Conectarse

Recuperar mi contraseña



Últimos temas

» La Bodega
por Jack Hoy a las 04:48 am

» Sede de los Taumaturgos
por Naeryan Hoy a las 01:14 am

» El Cuchitril
por Yber Hoy a las 01:02 am

» Libo
por Dal 16/12/18, 06:50 pm

» El Macetero
por Tak 14/12/18, 04:10 pm

¿Quién está en línea?
En total hay 2 usuarios en línea: 0 Registrados, 0 Ocultos y 2 Invitados

Ninguno

[ Ver toda la lista ]


La mayor cantidad de usuarios en línea fue 28 el 03/08/18, 11:03 pm.
Estadísticas
Tenemos 181 miembros registrados.
El último usuario registrado es Percy

Nuestros miembros han publicado un total de 38640 mensajes en 730 argumentos.
Licencia
Licencia de Creative Commons
Rocavarancolia Rol por los usuarios del foro está licenciado bajo Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported License.

No estás conectado. Conéctate o registrate

Rocavarancolia Rol » Otros Mundos » Mundos vinculados » La Cercanía

La Cercanía

Ir a la página : 1, 2  Siguiente

Ir abajo  Mensaje [Página 1 de 2.]

1 La Cercanía el 03/05/17, 02:12 pm

Rocavarancolia Rol

avatar
La Cercanía

El portal se abre sobre el mar en una zona del polo norte, cerca de varias playas vírgenes del continente de Alaia. No muy lejos de ahí, se alzan varios poblados de pescadores y una ciudad portuaria. Iritria queda al sur; Islasanta, al sudoeste. Ambas lo suficientemente lejos como para requerir medios de transporte.

2 Re: La Cercanía el 01/11/18, 10:41 pm

Giniroryu

avatar
GM
La idrina cruzó el portal ataviada con un abrigo, un gorro de lana y medias gruesas. Se detuvo para observar los alrededores: el mar se extendía en todas las direcciones, pero en la distancia, hacia el norte, se podía ver la costa no demasiado lejos del portal. Con el hechizo de vuelo llegaría enseguida, solo esperaba no quedarse demasiado atrás teniendo en cuenta que Rasqa era bastante más rápido que ella.
La lacustre le había hablado al moloch sobre su intención de visitar el planeta para conocerlo un poco ante de su primera cosecha, y el parqio se había unido. Irianna agradecía la compañía, ya que Kimbra estaba ocupada con sus nuevo negocio, y había estado esperando aquel día con bastantes ganas. Especialmente por un motivo: La Cercanía era una mina de niebla. En ese sentido no la decepcionó, aunque el fenómeno climático predominante en aquel momento era un viento gélido que, pese a no resultar del todo desagradable al encontrarse abrigada por la ropa y un hechizo térmico, no era exactamente lo que más le interesaba de aquel planeta.
Supongo que la dirección en la que ir está clara —se dirigió hacia Rasqa finalmente—. ¿Cómo llevas el clima? ¿Los moloch podéis pasar frío siquiera? —rio levemente.
En ese momento, un flash de luz hizo que la nebulomante se sobresaltase ligeramente antes de reconocerlo como un rayo en la distancia, y un trueno retumbó sobre sus cabezas.
>>Vaya, será mejor que nos demos prisa: no creo que sea buena idea quedarse en medio del mar durante una tormenta eléctrica.



Última edición por Giniroryu el 02/11/18, 07:29 pm, editado 2 veces


_________________________________________

El quinto GM oculto representado en un gif:

3 Re: La Cercanía el 02/11/18, 06:41 pm

Yber

avatar
GM
En cuanto cruzó el portal, Rasqa soltó varios improperios. La humedad le invadió por todos los sentidos: el olor a mar, el ruido de las olas, la niebla que no le dejaba ver y el tacto de esta sobre las escamas… Incluso creía que podía saborear la humedad si abría mucho la boca. El moloch bufó y encendió sus pinchos para regular su temperatura y combatir (con escasos resultados) aquella sensación tan desagradable. Había hecho preguntas sobre la Cercanía, pero siempre había creído que lo de la niebla eran exageraciones. Nada que ver con la realidad. A Rasqa se le vinieron a la mente los entrenamientos en la bahía y su prueba para el ejército; un paseo por las islas comparados comparados con aquel mundo.

Más claro para ti que para mí —se rio, antes de ponerse más serio—. Si se me apagan las llamas estaré jodido. Lidio mejor con el calor —explicó vagamente para centrarse en sus alrededores.

