Conectarse

Recuperar mi contraseña



Últimos temas

» Faro
por Bellota Ayer a las 09:12 pm

» Torreón Letargo
por Tak Ayer a las 06:05 pm

» El Macetero
por Giniroryu Ayer a las 03:25 pm

» Torreón Maciel
por chicoaeseg15 Ayer a las 10:19 am

» Feliz navidad
por Yber 21/10/17, 09:54 pm

¿Quién está en línea?
En total hay 3 usuarios en línea: 0 Registrados, 0 Ocultos y 3 Invitados

Ninguno

[ Ver toda la lista ]


La mayor cantidad de usuarios en línea fue 27 el 26/09/15, 12:02 am.
Estadísticas
Tenemos 174 miembros registrados.
El último usuario registrado es Lily Bell.

Nuestros miembros han publicado un total de 35850 mensajes en 684 argumentos.
Licencia
Licencia de Creative Commons
Rocavarancolia Rol por los usuarios del foro está licenciado bajo Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported License.

No estás conectado. Conéctate o registrate

Sueño de Helli

Ir a la página : 1, 2  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo  Mensaje [Página 1 de 2.]

1 Sueño de Helli el 05/09/11, 05:53 pm

Sepalian Xila

avatar
Aquel era un día tranquilo en el Torreón Letargo. Los cosechados correteaban por el salón practicando hechizos de parálisis. Elliot y Vacuum trataban de paralizarse el uno al otro y Caín, quien había venido de visita, corría tras Jack.
Las risas llenaban en ambiente y la magia casi podía olerse.
Helli se giró para ver a Gael corriendo tras ella cargado con varios cristales y un amuleto.
-¡Te voy a pillar, Helli! -gritó.
En el fondo de la sala, Nia reía a carcajadas con las persecuciones, su risa infantil sonando clara y dulce.

2 Re: Sueño de Helli el 05/09/11, 06:09 pm

Helli


Hoy es un día sin sobresaltos en el que parece que todo va a ir bien. En el salón del torreón, mis compañeros ríen como si nada ocurriese, como si esta ciudad no fuera un lugar de pesadilla... Me contagian su risa y su alegría, y pronto me veo metida en su juego. Hechizos de parálisis... Eso puedo hacerlo.
Gael me persigue, riendo.
- ¡Ni lo sueñes! - respondo. Recojo unos cuantos cristales mientras intento zafarme del niño y pienso en el hechizo que estamos practicando. - ¡No podrás cogerme!
Me permito reír y olvidarme de mis preocupaciones por una vez desde que llegamos aquí. Dejo que Gael me persiga un rato. Después, me detengo y le lanzo un hechizo de parálisis que, como mucho, lo dejará inmovilizado durante media hora. Me preparo por si acaso el niño consigue librarse de él.

3 Re: Sueño de Helli el 07/09/11, 07:29 pm

Sepalian Xila

avatar
En el contacto que requiere el hechizo, Helli no nota magia fluir de sus dedos. Sin embargo cuando mira a Gael repara en que el niño es ahora una estatua de oro. Una estatua que la señala acusadoramente con un gesto de terror e impotencia en su rostro.
-¡Helli! ¡¿Se puede saber qué has hecho?! -grita Elliot iracunda- ¡¿En qué narices estabas pensando?! ¡Has matado a Gael!
Todos en la sala la miraban con frialdad. Una gota de sudor cayó por la frente de Helli.


_________________________________________

4 Re: Sueño de Helli el 08/09/11, 12:50 am

Helli


¿Qué? No puede ser... ¿He... he transformado a Gael en una estatua? Me miro las manos, incrédula. Pero... ¡Pero si no he notado nada!
Me vuelvo hacia los demás con gesto contrito y la mirada gacha, sin saber qué hacer ni qué decir. Elliot me reprocha lo que he hecho, furiosa. Y no me extraña, aunque no acabo de comprender del todo lo que ha sucedido.
- Yo... yo... Lo siento... - musito. Sé que es estúpido pedir perdón por algo así, pero no sé qué más decir. Me pregunto si el hechizo será reversible aunque, a juzgar por las palabras de Elliot, lo dudo mucho. - Yo... sólo iba a paralizarlo... No sé qué ha sucedido.
Estoy asustada, muy asustada. Para intentar disimular el miedo que tengo, cojo el libro de magia y trato de buscar una solución.
<<No entiendo nada...>>, pienso. ¿Cómo puede ser que todo fuera tan bien y, de repente, las cosas se torcieran de este modo?

