Conectarse
Últimos temas
Conocidos extrasensorialesAyer a las 02:08 pmIsmalKreek_24Torre Serpentaria25/05/22, 10:06 pmLECOfiuco Aquae23/05/22, 11:18 amLECCompañeros de plumas similares18/05/22, 07:27 pmIsmalKreek_24Idris13/05/22, 01:54 pmMuffie
Estadísticas
Tenemos 198 miembros registradosEl último usuario registrado es danhNuestros miembros han publicado un total de 47885 mensajesen 946 argumentos.
Licencia
Licencia de Creative Commons
Rocavarancolia Rol por los usuarios del foro está licenciado bajo Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported License.
Ir abajo
IsmalKreek_24
Status : Patata
Humor : Retorcido, muy retorcido.
Personajes :
Armas :
  • Adam: Cimitarra y cuerpo de caballo


Ficha de cosechado
Nombre: Adam
Especie: Humano ruso
Habilidades: Fuerza bruta, resistencia, oido musical
Ver perfil de usuario

Compartimos cascos y crines - Página 2 Empty Compartimos cascos y crines

31/01/22, 08:05 pm
Recuerdo del primer mensaje :

Durante la reunión que tuvieron los sendarios con los silentinos en la zona común de la Sede de los Traumaturgos, Adam tuvo la mirada fija en aquella mujer encapuchada pues era Rua. Los demás afirmaron su nombre y el pegaso estaba curioso, decidido a saber mas de la mujer que el mismo Neariel confirmó era un caballo. Ella es humana en cuerpo y proporciones y las posibilidades de que ella fuese otro pegaso aumentaban. Tampoco la presionó tanto con su mirada acusadora, parando para hablar con los demás pero su expresión lo decía, gritaba: quiero saber más.

En cuanto vio la oportunidad se presentó por lo bajo, buscando no incomodarla. Tras una breve charla en la que contaba cosas generales, casuales para allanar el terreno, le ofreció hablar en un sitio más privado. Temía que ella estuviese tan paranoica como él y tampoco deseaba exclamar lo que él era.

Rua... Quiero hablarte sobre algo —fue lo que dijo para convencerla a ir al estudio, un lugar lo suficientemente apartado y solitario como para hablar del tema que deseaba sacar. Ya estaban solos, solo quedaba resolver su duda—. Como habrás escuchado en la... reunión, nos cruzamos con vuestro compañero, el ángel. Me dijo que... —hizo una pausa y el esfuerzo mental necesario, no quería transformarse diciendo esa palabra—. Me dijo que eres un caballo, ¿es eso cierto? —preguntó calmado, pausado, pretendiendo no poner nerviosa a la persona que tenía delante. Sus ojos no eran ya intrusivos, solo curiosos.


Ficha de cosechado
Nombre: Rua
Especie: Humana. Sueca
Habilidades: Rapidez mental, valor, astucia
Ver perfil de usuario

Compartimos cascos y crines - Página 2 Empty Re: Compartimos cascos y crines

02/02/22, 07:53 pm
La sueca le observo prefiriendo no decir nada sobre Fleur, ella también sufrió esos cambios repentinos, aunque fuese otro tipo de animal en el que se convertía. Igual la transformación de su amiga seguía siendo a grandes rasgos un misterio. Aun así, no tenía muy claro como sentirse que sintiera ilusión de estar en el mismo barco de criaturas cotizables. Suponía que el alivio venia sobretodo de saber que no era el único en sufrir la mierda del ir y venir entre cuerpos de forma involuntaria.

-Supongo que ambos estamos jodidos en lo mismo…el proceso involuntario este fastidioso. En eso somos iguales- dijo Rua asintió con un chasqueo de lengua, porque realmente ni quería pensar en ello a ser posible. Al menos era cierto que saber que no era la única jodida por esa luna la hacía sentir un poquito menos bicho raro. Ambos compartían el proceso y el peligro, aunque tuvieran características un poco diferentes, tanto físicas como en habilidades.