No veía nada más allá de un par de metros, pero con Irianna cerca no le preocupaba, bastaba con seguir su olor y no alejarse mucho de ella. A Rasqa le había faltado tiempo para autoinvitarse cuando la nebulomante le habló sobre aquella excursión. Rasqa sentía una profunda curiosidad por La Cercanía, pero lo que más le había motivado fue la idea de pasar un buen rato con Irianna. El moloch echaba de menos la compañía de su manada, ahora que la ciudad les ofrecía tantos frentes a los que atender.

Aquí te vas a poner las botas.

Voló con tranquilidad, dejando que la bruja le guiara.


La nebulomante y el moloch no tardarán en alcanzar una de las playas vírgenes de Alaia. Irianna será la primera en distinguirla a través de la niebla que camufla la arena blanca. En mitad de aquel paraje natural, destacarán para ella los restos a medio enterrar de un navío naufragado. Aparte, una pequeña bandada de aves marinas, similares a las gaviotas, y algún que otro movimiento bajo la arena dotan de vida aquel lugar helado.

Conforme se acerquen, ambos escucharán las olas deshaciéndose en la orilla, los graznidos de los pájaros y un murmullo de voces ininteligibles que parecen salir de ninguna parte. Un grupo de fantasmas, invisibles entre la bruma, vagan por la playa: charlan, descansan o juegan con los pájaros.


_________________________________________

No llores por no poder ver tu pierna,
las lágrimas te impedirán ver los cadáveres de tus amigos.

4 Re: La Cercanía el 04/11/18, 02:09 am

Giniroryu

avatar
GM
Cierto, a veces olvido que solo yo puedo ver sin problemas entre la niebla —le respondió a Rasqa con una ligera risa—. Si necesitas ayuda con algún hechizo para mantenerte… encendido tan solo dímelo —le ofreció a continuación—. Sí, este mundo ya me gusta —confirmó con una sonrisa—. La próxima vez te puedo acompañar a uno que sea más agradable para ti en compensación.

Tras volar durante un rato la idrina notó que estaban llegando a una playa y no tardaron en dirigirse a ella para aterrizar.
Por ahí hay restos de un barco naufragado: lo he podido distinguir porque he notado algo muy parecido a la bahía de la ciudad… Y también hay alguna clase de aves, creo. Pero… ¿oyes eso? Parecen voces. —La nebulomante se había detenido unos instantes para prestar más atención—. Qué raro… No noto ningún otro ser vivo entre la niebla… ¿Serán pájaros imitadores?
Sintiendo verdadera curiosidad pero sin perder la cautela, la nebulomante se acercó hacia el lugar de donde procedía el murmullo. De pronto, entre la niebla comenzó a vislumbrar algo, algo que no sentía. Se paró en seco al darse cuenta de lo que estaba presenciando.
>>Son fantasmas —confirmó tratando de no alzar mucho la voz—. Tiene sentido que no pudiese notarlos…
Nunca se había cruzado con ningún fantasma en la ciudad por lo que no se le había ocurrido aquella posibilidad, pero al no tratarse de seres corpóreos su visión absoluta en el interior de la bruma no funcionaba con ellos. Sus figuras vagando entre la niebla, algunos jugando con los pájaros y otros menos activos, le resultaba de algún modo una imagen fascinante. También le parecía extraño estar viendo algo con los ojos y no sentirlo, dentro de la niebla, pero había algo en la escena que la cautivaba.


_________________________________________

El quinto GM oculto representado en un gif:

5 Re: La Cercanía el 06/11/18, 08:09 pm

Yber

avatar
GM
Rasqa rio con Irianna. Le encantaba ver lo rápido que se habían adaptado todos a sus transformaciones, nadie se había quedado atrás.

Te tomo la palabra —le respondió divertido, al tiempo que exhalaba una bocanada de humo: síntoma de que el calor se extendía por su cuerpo.

Al contrario que ella, el moloch voló a ciegas, despacio. Guiándose por una Irianna que se difuminaría y desaparecería si pestañeaba más de la cuenta. Por eso mismo, voló concentrado. Fijándose únicamente en la figura de la bruja y los pequeños cambios en los olores húmedos del ambiente.

Agradeció en silencio el aviso de Irianna y no tardó en escuchar los graznidos y las voces.

¿Tendrán gaviotas parlanchinas? —pensó en voz alta.

La respuesta le llegaría a la vez que a Irianna. Todo lo que sabía de los fantasmas era por Ergot y su búsqueda. Se pusieron sobre la mesa todas las posibilidades y la de quedar atrapado en la ciudad como un espectro les había sonado casi satisfactoria, ante la posibilidad de que hubiera muerto y no lo supieran nunca. El moloch no pudo evitar sonreír al verlos y, casi inconscientemente, se planteó qué pasaría si una de sus víctimas se alzaba. ¿Olería a quemado para toda la eternidad? ¿Mantendría las quemaduras? ¿Intentaría vengarse? La idea se le antojaba sorprendentemente divertida.