5 Re: Sueño de Helli el 08/09/11, 04:48 pm

Cain

avatar
El libro se convierte en oro. Helli lo deja caer sobre su pie sin querer y lanza un grito por el golpe y se sujeta el pie herido. Al ir a pata coja, trastabilla y choca con Elliot que se había acercado a ella totalmente fuera de sí. La pelirroja cae al suelo convertida tambien en oro. Al ir a intentar ayudarla, roza a Vacuum que también había ido a socorrer a la chica y le convierte... Así, poco a poco todos los presentes van transformándose en estatuas de oro bajo el roce de Helli, estatuas que le miran con reproche, y le señalan con dedos acusadores.


_________________________________________

Y con este nombre yo te maldigo, y ni tan siquiera la muerte podrá librarte de tu condena, pues todo aquel que intente matarte recibirá siete veces tu castigo.

6 Re: Sueño de Helli el 08/09/11, 05:09 pm

Helli


En cuanto cojo el libro, se vuelve de oro. Sorprendida, lo suelto y se me cae en un pie. Grito, tropiezo y me llevo a Elliot por delante. Justo cuando voy a ayudarla a levantarse, murmurando una disculpa, me percato de que ella también se ha transformado en una estatua dorada... Y también Vacuum, a quien he rozado cuando acudía en su ayuda. Retrocedo, asustada, y choco con Caín y Jack... Y después con Nia.
Y todos ellos ahora son estatuas, estatuas de oro.
No entiendo qué está pasando. Vuelvo a mirarme las manos, asustada, sin comprender.
<<Pero... ¿qué es esto?>>, pienso. Las estatuas me acusan en silencio, y yo me siento terriblemente mal. ¿Cómo he podido estropearlo todo? No sé qué hacer y empiezo a ponerme muy nerviosa. Soy incapaz de aguantar más, así que salgo del salón para que dejen de mirarme, para intentar tranquilizarme y pensar... Pero, aunque me marcho de allí, no puedo olvidarme de sus rostros y de todo lo que he hecho. Empiezo a llorar en silencio. Y, por más que me digo que eso no va a servir de nada, no puedo parar.

7 Re: Sueño de Helli el 08/09/11, 06:30 pm

Naeryan

avatar
Sumida en su dolor, Helli no se ha dado cuenta de que ya no está sola. Siente cómo una levísima brisa le refresca la cara empapada de lágrimas y alza la vista.
Se le corta la respiración al ver que la rodea un círculo de individuos encapuchados a los que no conoce, y desde luego a los que no ha oído llegar. Todos llevan idénticas túnicas blancas y doradas, y los bordes de sus capuchas están engarzados en todo tipo de joyas iridiscentes; muchas de ellas relucen en colores y tonos que Helli nunca ha visto antes y no volverá a ver jamás. La brisa que ha sentido proviene del ligero ondear al únisono de los bajos de sus túnicas.
Antes de que pueda preguntar quiénes son, uno de los más cercanos le habla con una voz rasposa, casi metálica:
-Levántese, su Gracia.
Intimidada, Helli obedece extendiendo la mano para que alguno de aquellos seres la ayudase a levantarse. Todos a una retroceden como si tuviese la peste.
-Su Gracia debería tener más cuidado- dice uno a su izquierda.
"¿Su Gracia?" ¿Por qué le hablaban así?
-Pero tendremos a bien que su Gracia nos conceda su bendición a su debido tiempo, si lo considera oportuno- añade el más cercano a ella.
Detrás de Helli, el que parece el jefe -una distinción un tanto abstracta, ya que todos parecen exactamente iguales- hace un gesto autoritario, y frente a Helli aparece un viejo sillón hecho pedazos que recuerda vagamente haber visto en el burdel. Se sienta, aturdida, y al instante éste se torna en un oro tan rico y pulido que distrae el hecho de que el asiento original no era ningún trono precisamente.
En cuanto se sienta, todos los encapuchados hacen una reverencia al unísono, rodillas tocando el suelo.
-Con su venia, saldremos a buscar más afortunados a los que imbuir de su don, Su Gracia- dice uno de ellos con una reverencia, y se esfuma a través de las paredes como si estuviera hecho de humo, cumpliendo un cometido que Helli no ha ordenado en ningún momento.
-Debemos hacer ofrendas adecuadas a su magnificencia, mi diosa- dice tras ella el que parecía ser el jefe, sobresaltándola-. Pero antes debemos retirar estos restos impuros del suelo.
Y a una orden suya, los encapuchados empiezan a arrancar las caras de las estatuas caídas en el suelo. La de Gael es la primera en desprenderse, dejando tras ella un espacio totalmente plano, como si la hubiesen borrado de un plumazo. No contento con ello, el encapuchado que estaba trabajando en ella saca un instrumento parecido a un cincel y comienza a rascar la superficie, arrancando virutas de oro que vuelan en al aire como chispas, produciendo un sonido metálico muy desagradable. Pronto a dichos sonidos se les unen los de las demás estatuas, en un coro de voces de metal y dentera.
Los agudos chirridos recuerdan a Helli a gritos humanos.

