Conectarse
Últimos temas
No estamos solos: los otros cosechadosHoy a las 02:18 pmGiniroryuTorreón SendarHoy a las 11:11 amGiniroryuSubterráneosHoy a las 10:11 amSethPrimer sueño de Rägjynn22/05/24, 01:24 pmTakTio, me he rallado21/05/24, 11:21 pmIsma
Estadísticas
Tenemos 203 miembros registradosEl último usuario registrado es LiebreNuestros miembros han publicado un total de 52072 mensajesen 1057 argumentos.
Licencia
Licencia de Creative Commons
Rocavarancolia Rol por los usuarios del foro está licenciado bajo Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported License.

Torreón Sendar

+11
Kanyum
Isma
Trish
Seth
Raven
LEC
Sevent
Muffie
Giniroryu
Aes
Rocavarancolia Rol
15 participantes
Ir abajo
Rocavarancolia Rol
Rocavarancolia Rol

Torreón Sendar - Página 48 Empty Torreón Sendar

19/09/12, 10:54 pm
Recuerdo del primer mensaje :

Ya antes de la Batalla de Rocavarancolia éste era uno de los mayores torreones de la ciudad. Quedó destruido por un explosivo que le arrancó sus cuatro plantas superiores, dejando tan sólo dos, aunque más tarde se reformó convirtiéndose en un torreón de cuatro plantas. Su base es circular y está protegido por un foso frente a la puerta, mientras que en la parte trasera hay un risco de varios metros de profundidad.

Tiene un patio empedrado muy pequeño acoplado a la parte trasera, con sitio para que una o dos personas entrenen. Una estatua pegada al muro representa una figura envuelta en túnicas cuya nariz y barbilla sobresalen de entre los pliegues. Alguien le pintó un bigote ridículo y una perilla garabateada con carbocillo mezclado con grasa.

La planta baja es un salón circular dividido en una gran sala central con cocina y salón y tres dormitorios pequeños que la rodean. Las escaleras, que están tras una puerta, llevan al resto de plantas del torreón. En el sótano hay una armería con mazmorras, en la primera planta hay cinco habitaciones medianas y dos baños, y en la segunda hay tres dormitorios grandes. La última planta no contiene nada salvo unas escaleras que llevan a la azotea, delimitada por un muro simple de escasa altura.

Recetario integral de Persilia Sukaldaria:

Ver mensajes archivados:

Kanyum

Ficha de cosechado
Nombre: Nohlem
Especie: Varmano granta
Habilidades: Puntería, intuición, carisma

Torreón Sendar - Página 48 Empty Re: Torreón Sendar

05/04/24, 09:44 pm
Agradeció en silencio la buena recepción del resto, que no hubiera insistencias o preguntas que pudieran agobiar al japonés y deshacer lo remendado. Pasado el relevo al verdadero protagonista de la historia Nohlem dejó caer los hombros y la atención, no porque no quisiera seguir escuchando, sino porque no tenía la presión sobre él a dar respuestas que no le pertenecían. Por primera vez desde que se había despertado podía relajarse.

Tomó asiento en el sitio que acostumbraba, esperando que al menos dos o tres hiciera lo mismo antes de empezar con el desayuno. Como otras mañanas, se entretuvo colocando sus cubiertos con el meticuloso protocolo de la mesa de un burgués, en una actitud totalmente contraria a la de Damian en su primer bocado. Aunque luciera distraído, esas pequeñas cosas le ayudaban a concentrarse cuando le hablaban. El chico contó una versión descafeinada de su historia, una a la que él procuró no reaccionar más allá de una fugaz y significativa mirada a Connor. No era algo de lo que alegrarse exactamente, pero no podía evitar sentir una extraña calidez por ser merecedor de la confianza de alguien a tal punto. Le gustaba conocer a sus amigos, saberse de alguna forma un exclusivo confidente.