Hay que ser tonto para morir ahogado y quedarte en la playa —volvió a pensar en voz alta.

***


A la vez que los rocavarancoleses ven a los fantasmas, los fantasmas ven a los rocavarancoleses. Las gaviotas cercanas se alejan volando, asustadas por el aspecto del moloch, y la mayoría de los lejanos las imitan. Uno de los fantasmas, sin embargo, se levanta del suelo y los encara en un gesto tan serio como translúcido.Sus plumas apenas se ven bajo un abrigo de cuerpo entero de color marrón y una capucha peluda le cubre la cara. La fuerza de su mirada y la tensión de su cuerpo permiten ver que no se achanta, pero tampoco subestima a los monstruos que acaban de descender.

—¿QUÉ SOIS? —pregunta, inconsciente de que no le entienden—. ¿De qué plano habéis salido?


_________________________________________

No llores por no poder ver tu pierna,
las lágrimas te impedirán ver los cadáveres de tus amigos.

6 Re: La Cercanía el 07/11/18, 02:30 pm

Giniroryu

avatar
GM
Bueno, realmente no sabemos si han muerto ahogados, ¿no? —replicó divertida ante la apreciación de Rasqa.
No hubo mucho más tiempo para intercambio de impresiones porque de pronto el grupo de fantasmas y aves advirtió su presencia y huyó en desbandada, a excepción de un único fantasma que se acercó a ellos.
La lacustre intercambió una mirada un tanto preocupada con el moloch cuando este gritó algo en un idioma, obviamente, incomprensible. La nebulomante comenzó a hacerle gestos entonces tratando de darle a entender que no comprendían y no podían hablar su idioma. Al mismo tiempo le habló al parqio pero sin dejar de mirar al fantasma, para dar la impresión de que estuviese tratando de decirle algo acompañando sus gestos.
>>Espero que no sea hostil: no sé si puede hacernos algo, pero sé que hay fantasmas en Rocavarancolia con capacidad de hacer magia. Creo que debería hacerme con mi propio amuleto logomántico para la próxima vez.


_________________________________________

El quinto GM oculto representado en un gif:

7 Re: La Cercanía el 12/11/18, 03:12 am

Yber

avatar
GM
Rasqa asintió a Irianna.

Pues sí que es verdad —había hablado por hablar, pero bien podrían haber muerto por cualquier motivo en la playa.

Tal vez en otra ocasión se habría acercado a los restos de navío para buscar indicios de lo que había ocurrido, pero el fantasma bravucón llamó su atención. Así como Irianna trató de mantener una postura cordial, Rasqa le lanzó un gruñido bajo y una bocanada de humo tras la que enseñó todos los dientes. El moloch no sabía mucho de fantasmas, así que no se preocupó demasiado hasta que Irianna le recordó que podría hacer magia (y ni aun así).

Habría sido gracioso ver qué dice de nosotros —se rio. Luego cayó en la cuenta de algo importante—. ¿Nos dirán algo porque nos hayan visto?


***

El fantasma parece sonreír levemente a Irianna, una chispa de maravilla brillando en sus ojos muertos. Sin embargo, el movimiento de Rasqa le roba cualquier rastro de ilusión y le hace retroceder un par de pasos. Acto seguido entona un cántico en la vieja lengua iritre, llenando la playa de sonidos suaves y palabras que a veces recuerdan al trinar de un pájaro. Acabado el ensalmo, el fantasma se lleva la uña a la palma de la mano y hace ademán de cortarse. Por desgracia para él, la Lejanía se ha llevado su solidez.

—Por todos los dioses —se queja—. ¡Aramara! Mal rayo parta al reino de Abarol.

El lejano no ha podido finalizar el rito para traer a la Cercanía a un ojuelo, que tal vez identificara a los dos seres que han aterrizado sobre la arena. Antes de dar su primer paso, el fantasma había sido un invocador ejemplar, un maestro de los Otros. Ahora tan solo se siente abandonado por su propia magia y por su propia tripulación.

Con una gran desazón que carcome su cuerpo espectral, el fantasma se va corriendo, profiriendo insultos a más de un dios y a más de un muerto.


***

Vaya pringao’ —la carcajada de Rasqa sonó apagada por la espesura blanca que le rodeaba.

