Samika poder situarse mejor. Fuese como fuese, aquello le estaba poniendo de los nervios"Vale...Sami, calma...busca la salida antes de que aparezca algún psicópata con un hacha. Ni milagros, ni portentos, ni hostias" pensó nerviosamente pues aquello no se parecía ni por asomo a lo que había esperado encontrar tras todas las palabras de aquel hombre con extraños bichillos pululando a su alrededor.

No lo pensó mas, uso el bastón como guía y la pared en busca de la puerta. Cuando la encontró y pudo abrirla sin problemas, suspiró de alivio. "¿Que clase de psicópata se deja la puerta abierta?" pensó confundida y reviviendo en su mente esas peliculas e historias que su amiga Sara le gustaba contarle"Como sea, si aparece le daré de bastonazos..." aseguro la chica frunciendo el ceño con fastidio saliendo a lo que apenas pudo identificar como un pasillo con luces sujetas a la pared. No fue hasta acercarse lo suficiente que pudo ver eran que se trataba de antorchas, extrañas antorchas cuyo fuego no quemaba y que iluminaban muy precariamente. Cada vez la cosa era mas extraña y seguía sin saber donde demonios estaba.

No tenia muchas opciones así que con dificultad y quejándose mentalmente del sari que no le permitía moverse con libertad avanzo por el pasillo sin orientación alguna, su visión no alcanzaba mas allá de un par de metros de distancia a un nivel extremadamente borroso, mas allá de eso solo eran luces y sombras sin forma alguna, o al menos así seria su visión con una luz adecuada. Intentar forzar para ver mejor, cosa que era imposible de por si, solo terminaba dándole dolores de cabeza por lo que Samika prefirió confiarse en su bastón y en su oído y tacto para notar las irregularidades a cada paso, moviéndose con inquietud pero con mas seguridad que si usaba sus ojos. Así fue como pasado un tiempo que no logro identificar, pudo escuchar un taconeo proveniente del pasillo mas adelante y que le hizo quedarse paralizada del susto, un taconeo rápido y corto que resultaba extremadamente confuso de escuchar en ese tipo de lugar.

"¡Un ser vivo por fin!" exclamo esperanzada de encontrar algo que no fuese paredes de piedras y antorchas, solo esperaba que no fuese alguien peligroso pero no le quedaba otra que arriesgarse, quería salir de allí y no encontraba la salida por si sola. Agilizando el paso todo lo que podía intento dar encuentro al dueño del taconeo. Le costo, pero lo consiguió tras doblar una esquina y la imagen que recibió fue la de una chica realmente alta y un brillo de luz que le recordó al de su móvil y que le la cegó momentáneamente aun mas de lo estaba ya. " Mis ojos...¡que me quedo ciega del todo! parpadeo cubriéndose un poco del resplandor repentino, aliviada a pesar de todo de encontrar a alguien al fin.

-Que alivio de encontrar por fin a alguien, llevo un buen rato andando...¿sabes donde estamos? ¿Has visto a alguien mas? Estoy desorientada -dijo hablando en ingles esperando que la chica no tuviera problemas con el ingles, sino iba a ser un poco complicado.
GM

Ficha de cosechado
Nombre: Rádar
Especie: Carabés
Habilidades: Resistencia, velocidad natatoria, nociones de lucha
Ver perfil de usuario

Prisión (Archivo VI) - Página 2 Empty Re: Prisión (Archivo VI)

14/08/14, 08:28 pm
Giró una vez. Luego otra. Aquellos pasillos no parecían tener ninguna clase de indicación acerca del lugar donde se encontraba la salida, de forma que los desvíos los tomaba muy al azar. Además, su propia lentitud, alimentada tanto por su terrible inseguridad como por un miedo visceral, era la culpable (parcialmente) de que su avance dentro del edificio fuera casi nulo.

Estaba perdido en cavilaciones internas, pensando cómo debía ser aquel mundo, entre otras cosas. Su principal línea de pensamiento, sin embargo, estaba dedicada a los rocavarancolenses. Intentaba averiguar por qué, después de aquellas promesas, había amanecido en una mazmorra primitiva, cutre y maloliente, sin demasiado exito, pero también creaba encuentros mentales contra rocavarancolenses imaginarios. En algunos se excusaba por andar por ahí como si aquello le perteneciese, en otros exigía una respuesta a sus dudas, y en otros, en realidad, se limitaba a pegarse a la pared aterrado. Pero todas estas posibilidades se borraban de su cerebro cuando dejaba de pensar en ella.

Unos pasos lo interrumpieron, haciendo que su mirada, que hasta entonces había permanecido en un punto del suelo no muy lejano de él, se levantara con brusquedad. Frunció muy levemente el ceño mientras escudriñaba la oscuridad, observando el perfil de una persona acercarse hacia él. Fue instintivo el medio paso atrás que dio. A una velocidad completamente vertiginosa sentía como ahora su miedo se mezclaba con unos terribles nervios. Había sido muy sencillo estar solo en aquel lugar, pero ahora que se encontraba con otra persona debían llegar las explicaciones (las suyas propias, las de ellos, o quizás las de todos) y comenzar... ¿Comenzar el qué?