Por eso cuando Damian le pidió perdón por haberle pegado en la pierna se volteó rápidamente en su dirección con la duda muy escrita en el rostro. Si el italiano le miraba bien podría tener telepatía: “¿Que hiciste qué?”, “¿¿¿Patadas???”. Si lo sabía lo había olvidado. Aquel metal en su pierna le daba pavor para alarmarse por un golpe.

Se masajeó los ojos por detrás de las gafas para aislarse en la breve oscuridad del gesto. No había nada más que aportar de su parte, nada que Ethan no supiera, y no iba a pisar con palabras de ánimo repetidas el turno de otros.

Con el desayuno la mañana recuperó un cauce relativamente normal, y aunque el cuerpo le pidiera reposar en horizontal cuanto antes, se tomó su tiempo recogiendo la mesa y lavando los platos para aportar su granito de arena. Si su yo del pasado le viera ahora estaría tan alucinado como asqueado, y de no tener un hechizo para poner el agua caliente, su yo actual también. En sus pequeños quehaceres pensó, pensó demasiado. Por mucho que restregase agua y jabón el pensamiento no se iba; una historia que despertaba la propia. Que su hermana estuviera muerta ahora mismo se le antojaba una posibilidad altísima, y le acompañaba como una nube de tormenta. Estuviera como estuviese, sus extrañas circunstancias tenían que tener algún tipo de relación con el secuestro, eso o se estaba volviendo loco y la ciudad le tenía maldito desde temprano. Debería contarlo, a más tarde peor, pero sus ganas de hacerlo eran nulas. Verbalizarlo dolía, sobre todo cuando se sobresforzaba por siquiera pensarlo. Y la verdad, no quería empatizar tanto con el humano en eso de perder a un ser querido. El suyo sería un duelo muy raro.

Como venía siendo costumbre tras ciertos acontecimientos cerca del pozo y aupados por la consecuente preocupación, el varmano pasó el día pendiente del londinense, simplemente existiendo como amigo si no molestaba con su presencia. En un tono egoísta, eso le ayudaba a no pensar.
Seth

Ficha de cosechado
Nombre: Connor
Especie: Humano
Habilidades: Fuerza bruta, inmutabilidad, rapidez mental

Torreón Sendar - Página 48 Empty Re: Torreón Sendar

06/04/24, 09:37 am
-Joder, gracias...- Diría con una leve sonrisa a las palabras de Airi, Rick y Räg invitándoles al desayuno, aunque en su tono de voz y expresión corporal no era difícil ver que estaba jodidamente cansado y preocupado por Ethan, esperando su llegada. Connor asistió al reencuentro en silencio, sentado en su silla y muy atento a sus reacciones, esperando ver esa mejoría y queriendo apoyarle con la mirada. El resto de sus compañeros le saludaron aparentando normalidad y pese a lo que había sucedido, creía firmemente que aquello era lo mejor. Lo que Ethan les había contado arriba seguía acechando su puta mente una y otra vez y jodidamente entendería que el británico no quisiera volver a recordar aquella historia...

El motero no pudo evitar fruncir el ceño algo preocupado al ver la interacción de Aniol con la taza de leche y la figurita de papel. Le parecía jodidamente entrañable y todas esas mierdas, pero se sentía algo culpable de que si el polaco se encontrara así de afectado... Joder, fuera culpa suya por haberles abierto la puerta a todos. De todas maneras Ethan se mostró agradecido mientras le daba un sorbo a la bebida... Pero que una lágrima humedeciera su mejilla hizo que le saltaran todas las putas alarmas, creyendo que esa mejoría había sido solo temporal. Durante un segundo Connor tuvo el impulso de levantarse para abrazar a Ethan en un intento de consolarle otra vez, que se tradujo en que se irguió en la silla de forma tensa, pero al ver que no parecía estar empeorado el motero volvió a recostarse un poco y desvió la mirada al suelo.