Aun así, fue difícil de obviar lo que paso frente a sus ojos. Tan pronto el chico frente a ella, estaba hablándole diciéndole algo de sino serian entonces de la misma especie y describiéndose a sí mismo, cuando segundos después, en el tiempo de un parpadeo, lo que había frente a ella ya no era un humano. No, frente a ella había un enorme equino blanco, de amplias alas blancas sobre el lomo, notable incluso si estaba plegadas, que le miraba con unos grandes ojos azules que nada que ver con los verdes que antes el cuerpo que estaba allí poseía. Rua pego un salto hacia atrás pegándose aún más a la pared del sobresalto y haciendo que la capucha volviera a caérsele hacia atrás <<¿¡Qué mierda….!? ¿Es así como se sintieron los demás cuando ocurre conmigo?>> se preguntó mirándolo con una mezcla de sorpresa e incredulidad.

Pero había algo aún más desconcertante, que hizo que le viese con ojos muy abiertos.

- Espera. ¿Por qué sigo oyéndote? - dijo Rua sorprendida porque de algún modo aun podía captar la voz de Adam de una forma un poco extraña, porque las sentías en su cabeza mas no en sus oídos. Había palabras, entendía palabras ahí, pero de la boca de este solo salían relinchos claramente audibles ¿lo estaba traduciendo automáticamente o algo? - Que cojones está pasando aquí…¿¡Por qué te entiendo!? -murmuro confundida y aun desconcertada por todo lo que estaba pasando en un segundo. Definitivamente era una cosa extrañísima de contemplar desde fuera, porque, aunque había visto lo mismo con Fleur, no era igual a ver a alguien más convertirse en un ser tan parecido a ella misma. <<No, no se parece…es un pollo a cuatro patas. ¡Eso es! ¡Un pollo a cuatro patas, pollo a cuatro patas! ¡Y yo soy jodidamente humana! >>  penso desesperada en el NO parecido físico entre ambos en el otro cuerpo.

Cerro los ojos con fuerza concentrándose lo más posible en su cuerpo actual, pero no pudiendo evitar que se le cruzase por la mente el hecho de que era capaz de comprenderle. Sus amigos no habían sido capaces de entenderla a ella, ni Fleur y ella entre si tampoco ¿era porque ellos no eran de la misma raza base o algo así? No estaba entendiendo nada y hecho de estar gastando todo su esfuerzo en no sufrir ella misma el cambio, no la ayudaba a pensar con cierto nivel de coherencia.

Ficha de cosechado
Nombre: Adam
Especie: Humano ruso
Habilidades: Fuerza bruta, resistencia, oido musical
Ver perfil de usuario

Compartimos cascos y crines - Página 2 Empty Re: Compartimos cascos y crines

02/02/22, 08:19 pm
El sentir de nuevo su cuerpo le puso malo, nervioso al pensar en ese día de transformaciones grotescas. Ningún recuerdo bueno viene de eso. El blanco pegaso entrecerró sus ojos al escuchar a Rua.

<<Emmm… Esto. Vale. Ella no sabe que soy capaz de comunicarme. Puedo comunicarme con mi mente, creo. Eso es. Mi mente. Puedo hacerlo. ¿Ella me escucha? ¿Lo hace? ¿Qué le pasa? No he hecho nada. ¿Rua, estás bien? Solo soy un pegaso, un caballo con alas, ¿por qué se ha asustado tanto? Intentará no pensar en caballos, es normal. Mejor no pensar en caballos, que como lo piense no puedo parar de decirlo. Esa palabra. Caballo. Caballo. Debo quitar de su cabeza todo lo relacionado con unicornios>> —Adam se acerca a ella con delicadeza, arrimando su cabeza— <<Tranquila, intentaré volver a ser una persona otra vez. Es mas facil hacerlo que decirlo Adam, más te vale antes de que ella piense en unicornios. Que no piense en unicornios, ni en pegasos ni caballos. HumanoHumanoYo HumanoPersonaHombre Humano HumanoYo Humano MiCuerpoPersona HumanoPersonaHombre. Amm, esto funciona. No. Sigo como caballo>> —se sienta en el sitio, meditando para desgracia de la mente de Rua—. <<Vale, soy Adam Petrov. Tengo 20 años. Soy ruso y definitivamente no un caballo ruso. Soy de Rostov del Don. Mi pelo es castaño y mis ojos verdes. No tengo hocico, solo una nariz algo ancha para mi gusto. Dos manos y dos pies. Dos piernas y dos brazos. Mido metro… ¿metro ochenta y cuatro o era ochenta y cinco? Soy humano y no un jodido caballo, ¿puedo transformarme ya, cuerpo?

Y así seguiría un buen rato hasta que le llamen la atención.