Cuando vio a la varmana parpadeó. Una. Dos veces. Por un momento pensó que la culpa de aquella cara la tenía algún hechizo de moldeado corporal, pero esta posibilidad la deshechó casi antes de pensarla. «Es muy joven» se dijo, con algo de aprehensión. Su cara estaba inusitadamente seria, pero su mente se movía a gran velocidad. «¡Claro, debe ser una rocava-! ¡¿Eh?! ¡¿Qué carajo estás haciendo?!». Ante el gesto de la niña apretó sus labios y abrió algo sus ojos, en un claro gesto de indignada sorpresa. Se alejó medio paso de ella, preguntando a qué venía lo de intentar tocarle. «¡Como si aquí la nariz rara fuese la mía!».

Entrecerró un poco sus ojos cuando vio que la desconocida comenzaba a... «Eso... ¿Es una libreta y... un lápiz?». Su ceja izquierda se había alzado de forma imperceptible. El lápiz de grafito, en especial, le parecía una antigualla. ¿Cómo podía ser que la gente de aquella ciudad escribiera con aquello? Definitivamente, cuando más pasaba allí más terriblemente cutre le parecía todo aquello. En su mente, la hipótesis de que el motivo de que encajase tan bien en aquello era que aquella ciudad era reflejo de su propia valía iba cobrando fuerzas. Y eso le desanimaba profundamente, aunque a su cara sólo llegaba una mínuscula parte de este sentimiento.

Tardó un segundo en darse cuenta lo que "significaba" los trazos de la libreta, y eso hizo que pasara la mirada, abiertamente confundido, entre la chica y su posesión. No era difícil suponer que aquello era un alfabeto, uno que desconocía, algo que ella no sabía. Eso la había descartado como rocavarancolesa: teniendo en cuenta la charla con Trazo era bastante evidente que los seres de aquella ciudad conocían la magia logomántica. Por tanto, teniendo en cuenta que no podía ser de aquella ciudad, y que claramente de Carabás no era, sólo había una posible explicación de su paradero. Y esa conclusión había supuesto un pequeño shock para el carabés.

—Ehm...

«Muy bien dicho, genio, seguro que la impresionas con tu capacidad de elocuencia» el tono de su crítica mental, extraordinariamente ácido, era uno que pocos pensarían que usaría un adolescente de menos de catorce años para criticarse, pero Hal tenía tan desarrollada la capacidad de reconocer y criticar sus propios fallos que era algo completamente rutinario en su mente. No sabía muy bien qué decir: ¿cómo comunicarse con un ser de otro planeta sin tener acceso a ningún hechizo logomántico que uniese ambos idiomas? Estaba en una difícil tesitura, y... «Un momento, ¿y si ésto es simplemente una especie de prueba?». Seguía sin verle mucho sentido a aquella línea de pensamiento, pero valía la pena intentar ver si los rocavarancolenses intentaban estudiarlos de esa forma.

—Hal —su nombre lo dijo una sola vez, alto y claro, mientras se señalaba a sí mismo con el índice tres veces, haciendo el gesto cada vez de la forma más brusca posible para dejar claro el significado de aquello. Después la señaló a ella misma, deseando haber dejado claro su intención. Su cara era una máscara de seriedad, no así su mente. «Parezco un idiotaaaaa» lloriqueaba.


Última edición por Zarket el 14/08/14, 09:04 pm, editado 1 vez

Ficha de cosechado
Nombre: Rena
Especie: Irrense
Habilidades: Fuerza bruta, habilidad manual, automotivación.
Ver perfil de usuario

Prisión (Archivo VI) - Página 2 Empty Re: Prisión (Archivo VI)

14/08/14, 08:51 pm
Twixy's se topó de bruces con alguien y casi pegó un chillido. Era una niña insulsa, tapada como una cebolla, que daba golpecitos al suelo con un bastón. La apuntó con el reproductor de música y la niña se cubrió los ojos. La luz no era demasiado potente, por lo que Twix pensó que era una exagerada. Hizo una mueca, evaluándola. La ropa no era en sí tan horrible si no fuese la chiquilla tan tapada, al menos sabía elegir bien los colores. Cogió de un pico del sari para inspeccionar la tela, casi ignorando las palabras de la desconocida, tuvo que acuclillarse para verla bien.

-Megano entiendo una mierdy'x de la total-le dijo, aún estudiando la tela- Superhazme el favor de hablar bien. ¿Qué tely'zz es esta?

Era realmente suave. En casa había intentado experimentar con algo más que el plastico y las telas elásticas que usaban, y las fibras naturales le daban orgasmos cada vez que se las ponía, pero no tenía ni idea de como trabajar con ellas, y no estaba dispuesta a dejar que su jefa se llevase la gloria de introducirlas.

Ficha de cosechado
Nombre: Pefka
Especie: Krabelinense
Habilidades: Instinto animal, técnicas de supervivencia y resistencia.
Ver perfil de usuario

Prisión (Archivo VI) - Página 2 Empty Re: Prisión (Archivo VI)

14/08/14, 09:33 pm
Tesón despertó en una mala postura, tumbado de forma dolorosa en la cama. Para colmo, había soñado con esa misteriosa ciudad que le había prometido aquella criatura de voz milagrosa. Ciudad en ruinas y plagada de herejes que tendría la oportunidad de reconstruir y de convertir. Pero aunque el pensar en ruinas le despertaba ese espíritu de constructor, también le provocaba cierto desasosiego y malestar.