No tardó en alzarla de nuevo cuando Ethan contó lo sucedido sin mencionar nada sobre su hermano, devolviéndole la misma mirada brevemente hacia Nohlem antes de volver a esconderla en cualquier otra jodida parte. Entendía perfectamente que el británico escondiera toda esa mierda... Si ya le había costado contarlo en un inicio volver a hacerlo era una auténtica putada. Connor se limitaría a escucharle atentamente en silencio, queriendo transmitirle su apoyo con su presencia pero sin tener mucho más que decir. Sentía que ya lo había dicho todo allí arriba y también sentía que en parte no valía una jodida mierda... No había suficientes palabras de ánimo para la muerte. Al menos el cabroncete de Damian se estaba disculpando de una manera más sentida por aquella patada, y eso le hizo esbozar una leve sonrisa.

El resto del día transcurriría sin muchos percances. Connor recogería la mesa en silencio y actitud pensativa y en cuanto estuvo libre y tuvo la puta oportunidad se retiró rápidamente para estar a solas un rato. Aquel puto despertar de Ethan y todo lo que había contado... No podía evitar pensar en aquella conversación que tuvieron en la azotea y sobre todo lo que él mismo había perdido. Era curioso como los jodidos intentos por sobrevivir podían llegar a unirte con tanta gente... Y como las experiencias compartidas de seres queridos que ya no estaban lo hacía igual de bien. Siendo el resto del día uno cotidiano y normal, Connor se relacionaría con todos y especialmente ni se le ocurriría sacarle aquel tema a Ethan preguntándole como estaba. En cambio se dedicó a estar a su lado comportándose como el amigo gilipollas que era y esperando que eso fuera suficiente para olvidar
durante unas horas algo que en realidad era imposible de olvidar...
Aes

Ficha de cosechado
Nombre: Aniol
Especie: Humano
Habilidades: habilidad manual, automotivación, olfato fino.

Torreón Sendar - Página 48 Empty Re: Torreón Sendar

06/04/24, 11:34 am
Los instantes previos a que Ethan acercara el vaso de leche a su boca fueron eternos para el niño, quien deseaba saber si aquel gesto era suficiente para paliar un poco su dolor y el despertar tan nefasto. En cambio la breve espera mereció la pena cuando el chico le agradeció de corazón, no solo verbalmente, también con una sonrisa tímida.

Fue magia —murmuró en voz queda y haciendo todos los esfuerzos posibles para no limpiar él mismo la lágrima que asomaba por el rostro del medio japonés.

El desayuno no resultó tan tenso después de aquello ya que todos actuaron con normalidad, al menos hasta que Ethan deseó contarles parte de lo ocurrido. Aniol guardó silencio por entonces, escondiendo las manos entre las rodillas y sin poder despegar la mirada de la fruta intacta que presentaba su plato. Por su parte a penas quedaban migajas de las tortitas que Airi y el resto habían preparado.

La historia aunque corta y suavizada llegó a perturbarle. Ahora ciertas cosas cobraban sentido. La pierna coja, los gestos de malestar... su caminar más lento cuando las salidas eran largas o primaban correr para salvar la vida... todo encajaba como un puzzle incompleto lleno de piezas que escapaban a su mente de niño. Y aun así se estremecía al pensar en el horror que había tenido que pasar. Su familia nunca sufrió accidentes de coche pero recordaba a el hijo mayor de la familia Kaminski, después de su porrazo con la moto ya no saludaba de la misma manera, como si al igual que él pero años atrás se hubiera dado cuenta de que el mundo no tenía tantos colores.

Solo abrió la boca para decirle que no tenía que agradecer nada, su madre le había enseñador que decir eso era lo correcto. Después se mantuvo el resto del día con idas y venidas taciturnas, en ocasiones pasaba horas jugando solo entre los confines del torreón que le asfixiaba. Otras flotaba cerca de Ethan para ver la expresión de su rostro. En ninguna de ellas se deshizo del sabor amargo, uno producido por la lucidez inquietante de haber visto a una de las personas que más fuerte le parecía romperse. La ciudad lograba hacer mella en sus máximos referentes así que... ahora se sentía más pequeño incluso.
Giniroryu
GM