8 Re: Sueño de Helli el 09/09/11, 05:50 pm

Helli


De pronto, noto una suave brisa. Alzo la mirada con curiosidad, a pesar de todo, y veo que a mi alrededor hay un grupo de encapuchados. Me sorprendo; no les había oído llegar y tampoco sé quiénes son. Unos desconocidos de los que no debo fiarme por el momento. Los miro, un poco asustada. Encima me llaman... ¿Su Gracia? Esto es muy extraño...
- ¿Quiénes sois? - acierto a musitar. - ¿Y qué queréis de mí?
Hablan de una bendición, de un don. Se refieren a que pueda transformar las cosas en oro. Sin embargo, yo no estoy de acuerdo con ellos. Esto me ha traído problemas. Lo único que quiero es librarme de ello y que todo vuelva a ser como antes... Ojalá pudiera retroceder en el tiempo. Así, Gael, Elliot, Vacuum, Caín, Nia y Jack dejarían de ser estatuas doradas, sin vida.
Justo cuando pienso en mis compañeros, veo que algunos de los encapuchados se disponen a retirar las estatuas. Antes de que pueda hacer nada, les empiezan a arrancar las caras, haciendo un ruido muy desagradable. Parece como si estuvieran gritando... Sí, eso es. Son gritos... Me tapo los oídos para no escucharlos y cierro los ojos, aunque no me sirve de mucho.
- ¡Parad! - les ordeno a los encapuchados. - ¡Parad!
Daría lo que fuera por dejar de escuchar esos gritos... Es como si las estatuas estuvieran sufriendo, aunque parezca imposible. Eso me recuerda que están así por mi culpa, y que, por el momento, no puedo hacer nada para ayudarlos. Y menos si los encapuchados las destruyen.

9 Re: Sueño de Helli el 09/09/11, 06:09 pm

Sepalian Xila

avatar
Dos de los encapuchados la sujetan por los brazos con fuerza, convirtiéndose en pesados grilletes de oro con el contacto con la cosechada.
Frente a ella los demás siguen arrancando las caras a sus amigos, que a pesar de haber caído al suelo lo han hecho de tal forma que todavía sus dedos señalan a Helli.
Frente a ella ve cómo otros de los intrusos empiezan a dar forma a las caras arrancadas para convertirlas en hermosas joyas que colocan cuidadosamente en la cosechada ayudándose de una pinzas de hierro que acaban rápidamente transustanciadas en oro.
Dos de los encapuchados irrumpen en en la sala cuando Helli está cubierta de tantas joyas que le cuesta alzar la cabeza. Llevan a Nikolas, que se retuerce y trata de liberarse de quienes lo sujetan.
-Bendecidlo -exigió el encapuchado que había hablado antes.
-¡¿Por qué me haces esto?! -chilló el joven cosechado con los ojos llorosos y fijos en Helli.