Por ello salió con presteza de la cama, reordenó su plumaje y miró con ojo crítico la estancia donde estaba. Estaba claro que necesitaría herramientas y tiempo, mucho tiempo, lo que se traducía en víveres y demás, y, obviamente, no tenía nada de eso en aquel cuartucho. Comprobado eso, se acercó a la puerta destartalada y abrió con un quejido. A pesar de que adivinó lo que iba a ocurrir antes de tiempo, no pudo evitarlo: la puerta de madera cayó al suelo y tuvo que agarrarla bien para que no cayera del todo.

-¡Por la Voz, este sitio necesita mano dura cuanto antes! ¿Quién puede vivir aquí?

El roquense empezó a detestar inmediatamente a semejantes ciudadanos tan desastrosos, ¡y encima convivían con numerosos ateos! Sin embargo, recordó que aún no había visto nada más que una mísera habitación, lo cual era nada comparado con la gran ciudad de la que le habían hablado la noche anterior, por lo que frenó el caudal de pensamientos y se aventuró por el pasillo. No obstante, antes de ello dejó la puerta con suavidad sobre el suelo, a un lado de la entrada, donde fuera visible pero no molestase.

Había unas escaleras y una ventana que daba a una plaza con una especie de... Algo que se erigía en el centro, pero nada discernible desde esa distancia. Por lo poco que vio del resto del paisaje, todo estaba ruinoso, pero no pudo fijarse mucho más pues unos sonidos estridentes llamaron su atención.

Se llevó las manos a los oídos, gruñendo como solo un roquense podría hacerlo, y se dirigió a la fuente del sonido. Como suele ser normal en la naturaleza, según se fue acercando, el volumen fue aumentando, por lo que su mente atormentada sufría con cada paso. Por fin encontró la fuente y se quedó mirando espantado. ¡Monstruos! gritó su yo interior, asustado momentáneamente. Tenían formas muy dispares, demasiado dispares. Y sus voces... ¡qué horror! Su instinto de supervivencia le hizo moverse y pensar en otra cosa distinta de la curiosidad que le despertaban.

Echó en falta tener sus herramientas, ya que en caso de peligro le podrían ser útiles. No se paró a fijarse en si le habían visto o no, simplemente corrió, buscando una salida. Su cabeza solo tenía sitio para pensamientos de huida, excepto un rincón de esta que se debatía entre sentirse engañado por la criatura que le convenció de ir a Rocavarancolia o seguir fiándose de ella. Una cosa estaba clara: si esos monstruos le mataban, esa cuestión no tendría importancia. Así que corrió.

Cuando encontró una puerta a la salida, a la ciudad en ruinas, pudo respirar con tranquilidad unos segundos. Pero de inmediato le embargó un nuevo miedo: ¿habría más criaturas así entre las ruinas de ese nuevo mundo? Tenía que encontrar un refugio, provisiones, herramientas y, quizá, armas para defenderse. Enfiló la avenida en que se encontraba, alejándose del edificio que albergaba semejantes horrores. Por desgracia, en aquella plaza seguían las siluetas que había visto antes, pero no las evitaría hasta verlas de cerca: quería ver bien a los posibles depredadores de ese mundo. Y, quizá, ese porcentaje ínfimo de su mente que esperaba y deseaba que fueran pacíficos tendría razón. Lo descubriría pronto.

Sigue en la plaza de la fuente.


Última edición por Jack el 15/08/14, 12:13 am, editado 1 vez
Dal
Status : Perdido en la ciudad de los milagros y los portentos.
Personajes :
Heridas/enfermedades : Finas cicatrices por todo el cuerpo.

Ficha de cosechado
Nombre: Alec (Alasdair)
Especie: Humano; Escocés.
Habilidades: Fuerza bruta, nociones de lucha y resistencia.
Ver perfil de usuario

Prisión (Archivo VI) - Página 2 Empty Re: Prisión (Archivo VI)

14/08/14, 09:45 pm
El chico decía llamarse Jal, para Varsai aquel nombre era bastante curioso. <<¿Será este chico un ciudadano de aquí?>> pensó frunciendo el ceño ligeramente mientras ladeaba la cabeza. Su siguiente gesto la desconcertó un poco, ¿acaso no había entendido lo que había escrito?.

<<Pero aunque nuestros idiomas sean distintos el alfabeto es el mismo, o debería ¿no?>>. Preguntándose cómo se haría entender de forma general se llevó una mano a la garganta e hizo un gesto de negación, esperaba que el chico entendiese lo que quería decir.

Se fijó en que las orejas del chico no sobresalían de su pelo y pensó en si sería otra diferencia. Llevó su mano hacia una y la señaló y después señaló hacia donde debería estar la del chico, también le hizo un gesto para que se apartase el pelo. Además le sonrió queriendo dejar claro que no era mala persona.