Ficha de cosechado
Nombre: Rägjynn
Especie: mjörní
Habilidades: memoria, buen oído y don de lenguas

Torreón Sendar - Página 48 Empty Re: Torreón Sendar

06/04/24, 07:15 pm
El considerado gesto de Aniol parecía haber tenido el efecto esperado y Räg sonrió un poco al intuir la sinceridad en el breve pero significativo agradecimiento que Ethan dedicó al polaco. No podía saber que había algo más allá de simplemente un olor agradable cualquiera en la elección que había hecho el niño al emplear el hechizo, pero le bastaba con comprobar que parecía estar ayudando al medio asiático y, seguramente, también a Aniol.

Parecía que el humano estaba dispuesto a explicar lo que había ocurrido y, aunque no quería que hablase de algo que le resultase incómodo, en el fondo agradecía no solo poder tener alguna clase de explicación que les ayudase a entender como se sentía, si no que confiase en ellos lo suficiente como para hacerlo.
Es verdad, y no te tienes que disculpar… —añadió tímidamente tras las energéticas palabras de Damian—. Más bien siento si a lo mejor te… agobiamos. Estábamos preocupados y no nos dimos cuenta de que éramos muchos.
Como habían hablado de eso mientras preparaban el desayuno, no creía que el resto de sus compañeros estuviesen en desacuerdo en que dijese aquello un poco de parte de todos. O eso esperaba, al menos.

Escuchar su historia le dio respuestas aunque también preguntas, pues no tenía muy claro qué era un coche. Pero, por mucho que su curiosidad le impeliese a querer saber más para poder entenderlo, no haría ninguna pregunta al respecto. No era el momento. Ya le preguntaría a otro humano en una ocasión propicia. Lo que importaba sí creía haberlo entendido: Ethan había sufrido un accidente y por eso su pierna no se encontraba en perfectas condiciones.

Eso último lo sabían desde el primer día, y de hecho no pudo evitar mirar hacia Airi y Connor brevemente con cara de circunstancias cuando el italiano se disculpó. Recordaba aquel incidente y la situación que había surgido de allí, así como a Ethan no queriendo que nadie que no hubiese estado presente se enterase de lo que había hecho Damian. Estaba bastante seguro de que todos habían enterrado aquello y que el italiano ya había sido perdonado más que de sobra, pues aunque al propio Rägjynn le había impactado aquel arranque en su momento, había ido comprendiendo las diferencias entre las distintas culturas y que el circense había sido sincero en su arrepentimiento ya entonces. Se dio cuenta del gesto en el rostro de Nohlem y casi sintió ganas de aclarar la situación debido a la repentina incomodidad, pero teniendo en cuenta que el varmano no dijo nada optó por hacer lo mismo. A fin de cuentas tampoco era cuestión de desviarse de lo que de verdad importaba en ese momento.

El accidente debía haber sido una experiencia traumática para Ethan o de lo contrario no se habría despertado tan alterado y con un nivel de estrés evidentemente alto. Él mismo daba gracias por no recordar prácticamente nada de lo que soñaba normalmente, porque a veces se despertaba con un nudo en la garganta y una sensación angustiosa. Podía conjeturar por qué, pero parecía que su cabeza se esforzaba por olvidar qué era lo que le había estado torturando durante sus horas de sueño. Pero Ethan no había tenido esa “suerte” aquella mañana y estaba claro que había sido una de esas ocasiones en las que uno se despertaba recordando con claridad las partes más angustiosas de una pesadilla. Y si estaba fundamentada en un suceso real, con más motivo tenía que haber sido una experiencia desagradable.

Siento mucho… que hayas pasado por algo así —no quedaba claro si se refería al accidente o a la pesadilla, ni el propio mjörní hubiese sabido responder al instante si le preguntaban, pero habría acabado concluyendo que a ambos—. Gracias por contárnoslo.