_________________________________________

10 Re: Sueño de Helli el 09/09/11, 06:38 pm

Helli


Dos de los encapuchados se dirigen hacia mí y me sujetan. Trato de zafarme antes de que se transformen también en estatuas, pero no lo logro, y ahora me es imposible escapar. Cierro los ojos al menos para no ver cómo les arrancan las caras a mis compañeros ni cómo me señalan, como si me acusaran, aunque sigo oyendo los gritos, y eso es lo peor de todo. Cuando parece que han terminado, abro los ojos de nuevo... Aunque casi tendría que haber permanecido igual.
Ahora, los encapuchados transforman las caras de las estatuas en joyas, y se dirigen hacia mí... Vuelvo a intentar escaparme, aunque sé que mis esfuerzos serán inútiles, y me hago daño. Grito, asustada, mientras me colocan las joyas.
- ¡Parad! ¡Parad! - repito, angustiada, pero los encapuchados me ignoran y siguen colocándome joyas. Lloro, asustada. Lo único que quiero es que esto se termine, y salir de aquí... Pero parece que no ha acabado aún.
Porque en ese momento aparecen otros dos encapuchados, que traen a Nikolas ante mí. Lo miro. Tiene miedo, mucho miedo... Me reprocha lo que estoy haciendo, y no me extraña, pero no puedo controlarlo. Ahora mismo, además, atrapada como estoy, soy incapaz de evitarlo.
Uno de los encapuchados exige que lo bendiga. Niego con la cabeza.
- No, no... ¡No! - grito.

11 Re: Sueño de Helli el 10/09/11, 07:01 pm

Naeryan

avatar
Helli se resiste, cerrando los puños y agitando los brazos, que aún siguen aprisionados dentro de las muñecas del nuevo par de estatuas doradas, antes sus sirvientes. Impotente, encoge su cuerpo todo lo que puede bajo las joyas para no dejar su piel al descubierto: es lo único que puede hacer para evitar que su compañero cosechado sufra la misma suerte que los demás.
Sin embargo, los dos encapuchados que sujetan a Nikolas no se inmutan y lo acercan hacia su cara, la única parte del cuerpo de Helli que está completamente al descubierto ahora. Completamente inmovilizado, el cosechado no puede hacer más que gritar a medida que ve su muerte acercándose en forma de diosa atrapada en un trono dorado.
Los labios de Helli rozan la frente del chico, convirtiéndolo instantáneamente en oro.
Entre los acólitos surge un murmullo excitado, sintiéndose honrados por haber sido testigos de aquel beso de la muerte. Antes de que Helli pueda asimilar lo que acaba de suceder, un nuevo encapuchado se acerca a ella. Aturdida, Helli se pregunta qué nueva monstruosidad le obligarán a hacer.
Ante ella, una colección de restos dorados descansa en tapices de terciopelo púrpura. Al principio Helli cree que no tienen nada que ver entre sí, pero una segunda mirada le demuestra que todos tienen formas concretas: un dedo cortado a la altura de los nudillos, un labio roto, un ojo mal arrancado... Orejas, cabellos, pedazos de nariz; aquella selección de esperpénticos trozos de oro pertenecen a sus compañeros, ahora estatuas mutiladas en el suelo.
-Elegid uno, Su Gracia- le pide el encapuchado más cercano a ella.

12 Re: Sueño de Helli el 19/09/11, 10:44 pm

Helli


Intento resistirme, pero los extraños encapuchados finalmente consiguen su propósito.Oigo los gritos de mi compañero sin que yo pueda hacer nada por evitar su transformación. Rozo a Nikolas con los labios en contra de mi voluntad y se convierte en una estatua de oro. Otra más. Los encapuchados parecen contentos, pero yo me siento muy mal.
- Lo siento - murmuro, a pesar de que Nikolas ya no puede oírme. Permanezco en silencio y aguardo. Estoy segura de que esto no ha terminado.
Y en efecto, aún no ha acabado. Uno de ellos se acerca, mostrándome unos tapices donde hay... ¿Ojos? ¿Labios? ¿Dedos? ¡Sí, eso es! Son trozos de las estatuas... De mis amigos. Voy a negarme a escoger, pero tengo mucho miedo y no sé qué hacer para que todo esto termine, así que señalo un ojo vagamente.
<<Quizás así me dejen en paz>>, pienso, no muy convencida. Espero su reacción, temblando. <<Aunque a lo mejor ahora viene algo peor...>>.
Sacudo la cabeza. No quiero pensar en ello. Quiero creer que, a partir de este momento, todo va a ir mejor.

Contenido patrocinado


Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba  Mensaje [Página 1 de 2.]

Ir a la página : 1, 2  Siguiente

Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.