_________________________________________

Soy Dal, hijo del Estío y el Crepúsculo. Señor del Vacío y Amo del Infinito. Destructor de Mundos y Artífice de Infiernos. Conde de la Nada y Duque de los Océanos. Rey del Purgatorio y Terror del Cielo. Marqués del Inframundo y Barón de la Muerte. Por todos estos titulos, Invitado, reclamo tu vida para mí .
Aliera W
Personajes : Sigrún


Ficha de cosechado
Nombre: Sigrún
Especie: Humano
Habilidades: Puntería, orientación y resistencia
Ver perfil de usuario

Prisión (Archivo VI) - Página 2 Empty Re: Prisión (Archivo VI)

14/08/14, 10:17 pm
El joven despertó con el goteo. En algún lugar cercano caía agua. Sigrún se giró en la cama, con la intención de prolongar su sueño, pero ya estaba despierto. Y se había dado cuenta de que no estaba en su habitación, ni siquiera en su casa. Se incorporó de golpe, sintiendo una leve sensación de mareo. Se giró a su alrededor aún tumbado y observó la estancia. Parecía un sótano, con manchas de humedad en las paredes, luz escasa y, en una esquina, el goteo infernal que le había despertado.

Algo agitado, buscó sus cosas para comprobar que no le habían robado nada… no sería raro despertarse en el subterráneo de alguna fábrica abandonada,  o tal vez alguna casa, pero desechó la idea rápidamente. Sus cosas estaban donde las había dejado. Ni el suelo ni las paredes eran de cemento sino de piedra, cuadrada y gris, como de un castillo. Además, en ningún lugar abandonado dejarían un colchón… siendo optimista. Se trataba de un saco, posiblemente de paja, poblado con toda seguridad de chinches e incómodo como él solo.

Tenía que recordar, alguna explicación habría para que se encontrase allí, pero cada vez que parecía aflorarle algún recuerdo éste se desvanecía de inmediato. Había música. Y una chica. Ella estaba fascinada por él, eso lo recordaba. Intentaba convencerle para que se quitara las gafas cuando estaba a punto de llevársela a la cama. Él le dijo que no se iba a quitar las gafas, y ella insistía, alegando que ella era diferente… estúpida. ¿Qué diferenciaba a una zorrita de otra?

Incapaz de recordar más, decidió levantarse. Lo hizo despacio, sabiendo que Ragnar habría echado a correr como un loco, aporreando la vieja puerta de madera y las piedras de la pared. Percibió que le faltaban las gafas de sol, por lo que miró en derredor y las vio, caídas, al lado del catre. Las cogió como si fuesen lo más importante del mundo, las limpió con suavidad y se las puso.

‹‹ ¿Dónde está la gatita…?›› se preguntó, pensando en la chica de la discoteca. Tenía unas uñas larguísimas, y cuando él le preguntó si eran postizas, le replicó que le mostrase los ojos. Miró por última vez la sala con la intención de dirigirse a la magullada puerta, y chasqueó la lengua, decepcionado. Había esperado encontrarse grilletes o algo parecido, como si estuviese en un castillo de verdad. La zorrita tenía pinta de ser juguetona…

Se puso serio y le dio un empujoncito suave a la puerta, de prueba, comprobando que era fácil de desplazar, aunque chirriaba por los años. <<Menudos captores. ¿Tanta pasta necesitan que no tienen ni unas celdas en condiciones?>>. Pronto descubrió que la suya no era la única y, tras mirar en dos para ver si eran iguales, sus recuerdos comenzaron a aclarase. Había salido son la chica de la discoteca, en dirección a un pequeño hostal donde divertirse un rato… y entonces había aparecido aquel hombre, flacucho, con la piel aún más fea que la suya propia y una maraña de rizos que le caía por los hombros. Se acordaba de que iba de verde porque se preguntó si acaso era un borracho escapado de alguna feria medieval, si bien se percató de que no era cualquier persona al ver los trastos voladores a su alrededor exhalando un humo verde que embotaba sus sentidos. Aquel hombre le había hablado de un mundo de riquezas y maravillas, un mundo mágico y único, le había dicho que él era especial… aún en ese momento le parecía gracioso. ¿Habría algún palurdo que se tragase aquel cuento? Se echó a reír, una risa irónica y sin alegría. Después, lo único que recordaba era haber firmado un pacto, un pacto de sangre… ¿cómo lo había llamado él…? ¿Un contrato? Sí, eso parecía.

Pero Sigrún no se había dejado engañar. La vida le había enseñado que nada era gratuito, siempre había alguna razón oculta para todo. Siempre. Aún no sabía qué quería aquella gente de él, pero no tardaría en averiguarlo. De todas formas, no creía que fuera el único, ni de lejos. ¿Una competición, quizá? Si era así, Sigrún pensaba ganarla. Les demostraría a su padre y a su hermano de qué era capaz.

Así, el joven se arrebujó en sus ropas, holgadas y oscuras, que en contraste con su cuerpo escuálido le daban cierto aire de escarabajo y se ajustó las gafas de sol, que no hacían sino reafirmar la impresión del insecto y se dirigió, decidido, a buscar a sus compañeros de campeonato.