El resto del día, se aseguraría de realizar diversas tareas y de comprobar cómo se encontraba Ethan de la forma más discreta posible, no queriendo agobiarle. Parecía que Nohlem le estaba haciendo compañía la mayor parte del tiempo, por lo que probablemente no necesitaría a nadie más. Aun así, si surgía la oportunidad de ofrecerse a ayudar con lo que fuese necesario, lo haría. Lo mismo se podía aplicar al resto del grupo, no obstante: Rägjynn solo quería hacer sentir a sus compañeros que podían apoyarse en él si era necesario, porque no estaba muy convencido de haber transmitido correctamente esa sensación durante las últimas semanas.
Harek

Ficha de cosechado
Nombre: Rick
Especie: Humano
Habilidades: Puntería, habilidad mental y carisma

Torreón Sendar - Página 48 Empty Re: Torreón Sendar

06/04/24, 11:29 pm
Rick asintió con una ligera sonrisilla a la respuesta de Damian. Era un alivio ver que aquello le levantaba los ánimos aunque fuera un poquito. Todavía quedaba bastante y quien sabía si lo que estaban proponiendo era posible siquiera, igual que el resto de viajes, pero eso sería algo que pensar en el futuro.  -(Dentro de lo malo, como mínimo los de La Tierra podríamos intentarlo)- argumentó mentalmente. Si es que conseguía cuadrar un viaje a Italia, claro. Desde luego él y Connor lo tenían más complicado por la distancia que sus otros compañeros de mundos.

------------------------

Junto a lo que había ido llevando el resto, no tardó en dejar el desayuno de todo el grupo en la mesa. En cuanto colocó los últimos vasos de batido, el neoyorquino tomó asiento sin quitar atención a la tierna escena. Los detalles de Aniol ya le habían parecido muy bonitos y la reacción que tuvo el británico con todo ello terminó de ablandarlo. Aunque solo fuera a tomarse el vaso que le había preparado el niño, sentía que había merecido la pena todo el esfuerzo si habían conseguido mostrarle su apoyo y ayudarle. La lágrima le dejó un sentimiento agridulce: de momento desconocía todo el peso que cargaba Ethan, pero a Rick se le dibujó una leve sonrisa con la idea de que, tal vez, aquel era el primer paso que estaba dando para abrirse en confianza.

El chico escuchó en silencio hasta que su compañero terminó de explicar todo lo que ocurría. Si bien estuvo tentado a responder directamente sobre las disculpas que estaba pidiendo, prefirió dejar que hablara todo lo que necesitara. Después del mal rato que había pasado, era mejor que se desahogase. De brazos cruzados, sus ojos se abrieron momentáneamente con la revelación del accidente, abriendo un poco la boca en un insonoro "oh". Desde luego eso explicaba muchas cosas y solamente la idea de lo duro que debía ser seguir con las heridas físicas y mentales de haber estado al borde de la muerte le imponía bastante.

Sus compañeros empezaron a responder a Ethan y fue asintiendo mostrando su acuerdo con Damian y Rägjynn. -Ten por seguro que no fue nuestra intención hacer todo más difícil- añadió tras el mjörní. Luego, con un tono algo más suave y seguro, dijo al británico: -No tienes que pedir disculpas por mostrar lo que sientes, aunque haya sido por un mal recuerdo. Estamos en esto juntos, siempre vas a poder contar con todos para lo que sea.- A la hora de la verdad, por más roces y diferencias que pudieran haber, Rick tenía claro que estaría allí para todos sus compañeros. Rocavarancolia estaba siendo cruel con ellos, pero se esforzaría todo lo posible para que cada uno pudiera volver sano y salvo a su hogar. Apoyándose mutuamente podrían, o al menos es lo que esperaba. -(Al fin y al cabo somos una tribu, ¿no?)-

El desayuno pasó pronto y, ya fuera por los ánimos renovados o que lo hubieran preparado entre todos, le supo mejor que otros días. El neoyorquino pasó las horas como de costumbre, aunque pasó un rato más pensando en algunos detalles para el posible "plan b" contra Sutileza en el caso de que no tuvieran tiempo para preparar algo mejor. Mejor atar todos los cabos posibles para algo que iba a ser bastante difícil. Como siempre hablaba con todos y, cuando acababa cerca de dónde estuviera en ese momento, se fijaba en cómo seguía Ethan. Ver que Nohlem y Connor lo acompañaban le aliviaba mucho y esperaba que con la compañía de los dos pudiera despejarse de los recuerdos de la pesadilla y el accidente.
Aes
Aes

Ficha de cosechado
Nombre: Aniol
Especie: Humano
Habilidades: habilidad manual, automotivación, olfato fino.