Ficha de cosechado
Nombre: Rua
Especie: Humana. Sueca
Habilidades: Rapidez mental, valor, astucia
Ver perfil de usuario

Compartimos cascos y crines - Página 2 Empty Re: Compartimos cascos y crines

02/02/22, 09:24 pm
Rua se arrepintió de preguntar porque era capaz de seguir escuchándole, porque no solo obtuvo la respuesta deseada, que era básicamente que este aparentemente podía comunicarse mentalmente en aquella forma. Y se comunicaba mucho. Demasiado. Sin parar.

-Sí, si te entiendo ¿¡puedes parar ya de pensar...de hablar o lo que sea que estés haciendo!? – murmuro apretando los dientes intentando concentrarse en sus propios pensamientos, lo suyos propios pero siendo enormemente difícil porque sentía su cabeza repentinamente invadida por una voz que no era la suya. ¿Se podía catalogar voz algo que solo su mente entendía? No sabía, pero de alguna forma debía describirlo antes de que perdiese los estribos. Sentía su cabeza invadida y que no le dejaba a pensar sus propias cosas, porque pensamientos ajenos la inundaban.

<<Soy humana, humana, maldita sea…>> <<Caballo!>> <<¡Que no coño, que soy humana! Salte de mi mente>> no parecía que funcionara, por más que intentaba pensar en que lo dejase no aparecía funcionar a la inversa, ella no era capaz de transmitir nada de vuelta. <<¿Qué mierda es esto? ¿Solo funcionaba en un sentido? Respóndeme si me escuchas ¿de qué color son mis ojos?>> no recibió respuesta alguna, tan solo un montón de pensamientos que parecía inundar su cabeza colapsando los propios. Empezaba a darle ya migraña y no lograba concentrarse, en los cuales aprecia simplemente estar hablándose a sí mismo en un intento de convencerse de que era humano. Y que ella no era un uni…<<Humana, humana, humana. HUMANA>> intento resaltar sus propios pensamientos por sobre los de él que le llegaba sin descanso.

- ¡Cállate ya por el amor de…!- exclamo Rua intentando cubrirse los oídos como si fuera a servirle de algo. Pero como era evidente, seguía oyéndole, porque ningún sonido travesaba sus oídos al fin de cuentas. ¿¡Cómo carajos haces callar a alguien que solo anda pensando y no hablando!?¡ No hay boca que silenciar! ¡No paraba de darle su información personal por dios!.

Rua apretó los dientes con fuerza, intentando concentrarse en su físico actual, dos manos, dos pies, su cuerpo curvilíneo, sin cola, sin crines, sin…<<…jodido caballo>> el pensamiento intruso en su momento de mayor concentración la desestabilizo por completo haciéndola visualizar de golpe aquello que no quería.

Rua abrió los ojos entonces agolpe al notar un cambio de peso en su cuerpo. Y entonces lo noto, el cambio de visión, sus cascos sobre el suelo de piedra y las crines cubriendo su rostro hasta casi el suelo de forma molesta. << ¡Otra vez no!>> pensó con toda la frustración que podía sentir y no transmitir.

Adam, en su forma de pegaso se había sentado en el suelo, como si fuese un gato con la cabeza toda recta y con una expresión ¿Los caballos tenía expresión? De profunda calma y solemnidad que nada tenía que ver con la verborrea con la que le estaba bombardeando en la cabeza.

A Rua a pesar de su molestia, se le escapo un relincho tan agudo que parecía una risa, que era justamente lo que ella trataba de transmitir ante la apariencia tan indigna del otro. La situación era surrealista por donde se le viera, era o reírse o sufrir un ataque de pánico..

Frente a Adam habría ahora no una Rúa humana. Sino una yegua un poco más alta que este, estilizada y fuerte, aunque menos robusta, con larguísimas crines y cola que alcanzaba el suelo, con el largo cuerno onyx en espiral saliendo de su frente. Todo su cuerpo de un blanco impoluto emitía un suave resplandor. Al igual que en su forma humana, unos grandes ojos entre rojizos y rosados, lo mirarían con toda la mala uva en la que un caballo era capaz de mirarte.