Última edición por Aliera W el 15/08/14, 02:22 am, editado 1 vez
Evanna
Personajes :

Armas :

Ficha de cosechado
Nombre: Rua
Especie: Humana. Sueca
Habilidades: Rapidez mental, valor, astucia
Ver perfil de usuario

Prisión (Archivo VI) - Página 2 Empty Re: Prisión (Archivo VI)

14/08/14, 10:29 pm
No entendió ni medio palabra de lo que la chica alta le respondió, la cual pudo ver un poco mejor cuando se acerco a ella tocando la tela de su sari con aparente curiosidad, o al menos eso entendió Samika. Eso o la quería porque hacia cierto fresco allí dentro mas para alguien, que como acaba de comprobar cuando se acuclillo repentinamente frente a ella, llevaba todo su firmo pecho al aire. "¿¡Porque esta medio desnuda!?...¿Donde demonios me trajo ese tío? ¿Es algún sitio de exhibicionismo? Como sea esto a lo que se refería con "ser especial" va a comerse el bastón cuando lo vea" pensó incrédula y con frustración, no sabiendo que hacer, pues ella tampoco conocía el idioma de aquella mujer. Ademas, ella parecía hacerle mas caso a su ropa que a ella ¿no había visto un sari antes?

"Yah, eso no es importante...¿como vas entenderte con ella cuando no habláis el mismo idioma?"seguía ahí parada en mitad de un pasillo casi completamente a oscuras, acompañado de una chica medio desnuda y en un lugar que no conocía. "Ah...¡ya se!" Ella no podía verla prácticamente pero al contrario si, por lo que intento llamar su atención, señalando su boca con la mano y luego negando con la cabeza.

-No te entiendo, no se que me estas diciendo- dijo intentando darse a entender con gestos super básicos y que según sabia eran generales en cualquier idioma- Debemos buscar la salida de este sitio-indico el móvil que llevaba, o lo que suponía era un móvil, y señalo al pasillo- Tal vez encontremos a alguien que pueda traducirnos o algo- murmuro en voz alta mas para si que para la chica que de todos modos no iba a entenderla igual. Fuese lo que fuese que llamase la atención de su ropa podía esperar, quería respirar aire puro cuanto antes.

_________________________________________

Invitado, sueñas con un mundo perfecto...
...tu paraíso personal...
...donde lloras tu imperfecta realidad

Spoiler:
Alicia
Status : So. FLUFFY.
Personajes :
  • Seon: aurva soñadora, 20 años. 163 cm
  • Ri:Tengu. Aurva albina, 18 años. 170 cm
  • Nero:Sin esencia, edeel. 18 años, 175 cm.
  • Siete: idrino cosechado. 18 años. 172 cm.


Heridas/enfermedades : Cicatrices desiguales con forma de arañazo en los gemelos, que se extienden hacia la parte frontal de la pierna. Más anchas y verticales en la pierna derecha.

Ficha de cosechado
Nombre: Siete
Especie: Idris
Habilidades: oido musical, orientación, reflejos
Ver perfil de usuario

Prisión (Archivo VI) - Página 2 Empty Re: Prisión (Archivo VI)

14/08/14, 10:54 pm
Arik se incorporó como despertado de un mal sueño. Tuvo que esperar hasta haberse acostumbrado a la pobre iluminación del lugar para hacerse una idea del deterioro general. Un unico rayo de luz mortecina se colaba entre dos ladrillos mal colocados y carcomidos; una ventanita inintencionada. Asomó un ojo curioso: Rocavarancolia estaba hecha de piedra, madera y polvo. Al menos en lo alcanzaba la vista, era un paraje yermo y desigual. ¿ Y con esa ruina tenian una alianza? Se estiró y, con el alegre pensamiento de " Sigue siendo mejor que mamá", salió al exterior.
Habia dormido con lo puesto, tal cual. Llevaba hasta las sandalias. Bostezó por primera vez y miró desorientado a su alrededor. Cuando escogió una dirección al azar, esta no conducía "hacia afuera".

_________________________________________

-
avatar
Status : DEAD
Personajes : Me los ha quitado todos Nihil

Ficha de cosechado
Nombre: Rena
Especie: Irrense
Habilidades: Fuerza bruta, habilidad manual, automotivación.
Ver perfil de usuario

Prisión (Archivo VI) - Página 2 Empty Re: Prisión (Archivo VI)

14/08/14, 11:14 pm
La chica insulsa llamó su atención, e hizo varios gestos, que Twixy's supuso que significaba que no podía entenderla... o que no sabía como hablar decentemente. Como sea, también le señaló el pasillo, y la frivy al fin creyó comprender lo que la niña le decía.

-Hipertienes razón, la superveré mejor con luz natural- dijo convencida, poniéndose en pie.

Cogió a la niña del brazo y tiró de ella, alumbrando con el aparatito de la otra mano. Era bastante notable la maestría de Twixy's para conservar su glamour aun caminando a duras penas por un pasillo mugriento mientras arrastaba tras de sí a una niña ciega. Caminaron bajaron unas horribles escaleras, con las que la niña se defendió tan bien que Twixy's estuvo a punto de pedirle el palito, y llegaron a otra planta llena de puertas idénticas a la anterior, pero con una novedad.