***

A lo lejos, dos bancos de niebla colisionan e Irianna puede sentir decenas de figuras del tamaño de una mano abierta que se abren paso por el aire, como si flotaran. Su figura recuerda a la de los peces que tanto ella como Rasqa conocen y no es para menos: son pirañas. Llaman la atención tanto por lo agrupadas que surcan el aire como por la velocidad a la que avanzan en la misma dirección por la que huyeron las aves marinas.


_________________________________________

No llores por no poder ver tu pierna,
las lágrimas te impedirán ver los cadáveres de tus amigos.

8 Re: La Cercanía el 12/11/18, 05:16 pm

Giniroryu

avatar
GM
La idrina vio que el fantasma no parecía estar reaccionado mal ante ellos y dejó de preocuparse cuando le vio sonreírle.
No creo que pase nada por esto. Me informé de las restricciones de este mundo antes de venir: deberíamos evitar los núcleos urbanos y dejarnos ver en exceso, no obstante.
Rasqa asustó al fantasma no mucho después, no obstante y la idrina tan solo pudo primero ponerse en guardia al escuchar algo que sonaba demasiado como la entonación de un hechizo. Por suerte no ocurrió nada y el fantasma tan solo se fue.
>>…Y, quizás evitar provocar conflictos —reprendió a Rasqa en tono suave mientras este se ría pero suspirando ligeramente—. Tal vez sea mejor que evitemos por todos los medios dejarnos ver… Aunque no puedo anticipar la presencia de fantasmas entre la niebla.

Se preguntaba qué hacer a continuación cuando de pronto notó la presencia de criaturas en la niebla. Criaturas de una forma claramente reconocible y familiar: peces. Pero lo extraño se encontraba en el hecho de que, con toda seguridad, los peces estaban flotando en el aire. Así se lo hizo saber al moloch.
Tengo mucha curiosidad por verlos. ¿Qué te parece si nos acercamos? No están muy lejos pero están… nadando bastante rápido. —La nebulomante había dudado sobre el verbo que debía usar para describir el movimiento de los peces, pero sin duda sus vaivenes y aleteos eran exactamente iguales a los que efectuarían bajo el agua—. Sígueme — añadiría una vez aceptase su proposición.


_________________________________________

El quinto GM oculto representado en un gif:

9 Re: La Cercanía el 13/11/18, 04:33 am

Yber

avatar
GM
Rasqa agachó la cabeza en un leve gesto de disculpa.

Perdón, perdón —se excusó—. ¡Es que creía que se estaba poniendo chulito!

El moloch se rio porque en el fondo no parecía que se hubiera ido por su culpa: antes de escapar corriendo, al fantasma le había dado tiempo a cantar y hacer gestos que le recordaron a los de un hechizo. Rasqa no le había dado importancia, el hecho de ser un rocavarancolés le hacía sentir blindado en un mundo como la Cercanía y a veces pecaba de imprudente.

No lo haré de nuevo —decidió. Su tono recordaba al de un niño siendo regañado más que al de una persona verdaderamente arrepentida. Al fin y al cabo, Rasqa había dado un estirón hace poco, aun era más joven que adulto—. Pero será mejor que hagamos nos acerquemos más, por si acaso.

Irianna cambió de tema entonces y le habló de unos peces que flotaban por el aire. Rasqa se olvidó por completo de su pequeño desliz y abrió los ojos como platos. Lo mejor de viajar a los mundos vinculados era, aparte de las fogatas, el momento en el que descubría que había más cosas que la ciudad conquistadora. Rasqa avanzó tras Irianna, confiando a ciegas en su visión.

Antes de que el moloch alcance a ver a las pirañas, Irianna podrá intuir a través de la niebla cómo estas se acercan a un pequeño montículo rocoso. Si afina lo suficiente, descubrirá que hay pequeños pájaros escondidos entre los huecos de la piedra erosionada. Las crías de las gaviotas cercanas salen corriendo de los nidos, agitando sus alas sin desarrollar en un intento fútil de huir. Las pirañas se arremolinan en torno a ellas y las devoran en un par de segundos, dejando poco más que huesos a su paso.

Lo siguiente que hace el banco de peces es girarse en dirección a los rocavarancoleses.


_________________________________________

No llores por no poder ver tu pierna,
las lágrimas te impedirán ver los cadáveres de tus amigos.