<< ¡Se que no me escuchas, pero me cago en todo! ¡Que estamos en el maldito estudio encerrados como dos imbéciles!>> pensó dando coces con su pata derecha en el suelo firmemente, intentando sacar toda su frustración, mientras lo miraba fijamente intentando transmitirle todo de alguna forma. Porque meterle una cornada al otro estaría feo. Muy feo. Ya que era evidente esa habilidad suya con su mente no la controlaba tampoco, así que no era enteramente su culpa.

La ahora yegua, soltó un muy sonoro bufido desde su hocico, frustrada y desesperada, pegándose a la pared lo más que podía para no rozar al otro caballo, que seguía ahí en el suelo.

Ficha de cosechado
Nombre: Adam
Especie: Humano ruso
Habilidades: Fuerza bruta, resistencia, oido musical
Ver perfil de usuario

Compartimos cascos y crines - Página 2 Empty Re: Compartimos cascos y crines

03/02/22, 01:58 pm
El pegaso, sentado, con los ojos entrecerrados, miraba a Rua con un semblante que aunque no era humano, claramente transmitía concentración. Mientras meditaba, soltando sinsentidos mentales relacionados con su cuerpo humano, la seguía mirando. Amalgamas de pensamiento proyectaban a las mentes ajenas que, al menos, su rango de voz podría alcanzar. Tanto sentimientos como intenciones, recuerdos, imágenes, todo en forma de sonido. A veces abstracto a veces palabras, todo conjunto en una verdadera orquesta psíquica.

Adam la vio quejarse de que se callase y ya cayó en su error. Otra vez se había pasado con pensar más de la cuenta y para desgracia de Rua esos pensamientos provocaron en ella que también pasase a su forma equina. El pegaso se quedó asombrado por lo rápido y surrealista que fue el cambio, ¿acaso el suyo era así?

<<Vale vale, espera, intentaré arreglarlo. Entiendo que no puedes comunicarte como yo, tranquila. Dios, debe ser duro para ella no poder comunicarse>> —el pegaso se incorporó lentamente para retroceder un poco, dejando más espacio entre ellos. El pegaso apartó la mirada—. <<I-intentaré concentrarme. Si me sigues escuchando, intenta aguantar mis pensamientos. Trataré de pensar en mi forma humana y volver a ser yo. Ahí voy>> —cierra sus ojos, apretando su ceño y tensando su morro— <<Humano. Humano. Humano. Yo, soy yo, soy yo. Soy un humano. ¡Soy un humano!>>

Sus pensamientos de un momento a otro pasaron a no acosar otras mentes, pasando Adam a volver a su forma humana no sin antes seguir concentrado unos segundos más antes de enterarse de su propio cambio. Abrió los ojos y, mostrando una mueca de alivio, miro sus manos humanas.

¡Bien, lo he conseg-! ¡Hiiihh! —fue solo ver a Rua lo que provocó el regreso a ser un pegaso y lo notó al relinchar, estando agitado por esto—. <<¡Joder! ¡Que soy un humano!>> —y con un pensamiento decidido regresó de forma definitiva a ser él, un humano de ojos verdes y pelo largo castaño. Miró a Rua con esfuerzo, por no caer de vuelta en el mismo fallo dos veces—. Vale, a mí me ha funcionado. Solo, solo piensa en ti y nada más. Mírame, soy un humano, lo que tú eres en realidad. Piensa en ello, dale vueltas en tu cabeza…

Adam se acercó a ella, con las manos extendidas en busca de calmarla. Sin embargo se olvidó de lo que ella le dijo y fue con la intención de tocar su rostro. En el momento que su palma tocó la mejilla del unicornio todo se volvió vacío. Nada. Absolutamente nada estaba procesando su cerebro. Todo se apagó y no recibía ningún estímulo externo. No veía, no escuchaba y tampoco tocaba nada. Durante el tiempo que la estuvo tocando y el tiempo que tardó en desplomarse al suelo, con la mirada perdida en el infinito oscuro, silencioso pero inocuo. Se le antojó hasta relajante pero logró despertar de esa breve experiencia, tomando aire en un grito ahogado y mirando a su alrededor. Estaba tumbado en el suelo.

¿Q-qué ha pasado? ¿Adonde he ido? —preguntó con los ojos como platos, levantándose con los brazos que le temblaban.