Un chico y una chica de aspecto más bien canijo pero mucho menos insulso que su secuestrada parecían hablar, o al menos intentarlo. Twixy's se acercó a ellos, de nuevo tirando de la ciega, y les dedicó su más encantadora sonrisa.

-Holy's rary's, ¿superpodéis decirme dónde está la salida? ¿Porfa ply'x?
Zarket
GM
Status : Jinete del apocalipsis (¡ahora con extra de torpeza social!)
Humor : En muerte cerebral.
Personajes :
Spoiler:

Armas :
Spoiler:


Ficha de cosechado
Nombre: Rádar
Especie: Carabés
Habilidades: Resistencia, velocidad natatoria, nociones de lucha
Ver perfil de usuario

Prisión (Archivo VI) - Página 2 Empty Re: Prisión (Archivo VI)

14/08/14, 11:45 pm
El gesto acerca de la garganta de la varmana confundió algo a Hal, cosa que se apreció en el hecho de que arrugase algo el entrecejo y ladease de forma casi imperceptible su cabeza. Durante un momento se preguntó exactamente cuál era su problema. «¿Estará enferma acaso? Quizás le sentase mal aquel... Humo verde...». En su cabeza no cabía que directamente su interlocutora careciese de la habilidad para hablar, teniendo en cuenta lo fácil que era curar aquellos genes en los cigotos mediante genemagia.

El gesto de las orejas lo volvió a dejar perplejo. Se llevó la mano a la suya propia, pensando en qué podría desear aquella chica que hiciese. Se dio un par de golpecitos en las orejas, retirando el pelo y doblando el cartílago con sus toques. Al tomar conciencia de lo hacía se sintió repentinamente estúpido. La vergüenza se apoderó de él, provocando el fuerte deseo de que el mundo lo fulminase, se lo tragase o lo hiciese desaparecer de cualquier otra forma. En su expresión este sentimiento sólo se reflejó en que apretó los labios, se puso a mirar el suelo con más interés de lo normal y la sangre se le subió a la cara, oscureciéndola. «¡Eres idiota! ¡Idiota idiota idiota!».

No pudo llegar a hacer (o pensar) cualquier cosa que solucionase la fuerte incomodidad que se había apoderado de él, porque el sonido de unos pasos los interrumpió. Se giró hacia ellos, volviendo a sentir un asomo de miedo y expectación. Si lo que acababa de pasar había sido una prueba tenía por seguro que había fallado miserablemente, pero—.

En esta ocasión lo que sufrió su tren de pensamientos fue un descarrilamiento catastrófico. Cualquier pensamiento anterior fue sustituido por un «¡E-está en pelotas!», a medio camino entre la histeria, la sorpresa y algo todavía más primario. Su cara, por otra parte, mostraba el profundo shock que sentía por la situación, completamente surrealista. Había dejado la boca medio abierta, y apenas había prestado atención a las desconocidas palabras que salían de la boca de aquella desconocida. Cuando se dio cuenta de la expresión que tenía se obligó a sellar sus labios, aunque en sus ojos se seguía viendo el profundo pasmo que sentía.

Se obligó a centrarse en aquella conversación imposible, no sin morderse los labios al no saber qué hacer. «Tiene que haber algo que podamos hacer para comunicarnos... Piensa, piensa». Claramente hablar estaba fuera de toda duda, no al menos sin algún rocavarancolés que les diese acceso a algún hechizo logomántico que pudiese permitir la comprensión entre tantos idiomas distintos. «¡Maldita sea! ¡Cuál es el propósito de todo esto!». Una luz se encendió en su cabeza. «Y si... ¿Quizás quieren conocer nuestra capacidad de comunicarnos sin poder hablar el mismo idioma?» se preguntó, algo titubeante. Aquello... Tenía cierto sentido. Al menos más que sus pensamientos anteriores, aunque el hipotético sistema de evaluación que seguían allí seguía pareciéndole bastante extraño.

Miró de reojo a las dos desconocidas, analizándolas mejor. La más alta no estaba en bolas, en realidad, aunque sí se encontraba lo suficientemente cerca de ese estado como para impresionar al adolescente. La otra, por otra parte, era bastante más baja, y se encontraba, por contra, bastante más tapada que su compañera. Se preguntó si serían amigas, aunque no lo parecía.

—Hal —volvió a hacer el mismo gesto señalándose que antes, en un intento de conocer, al menos, el nombre de las dos nuevas compañeras. Después señaló a la alta, haciendo un terco esfuerzo en no apartar los ojos de un punto indeterminado de su entrecejo.
Evanna
Personajes :

Armas :

Ficha de cosechado
Nombre: Rua
Especie: Humana. Sueca
Habilidades: Rapidez mental, valor, astucia
Ver perfil de usuario

Prisión (Archivo VI) - Página 2 Empty Re: Prisión (Archivo VI)

15/08/14, 01:03 am
En esta ocasión no hizo falta entender las palabras de la mujer. En el momento en el que la agarro y comenzó a jalarla, Samika la miro confundida y un poco sobresaltada, manteniendo apenas el paso y el equilibrio para no tropezarse con las irregularidades del suelo, pudiendo usar su bastón a duras penas "¿Porque me siento como el chihuahua que llevan ciertas mujeres en su bolso?" pensó Samika confundida, aunque no se quejaba, estaban avanzando mas rápido de lo que ella habría podido hacer por si sola. Bajar las escaleras sin acabar rodando por ellas mientras eras jalada fue una aventura para ella, pero lo consiguió sin incidentes.