Personajes : Ruth: Humana (Israel)
Demonio de Fuego
Tayron: Humano (Bélgica)
Lémur
Fleur: Humana (Francia)
Siwani
Aniol: Humano (Polonia)


Unidades mágicas : 12/12
Síntomas : Querrá salir más del torreón.
Status : KANON VOY A POR TI
Humor : Me meo ;D

Torreón Sendar - Página 48 Empty Re: Torreón Sendar

07/04/24, 01:43 am
Por fin el silencio acogió la noche, ningún murmullo amortiguado por las paredes, ni tampoco el arrastrar de la puerta al salir de uno de los baños. Tan solo ausencia de ruido, uno que parecía estrechar manos con la oscuridad que el helor de la madrugada ofrecía.

Aniol salió de su escondite con una cautela programada, sus pasitos resultaban inaudibles y su emoción se encontraba contenida por una presa a punto de rebosar. Sus mentiras piadosas le habían guiado hasta allí, pero no se arrepentía de haberles dicho a Nohlem y los demás que dormirían con Räg y viceversa para, en realidad, hacer tiempo en una habitación intermedia. Ahora solo quedaban su amigo y él.

¿Estás seguro de que quieres venir conmigu? —le dedicaría a Damian entre susurros. El italiano había sido su confidente durante la tarde posterior al despertar de Ethan pues le había confesado lo que urgía en su interior. Necesitaba salir, y en realidad desconocía el por qué. Simplemente tenía que hacerlo. Y no podía ser tan malo. Seguro que juntos encontraban cualquier cosa que les ayudara en el exterior, o quizás terminaran encontrando un lugar hermoso parecido al del palacete. Lo que fuera por no seguir allí dentro entre aquellos muros grises y tristes—. Yu ya lo tengo todo... —su voz apremiaba, en el fondo sabía que cuántos más segundos pasaran más posibilidades tenían de ser descubiertos.

Revisó todas sus pertenencias. El mapa de Rick, un macuto improvisado con agua y piezas de fruta, y por último un trozo de madera que más tarde usaría como antorcha. Se sentía más que orgulloso de que todo estuviera atadito.

Recuerda... cuando levantes el puente sales corriendo... ¿Vale? Yo te espero fuera... —en cuanto a la ropa no portaba más allá de un chándal y una sudadera gruesa y oscura por si les acechaba el frío, además su pelo se encontraba rematado en un moño con algunos mechones sueltos que le daban un aspecto un poco deplorable. No importaba, porque su rostro esbozaba una mueca de camaradería previa a quien va a realizar travesuras—. Con el plano no podemos perdernos... y estaremos aquí antes de la mañanita.

_________________________________________

"Ya No Hay Fuego, Pero Sigue Quemando."

"Son Un Sentimiento Suspendido En El Tiempo, A Veces Un Evento Terrible Condenado A Repetirse."

"Deja Que Tu Fe Sea Más Grande Que Tus Miedos."

"¡Se Lo Diré Al Señor Santa!"
Isma
Isma

Ficha de cosechado
Nombre: Damian
Especie: Humano itaiano
Habilidades: Agilidad, dibujo, espontaneidad
Personajes :
Síntomas : En ocasiones se desconcentra con más facilidad.
Armas :
  • Adam: Cimitarra y cuerpo de caballo. La incomodidad
  • Damian: Dientes
    Daga

Status : muñonesmuñonesmuñonesmuñonesmuñonesmuñonesmuñonesmuñonesmuñonesmuñonesmuñonesmuñonesmuñones
Humor : ajjaj

Torreón Sendar - Página 48 Empty Re: Torreón Sendar

07/04/24, 02:22 am
Damian, al ver la reacción de Nohlem que bien la pudo leer, hizo un meneo de manos al aire dejando caer que ya se había disculpado y con sus expresiones aclarando que no era algo tan grave, al fin y al cabo Ethan estaba enterito con pierna y todo.