Ficha de cosechado
Nombre: Rua
Especie: Humana. Sueca
Habilidades: Rapidez mental, valor, astucia
Ver perfil de usuario

Compartimos cascos y crines - Página 2 Empty Re: Compartimos cascos y crines

05/02/22, 10:59 pm
Una de las cosas que más le incomodaba de aquel cuerpo, era el hecho de no poder comunicarse. Incluso si ya había tomado dicho cuerpo varias veces y seguía sin terminar de adaptarse a esa forma equina, era ese detalle en especial lo que más le fastidiaba. Eso y ser un faro andante incapaz de hacer magia, especialmente cuando era capaz de sentirla. Era frustrante, pero al mismo tiempo era esa sensación de la energía, la magia llegando a ella lo que hacía que el fastidio de tener ese cuerpo no alcanzara mayores.

Ya lo había notado la noche anterior cuando descasaba con sus compañeros en lo que fue su refugio por meses, pero había sido mucho más sutil, ahora lo sentía un poco más claro. Incluso si era evidentemente imposible de ver lo sentía, como si varios cuerdas invisibles y traslucidos la uniera a ella y a un montón de gente dentro de aquel edificio de piedra, desde el salón donde ambos grupos charlaban, desde otros pisos, no importándole protecciones, muros o puertas y llegaban directamente a ella transmitiéndole su magia a través de su cuerno, de una forma que le era ya conocida, revitalizante. Por supuesto esos hilos, esas cuerdas no existían como tal, pero lo que si existía era esa plena sensación de la magia llenándola. Y a pesar de tener ese cuerpo que tan poco útil le parecía, esa sensación no le desagradaba en lo más mínimo incluso a pesar de ser consciente de su parasitismo. Simplemente se sentía bien, incluso si racionalmente a Rua le incomodaba que su magia fuese una porción de la magia robada de otros por cumplir sus precios. Como quien roba un trozo de pastel que alguien más se ha tomado todo el trabajo de hacer, sin pedir siquiera permiso. Existía la incomodidad por haber robado, pero el pastel estaba delicioso y quería más, mucho más, así se sentía. ¿Estaba mal sentirse así de egoísta, ¿verdad?

Rua soltó un bufido un poco más calmado. Su frustración por seguir así permanecía, se sentía muy expuesta, pero parte de su rabia anterior desapareció un poco mientras observaba con sus ojos rojizos como el cuerpo equino de su compañero de desventuras, y causante de su aspecto actual, se levantaba del suelo, asegurando que recuperarían sus cuerpos humanos. Ambos.

<<Si dejaras de pensar en caballos sería más fácil.>> pensó la sueca, aun mirándole, viendo que efectivamente el chico intentaba concentrarse ahora si con fuerza en su cuerpo humano, transmitiéndole esos pensamientos a ella a su vez. Y esta vez aprecio surtir efecto, igual que antes, en la velocidad en lo que dura un parpadeo, frente a ella estaba de nuevo el cuerpo de Adam, sus claros ojos verdes que contrastaban con los azules que poseía en su cuerpo animal. Rua sintió de alguna forma un claro alivio cuando dejo de poder escuchar todo lo que circulaba por la mente de este como un torrente. <<¡Por fin! Ahora si poder concentrarme en…¿qué?>> exclamo incrédula en su interior al ver que este de nuevo volvía a cambiar, haciéndola parpadear confundida ¿se había desconcentrado al verla?. Al menos esta vez no duro demasiado pues Adam pareció recuperar el control de su mente nuevamente y de nuevo volvió a ser humano frente a ella. <<Joder, que mareo>> pensó Rua ante tanto cambio de cuerpo tan repentino.

Ahora hacia más sencillo pensar en si misma sin tener el cacareo del otro chico en su cabeza, así que cerro por un momento los ojos, buscando concentrarse en su forma humano, en sus brazos y piernas en que tenía dedos. Y tenía la impresión de que estaba a punto de cambiar, cuando un contacto en su mejilla equina la sobresalto, haciendo que abriera los ojos instantáneamente, solo para ver como Adam, que era quien le había tocado olvidado todas sus indicaciones, caía desplomado al suelo como si fuera algún tipo de marioneta a quien le había cortado todos los hilos, como si ni siquiera estuviese allí presente.

<<¡Ey, Adam! …>> pensó sobresaltada cambiando a su cuerpo humano por el mismo ímpetu de pensar en hacer algo y que en ese cuerpo no podía, Rua cambio en un instante antes de darse cuenta, con una seria expresión preocupada al ver como el chico se levantaba casi blanco como el papel, tras emitir un grito sin aliento. Ver a un tipo claramente grandote frente a ella, temblando de aquella forma con los ojos abiertos como platos fue un poco preocupante. Y más si decía esas cosas.