Al parecer el camino tuvo sus frutos, aunque no encontraron la salida si que encontraron mas personas en el lugar, Samika no fue capaz deverlos claramente claramente solo pudo identificar a un chico y a una chica. "Realmente podrían gastar un poco mas de dinero en la instalación eléctrica de este sitio...no se ve un pimiento  ¿A quien se le ocurre usar antorchas en esta época?" un pensamiento que siendo ciega resultaba un poco absurdo, pero que realmente ella agradecería tener mas luz. En verdad era frustrante todo aquello, pero al menos era un alivio saber que no solo estaban ellas allí. ¿Ellos eran gente que vivía en ese sitio o eran "especiales" como ella?

No pudo interpretar nada de las expresiones que llegaron a poner las dos personas, la escasa luz no se lo permitía por lo que se le paso desapercibida la reacción del chico a la presencia de twixy's, aunque no el aparente intento de este de comunicarse con ellas. ¿Eso que decía era su nombre, un saludo o un insulto? No tenia idea, pero a juzgar por como se señalaba a si mismo al decirlo votaba por la primera opción "Aunque bien podría estar maldiciéndose a si mismo...a saber"

-Jal....yo me llamo Sami-creyó que acortando su nombre y teniendo en cuenta el idioma que nuevamente era extraño para ella, le seria mas fácil pronunciarlo, señalándose a si misma al decirlo. Aquello era realmente como un sin sentido de comunicación- ¿Vosotros sabéis donde esta la salida? - no había entendido que había dicho la chica a su lado pero igual intento hacer lo gestos torpemente con sus manos señalándolos a ellos y al pasillo, a ver si le entendían. Aquello era como meter a un chino, un finlandes, a un árabe y a un griego a mantener una conversación: no iba a sacarse nada en claro.

_________________________________________

Invitado, sueñas con un mundo perfecto...
...tu paraíso personal...
...donde lloras tu imperfecta realidad

Spoiler:
avatar
Personajes : PJ: Vorela
Especie: Libense
Habilidades: Rapidez mental, astucia, nociones de lucha.

Ficha de cosechado
Nombre: Vorela
Especie: Libense
Habilidades: Rapidez mental, astucia, nociones de lucha.
Ver perfil de usuario

Prisión (Archivo VI) - Página 2 Empty Re: Prisión (Archivo VI)

15/08/14, 01:36 am
Se despertó y no había ni una sola luz. Vorela se incorporó algo abotargada, como después de haber dormido mucho y no precisamente en una cama muy cómoda. Toqueteó aquello en lo que estaba tumbada, no era muy agradable al tacto, y mucho menos mullido. Ahora no estaba tan segura de haber dejado su cómoda y hermosa casa para llegar a un lugar que parecía más un castigo que un lugar de nuevas oportunidades.

Pero lo hecho, hecho estaba, y al menos llevaba con ella sus joyas y su maquillaje... porque lo llevaba, ¿no?. Rápidamente se hizo un registro táctil de todo lo que llevaba en el cuerpo, y respiró tranquila al comprobar que todo seguía en su sitio, aunque con las trenzas algo deshechas, pero cada pequeño accesorio colocado, y su bolsita de maquillaje, colgado de su cinturón. Comprobado que todo estaba en orden, se puso en pie, alejándose de aquel camastro incómodo.

Buscó a tientas alguna luz, sin éxito. Aunque le pareció distinguir una rendija de iluminación cerca. Se acercó, comprobando que era una puerta, bastante rústica y poco trabajada, pero una puerta. La abrió sin evitar un desagradable chirrido y salió a un pasillo con varias antorchas iluminando el camino. El lugar era frío y bastante tosco, nada que ver con su colonia natal. Decidida a ver a donde llegaba, emprendió el paso durante un rato, hasta que le pareció ver una silueta a unos metros.

Parecía un libense por sus ropas y lo que alcanzaba a ver por las antorchas. Había un niño con ella en la barca, lo recordaba por ese vulgar pañuelo blanco, que le llamó la atención con solo mirarle de reojo. Joven, vulgar y hombre. Desde luego no podía haber tenido peor suerte, pero era compatriota, y le tendría que servir. Quizás supiera ya como salir de ese desagradable sitio.
Alicia
Status : So. FLUFFY.
Personajes :
  • Seon: aurva soñadora, 20 años. 163 cm
  • Ri:Tengu. Aurva albina, 18 años. 170 cm
  • Nero:Sin esencia, edeel. 18 años, 175 cm.
  • Siete: idrino cosechado. 18 años. 172 cm.


Heridas/enfermedades : Cicatrices desiguales con forma de arañazo en los gemelos, que se extienden hacia la parte frontal de la pierna. Más anchas y verticales en la pierna derecha.