Lo demás fue paulatinamente normal en el desayuno, acabando de zampar lo suyo y pegando un gran bostezo al llenar la panza. Al menos Ethan ya estaba mejor a sus ojos de niño y eso lo hizo sentir a gusto y conforme.

La noche llegó, una noche arrastrada por secretos, alguna charla que otra plagada de ellos. Un plan se estuvo llevando a cabo por dos confidentes, Damian solo le tocó escuchar, hacer un pequeño papelito de que dormiría con unos pero con otros al mismo tiempo.

Pero en su lugar estaban en una habitación aparte, ahí tenía su secreto bien escondido ante Aniol.

Si, de cabeza... —asintió hablando bien bajo, conservando una sonrisa ilusionada. Su mejor amigo le contó sus deseos de salir fuera, un paseito nocturno la mar de curioso que podrían disfrutar ambos niños y gozar de un poco de espíritu libre. El páramo siempre estuvo desértico y no hubo unos peligros como los de antes, una racha peligrosamente buena para alguien como Damian que se lanzaría a aventuras sin dudarlo y encima con su mejor colega—. Y yo y yo… Esto lo tengo por si las moscas... —por si acaso se llevó consigo una de sus pequeñas hojas afiladas enfundada en cuero, mostrándola en su cinturón. Todo estaría bien, si por casualidad, que probablemente no, hubiese algo raro por ahí o algún bicho ya se encargaría de reventarlo, estaba más fuerte y eso no lo dudaba ni un poco.

Para preparado, Aniol. Vaya si tenía pensada la escapada nocturna con todas esas cosas y Damian agradeció lo atento que fue, con mapa, comida, agua y luz. Que pena que no tuviesen linternas pero con todo eso ya estaba contento. Damian solo llevaba su ropa del día que lo cosecharon, incluidas las botas grandes bien apretadas a sus tobillos finos.

Venga, yo me voy para allá que sé donde es. Tu vete preparando que yo no tardo… —con una sonrisilla traviesa aceptó el juicio de su amigo y marchó rápido hacia el mecanismo del puente. Si no tardaban, tampoco pasaba nada. Era solo una vuelta y ya estaría, quizás si había suerte y fuesen al megapalacio ese ya sería un plan redondo.

Y ahí lo tenía delante, listo para ser accionado. Damian miró a los lados precavido, estaba haciendo algo a escondidas de todos y no quería ser pillado.

Qué más daba, solo era una vuelta.

Accionó la bajada del puente y fue corriendo todo lo que sus piernas le permitieron hacia la salida, meneando los brazos hacia delante a lo lejos, indicando a Aniol que ya había cumplido.

¡Listo, venga!...
Aes
Aes

Ficha de cosechado
Nombre: Aniol
Especie: Humano
Habilidades: habilidad manual, automotivación, olfato fino.
Personajes : Ruth: Humana (Israel)
Demonio de Fuego
Tayron: Humano (Bélgica)
Lémur
Fleur: Humana (Francia)
Siwani
Aniol: Humano (Polonia)


Unidades mágicas : 12/12
Síntomas : Querrá salir más del torreón.
Status : KANON VOY A POR TI
Humor : Me meo ;D

Torreón Sendar - Página 48 Empty Re: Torreón Sendar

07/04/24, 10:45 am
Aniol asintió con un gesto de cabeza mudo y sus ojos repararon fugaces en la hoja enfundada en cuero de Damian para luego apartarlos lo máximo posible hacia cualquier otra parte. Las únicas veces que pensaba acercarse a las armas de filo sería con los instrumentos de cocina. Por su parte ni siquiera llevaba consigo uno de los bastones con los que Räg le enseñaba su disciplina. No pensaban ir muy lejos y hasta ahora el ave no les había sorprendido nunca a esas horas... ¿No? Aunque eso era porque de hecho nunca habían salido de noche. Pero al menos en Polonia los pájaros también dormían.