-¿Ido? No te has movido de aquí, simplemente te quedaste como viendo a la nada y te desplomaste como una marioneta sin hilos- dijo frunciendo el ceño, agradecida de tener voz de nuevo - Te lo advertí antes ¿Por qué me has tocado? – dijo frustrada al verlo así de desorientado. Ella no sabía a ciencia cierta cómo se sentían los demás cuando la tocaban bajo el influjo de la maldición de su piel, pero era evidente por la expresión de horror de Adam, que no era algo agradable- ¿Tan mal se siente? -pregunto dudosa poniendo un mano sobre su brazo allá donde la ropa cubría la piel y las plumas que sabía habían debajo.
IsmalKreek_24
Status : Patata
Humor : Retorcido, muy retorcido.
Personajes :
Armas :
  • Adam: Cimitarra y cuerpo de caballo


Ficha de cosechado
Nombre: Adam
Especie: Humano ruso
Habilidades: Fuerza bruta, resistencia, oido musical
Ver perfil de usuario

Compartimos cascos y crines - Página 2 Empty Re: Compartimos cascos y crines

07/02/22, 01:59 pm
Poco a poco se levantó, aun con la reciente experiencia impresa en su cerebro. ¿Que había pasado? Rua logró volver a ser una humana pero Adam aun estaba en proceso de asimilación.

Ya veo… —pasó la yema de sus dedos por sus nudillos, con suavidad para sentir el roce—. Por un momento sentí… Bueno, no sentí nada —alzó su mirada, pasando a ver que ella puso su mano sobre su brazo—. Ha sido raro y aun mas lo es explicarlo, wow. Me quedé ciego y parecía que estaba flotando en… un vacío negro. Tampoco escuchaba nada y no se parece ni de cerca a taponarse los oidos, es como si mi cabeza por un instante no procesase nada. ¿Es eso lo que haces cuando te tocan?

Vista la pregunta que ella formuló, decidió contestarla.

Lo de que se siente mal diría que no me ha pasado nada, es inofensivo. Bueno, si no contamos que me he caído como un trapo al suelo —añadió con media sonrisa en un intento de quitar importancia a lo malo—. Y que bien que volviste, no sabía que tú no podías comunicarte con los pensamientos. En mi caso vuelvo a todos locos con todo lo que me ronda en el coco, hasta que lo controle mejor al menos.
Evanna
Personajes :

Armas :

Ficha de cosechado
Nombre: Rua
Especie: Humana. Sueca
Habilidades: Rapidez mental, valor, astucia
Ver perfil de usuario

Compartimos cascos y crines - Página 2 Empty Re: Compartimos cascos y crines

07/02/22, 02:50 pm
Rua apenas notó que ya tenia su cuerpo humano también se dio cuenta que esa sensación de recarga mágica había menguado considerablemente. Aun la notaba como un cosquilleo persistente que había estado notando en realidad todo el tiempo, pero que había sido tan sutil, que hasta que no notó la diferencia entre ambos cuerpos, no fue mas consciente de ello.  Miro entonces al chico atentamente, lucía aun una expresión un poco aturdida en su rostro cuando finalmente habló, notando como se tocaba sus propios nudillos casi como si quisiera comprobar que seguían allí o algo.

Su explicación de lo que le había pasado al tocarlo desconcertó un poco a Rua, que alejo su mano de su brazo al comprobar que estaba un poco más estable, aun así lo miro curiosa ya que se había caído literalmente de bruces al suelo, cual peso muerto. ¿Se había golpeado la cabeza o algo al caer? No tenía idea, porque lo que decía que le había pasado le sonaba mucho a caer inconsciente también.

- ¿Supongo que sí? Mis compañeros han evitado tocarme en la medida de lo posible durante meses, porque ya antes de esta dichosa luna, los aturdía cuando me tocaban -afirmó Rua con un profundo suspiro mirándolo atentamente- Esto me afecta a mí misma, como supongo que la euforia o droga que tu produces, no te afecta a ti. - añadió Rua observándolo. Lo que no esperaba es que el efecto fuese a ser tan fuerte, una cosa era pensar en que los aturdía un poco y que los dejaba medio lelos durante algún tiempo, pero ¿Los sentidos? ¿Eso hacia entonces? ¿Anular la capacidad de percibir las cosas a través de sus sentidos? Si ya era incomodo cuando no oías, o cuando no veías, imaginarse en la situación de que tampoco sintieses nada con el resto de sentidos, resultaba escalofriante. Como estar en el vacío, era una buena descripción.