Ficha de cosechado
Nombre: Siete
Especie: Idris
Habilidades: oido musical, orientación, reflejos
Ver perfil de usuario

Prisión (Archivo VI) - Página 2 Empty Re: Prisión (Archivo VI)

15/08/14, 01:54 am
- Ah, eres tu- dijo Arik, con una pizca de desconfianza. Pero decidió que no habia motivos para recelar desde el principio. Estaban lejos de casa y eran ambos de las colonias. Le tendió la mano con una sonrisa alegre- no tuvimos la ocasión de presentarnos. Me llamo Arik, hijo de Reisa. Estoy buscando la salida.

_________________________________________

-
avatar
Personajes : PJ: Vorela
Especie: Libense
Habilidades: Rapidez mental, astucia, nociones de lucha.

Ficha de cosechado
Nombre: Vorela
Especie: Libense
Habilidades: Rapidez mental, astucia, nociones de lucha.
Ver perfil de usuario

Prisión (Archivo VI) - Página 2 Empty Re: Prisión (Archivo VI)

15/08/14, 02:29 am
No le hacía mucha gracia tener que darle la mano al muchacho, el contacto físico más allá del cuerpo a cuerpo, no era lo suyo. Pero no le interesaba perderle de vista, así que intentando guardarse el desagrado para si, le estrechó la mano.- Yo soy Vorela, hija de Reira-
Teniéndolo tan cerca, aprovechó para echarle un vistazo. Sin duda era vulgar, pero no le quedaba otra que aguantarlo. Sus vestimentas sencillas y poco coloridas le hacían sentir una mezcla de pena y desagrado por el muchacho.-Pues ya somos dos, porque yo también quiero salir de este terrible sitio.
Alicia
Status : So. FLUFFY.
Personajes :
  • Seon: aurva soñadora, 20 años. 163 cm
  • Ri:Tengu. Aurva albina, 18 años. 170 cm
  • Nero:Sin esencia, edeel. 18 años, 175 cm.
  • Siete: idrino cosechado. 18 años. 172 cm.


Heridas/enfermedades : Cicatrices desiguales con forma de arañazo en los gemelos, que se extienden hacia la parte frontal de la pierna. Más anchas y verticales en la pierna derecha.

Ficha de cosechado
Nombre: Siete
Especie: Idris
Habilidades: oido musical, orientación, reflejos
Ver perfil de usuario

Prisión (Archivo VI) - Página 2 Empty Re: Prisión (Archivo VI)

15/08/14, 02:46 am
Arik asintió. El tambien miraba a su compañera de mundo con curiosidad. Le sonaba vagamente el nombre de su madre y todavia trataba de encajarla entre amigas o enemigas. Lo cierto es que su trato con chicas era reducido. Y no se hacia nada facil cuando iba aprendiendo a detectar el hembrismo de la capital y era mas sencillo molestarlo con cosas inocentes. Bueno, si algo tenia claro es que no iba a guisar para ella.
Al cabo de otro rato se dio cuenta de que aquello no podia ser la dirección correcta. Se reorientó desde una ventana y calculó que debian bajar un piso al menos. Rehizo parte del camino, menos atento a si ella le seguía que a su propio intento de concentración y acabó escapando a cielo abierto a traves de una grieta ancha en la pared. A lo lejos distinguía figuras. Merecia la pena intentarlo.

[Sigue en la plaza de la fuente]

_________________________________________

-
avatar
Status : DEAD
Personajes : Me los ha quitado todos Nihil

Ficha de cosechado
Nombre: Rena
Especie: Irrense
Habilidades: Fuerza bruta, habilidad manual, automotivación.
Ver perfil de usuario

Prisión (Archivo VI) - Página 2 Empty Re: Prisión (Archivo VI)

15/08/14, 03:40 am
El chico era escuálido y de ropa más bien tirando a horrible, pero a Twixy's su reacción le pareció deliciosa. Por los entornos en los que se movía, hacía muchísimo tiempo que no provocaba un efecto así en nadie, y la repentina atención le hizo sentirse bien. Parecía que tampoco la comprendían, pero el chico se señaló diciendo una única palabra, que Twix supuso sería su nombre.

-Twixy's- se presentó cuando el chico la señaló a ella.

La otra niña, tan abrigada que parecía que había estado viviendo en un congelador, ni siquiera hablaba, pero Twix pudo fijarse en que la piel lechosa y enfermiza no era lo único que la distinguía de los otros.

-¡Pero supermira que cosita eres!- exclamó poniéndose a su altura. La chica de inmediato le tocó las orejas y la nariz, y Twix aprovechó para hacer lo mismo.- ¡Si hipertienes orejitas de murciélagy'x de la total! ¡Superquiero unas pero ya!

Se echó a reir. Aquello parecía un circo, tanta gente rara y mal vestida, pero Twixy's decidió tomárselo como un parque temático. Sería como las teleseries que estaban estrenando nuevas, llenas de magia y rary's y sexo exótico. << Pero, aquí megasolo son niños pero de la total...>> pensó desilusionada.

-Bueeeeeno, supervamos a salir de aquí.

Se puso en pie, y viendo que todos le miraban con la misma cara de calamares desubicados, salvo la niña insulsa que ni miraba, o más bien no enfocaba. Algo molesta, le arrancó de las manos la libreta a la de las orejas de murciélago e hizo un boceto rápido de un muñequito saliendo por una puerta, y se lo mostró al grupito.
Volver arriba
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.