10 Re: La Cercanía el 13/11/18, 06:03 pm

Giniroryu

avatar
GM
La idrina se detuvo e indicó a Rasqa que hiciera lo mismo cuando detectó que los peces se dirigían hacia un montículo. Para cuando logró distinguir que aquellas pequeñas criaturas que parecían encontrarse en el interior, probablemente en huecos, de lo que parecía una formación de rocas, eran aves de pequeño tamaño los peces ya habían comenzado a devorarlas. No entendió muy bien lo que estaba pasando en un principio, pues se le hacía un tanto confusa la escena percibiéndola a través de la niebla, pero cayó en la cuenta de lo que posiblemente acababa de presenciar justo para notar como el banco de peces viraba hacia ellos.
Los peces vienen hacia aquí y es posible que intenten atacarnos —le comunicó a Rasqa—. Voy a absorber parte  del banco de niebla entre ellos y nosotros, tratando de abrir un hueco el tiempo suficiente para que se vean obligados a cambiar de dirección y después tratar de atraparlos en un espacio reducido con un hechizo de contención. Me gustaría verlos de cerca sin tener que matarlos…
Dicho eso, la nebulomante se puso manos a la obra.


_________________________________________

El quinto GM oculto representado en un gif:

11 Re: La Cercanía el 19/11/18, 04:37 am

Yber

avatar
GM
A Rasqa le sorprendió el aviso de Irianna, pero frenó en seco. Cuando le explicó lo que ocurría, el parqio esbozó una sonrisa socarrona.

Mira, como en los viejos tiempos —rio mientras Irianna hacía sus cosas de bruja—. Si nos los hubiesemos encontrado durante la cosecha, ¿crees que nos habrían comido? —preguntó con total curiosidad.

Ahora sabía que podían espantarlos, quemarlos vivos, electrocutarlos, asfixiarlos… Había tantas formas de deshacerse de unos pececillos, que a Rasqa le asustaba más tener que tomar la decisión y descartar tantas buenas alternativas que las propias criaturas en sí.

La idea de Irianna funciona tal y como cabría esperar: las pirañas quedan atrapadas en el cerco de niebla, incapaces de abandonarlo. Algunas boquean en los límites, enseñándoles los dientes; las más bravas incluso abandonan la bruma durante unos segundos antes de volver aterradas por su incapacidad para respirar fuera de la niebla. Bastan unos segundos para que se alejen de los bordes y se concentren en el interior del pequeño banco artificial, nadando en círculos.

¿Cómo sabías que funcionaría? ¿Puedo probar una? —preguntó Rasqa entonces. Si hubiera ido solo, probablemente ya se habría echado una piraña a la boca.


_________________________________________

No llores por no poder ver tu pierna,
las lágrimas te impedirán ver los cadáveres de tus amigos.

12 Re: La Cercanía el 19/11/18, 11:43 pm

Giniroryu

avatar
GM
Lo habrían intentado, pero espero que hubiésemos sido capaz de defendernos —le respondió en tono entre divertido y preocupado una vez finalizó sus hechizos.
Se acercó a la “pecera” improvisada que había creado. La niebla volvía a unirse poco a poco, pero hasta que los animales fuesen capaces de romper las barreras que había colocado a su alrededor pasaría un tiempo. Cuando se acercó a ellos, además, todo el banco hizo amago de morderla antes de darse de bruces contra el hechizo y permanecer observándola abriendo y cerrando amenazadoramente las fauces.
>>Son alguna clase de pirañas de niebla… Es fascinante. —Se giró hacia Rasqa con un leve gesto de incomprensión en su rostro ante su pregunta—. ¿Cómo? Pues… supongo que usando la lógica. Si nadaban en la niebla era muy probable que no pudieran vivir fuera de ella. Como los peces en el agua pero en la niebla. De todos modos pensaba encerrarlos igual, pero quería asegurarme de que no tenían tiempo de huir. Son rápidos. —Seguía observando a aquellas criaturas, empezando a bullirle varias ideas en su cabeza y apenas se encogió de hombros ante la segunda pregunta del moloch—. Adelante si quieres, puedo sacar una volviéndola intangible. Pero ten cuidado con las espinas.
Si el parqio no ponía ninguna pega a su proposición haría lo que había dicho. Suponía que Rasqa prefería cazar él mismo a la piraña, o de lo contrario habría propuesto dormir una antes de sacarla. Pero desde luego un pequeño pez, por muy feroz que pudiera ser, no se encontraba entre las preocupaciones de la nebulomante. Aun así, esa ferocidad y el hecho de que pudiesen nadar entre la niebla…
>>Creo que volveré en otro momento y me llevaré un ejemplar. Tengo que hacerle varias preguntas a Giz.


_________________________________________

El quinto GM oculto representado en un gif:

Contenido patrocinado


Volver arriba  Mensaje [Página 1 de 2.]

Ir a la página : 1, 2  Siguiente

Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.