-Parecía que te habías quedado inconsciente por un momento o algo así- dijo Rua frunciendo el ceño- ¿Te has golpeado en la cabeza o te has hecho daño? Te has caído a plomo al suelo sin ningún tipo de freno. – pregunto intentando mirar su cabeza al ver como sonreía buscando quitarle importancia, eso era lo que más le había sobresaltado, verlo caer repentinamente de aquella forma, incluso había sonado como un sonido sordo y brusco repentino contra la piedra, ya que no había sido consciente ni de que se caía al parecer.

-No, no puedo, es una mierda. Aunque no sé yo si es peor eso o estarle diciendo a todo el mundo lo que piensas sin control- añadió viéndole con una sonrisa ligera un poco divertida, porque, aunque había sido un poco molesto en el momento, le hacía un poco de gracia. No había forma de mantener secretos de esa forma, lo cual podría ser entretenido y preocupante por igual. -  No debe ser agradable ir soltando tus intimidades y esas cosas que piensas y no quieres decir, a todo el mundo. Tuyas o de otros. Porque evitabas pensar en lo que yo era, pero lo transmitías igual, eso puede ser riesgoso para ambos. - añadió porque de haber estado afuera y solo Adam se hubiera convertido le habría estado contando a todo el mundo presente que su transformación era una jodida, igual que la suya. Si es que no se habían enterado ya, cosa que esperaba que no, ya que no tenía idea que alcance tenía esa habilidad suya.

_________________________________________

Invitado, sueñas con un mundo perfecto...
...tu paraíso personal...
...donde lloras tu imperfecta realidad

Spoiler:
IsmalKreek_24
Status : Patata
Humor : Retorcido, muy retorcido.
Personajes :
Armas :
  • Adam: Cimitarra y cuerpo de caballo


Ficha de cosechado
Nombre: Adam
Especie: Humano ruso
Habilidades: Fuerza bruta, resistencia, oido musical
Ver perfil de usuario

Compartimos cascos y crines - Página 2 Empty Re: Compartimos cascos y crines

09/02/22, 08:36 pm
Viendo que Rua aun seguía preocupada por su físico, Adam le restó importancia negando con la mano.

De verdad que estoy bien. Bueno, tengo un poco cargado el hombro y me duele un poco la nuca pero nada que no sea normal después de caerme —aclaró siendo sincero. En el peor de los casos le saldría un chichón y tampoco se ha hecho nada que no lo puedan curar ya con magia.

Entendía la preocupación de Rua por que a él se le escapase algún pensamiento, asintiendo para dar a luz que lo comprendía.

Intento… Intento con todas mis fuerzas no pensar en nada pero es raro de visualizar… y hacer. Necesito un filtro —Adam se da toquecitos en la cabeza—. Estaría bien no decir por aquí literalmente todo lo que pienso, hay cosas que de verdad desearía que no saliesen —dijo haciendo algo de burla sobre ello pero, sinceramente, le preocupaba un poco meterse en una situación embarazosa. Tampoco quería exponer sus impresiones sobre los demás y menos las más sinceras. Le aterra la idea de estar con Kahlo, Kolja o Chromsa y que de pronto suelte algo indebido o fuera de tono solo por pensarlo, no decirlo.

Y, por cierto, sobre lo que te pasaba con tus compañeros, en mi caso mas bien era al contrario. Solo con pensar en acercarme a alguien o tocarlo me ponía de los nervios, me asqueaba. Ahora puedo confirmar de que era un síntoma de lo que realmente soy, ya no me importa tocar a todo el mundo —afirmó sonriente. Desde luego el abrazo que le propinó a su pareja aquella noche fatídica confirmaba por completo esto—. Qué raro es todo esto… Somos caballos, algunos se parecen a otros animales, un ángel, que si hay gente de otros planetas, magia… ¿No te da la sensación de que todo lo que hemos vivido es un sueño muy real? —se paró a considerar sus palabras, soltando una breve risotada—. No me hagas caso, es que… es tan raro todo y a la vez tan increíble que no sé que pensar.
Volver arriba
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.