El niño esperó impaciente a que su amigo accionara el mecanismo del puente, tenía sentido que fuera él porque el circense gozaba de una agilidad y velocidad que mucho distaba de la suya. Un bocado en el estómago le advirtió de que no estaban haciendo lo correcto pero cuando el crujir de la madera rompió el secreto absoluto del ocaso tardío la inquietud desapareció tal y como había venido. Y le sobrevino la emoción.

El niño rio bajito, haciendo caso de los gestos de su compinche y saliendo a toda velocidad con el traqueteo de las provisiones golpeando su costado como única compañía. Avanzó unos diez metros más allá del foso y esperó a que Damian se reuniera allí con él. La oscuridad casi absoluta fue la que los recibió junto con un golpe gélido en las mejillas por la ausencia cálida de un sol ya de por sí débil.

Cada calle parecía la boca de un lobo repleta de sombras. Oteó el cielo sin estrellas, esa noche ni siquiera el resplandor de los murciélagos flamígeros parecía estar de su parte.

Un momentito... —el niño conjuró la llama y la ancló al trozo de madera que les serviría de antorcha con pasmosa facilidad. Pronto el fuego adornó sus ojos color miel de un peligroso anaranjado, quizás con el color candente de lo incauto. Por último le tendió la brasa al italiano y desdobló el mapa de Rick ante ellos con una pizca entremezclada de miedo y capricho. No sería tan fácil como pensaba, pues por mucho que las primeras calles estuvieran calcadas con exactitud no era lo mismo avanzar sin ver un pimiento—. Ay... espera... es que lo tenía al revés... —se disculpó con un sudor frío originándose en la nunca.

Una advertencia de lo poco preparados que estaban en realidad. Pero por suerte o por desgracia ninguno comprendía las magnitudes de sus actos. A su espalda Sendar quedaba completamente abierto y a la intemperie, sin nadie que alzara el puente para aislar del peligro a sus amigos. El fuego también poseía su matiz. Para ellos era un faro de luz. Para otros... puede que un brillo al que acudir como polillas hambrientas.

Por aquí por aquí... —dijo cantarín.

_________________________________________

"Ya No Hay Fuego, Pero Sigue Quemando."

"Son Un Sentimiento Suspendido En El Tiempo, A Veces Un Evento Terrible Condenado A Repetirse."

"Deja Que Tu Fe Sea Más Grande Que Tus Miedos."

"¡Se Lo Diré Al Señor Santa!"
Isma
Isma

Ficha de cosechado
Nombre: Damian
Especie: Humano itaiano
Habilidades: Agilidad, dibujo, espontaneidad
Personajes :
Síntomas : En ocasiones se desconcentra con más facilidad.
Armas :
  • Adam: Cimitarra y cuerpo de caballo. La incomodidad
  • Damian: Dientes
    Daga

Status : muñonesmuñonesmuñonesmuñonesmuñonesmuñonesmuñonesmuñonesmuñonesmuñonesmuñonesmuñonesmuñones
Humor : ajjaj

Torreón Sendar - Página 48 Empty Re: Torreón Sendar

07/04/24, 11:25 am
Mientras se daba a la fuga para llegar al lugar donde estuvo esperando su confidente el crujir del puente era protagónico en todo el torreón, más fuerte de lo que pensaba pues por la noche apenas había ruido. Al fin el puente descendió y el italiano ya estuvo junto a Aniol.

Asomando un poco hacia la penumbra, se le hizo incluso raro ver el paisaje así. No había nada arriba de sus cabezas, era extraño juntarlo con un horizonte igual de vacío. La rasca leve también lo rodeó, teniendo que menear un poco los hombros por estar en tirantes para ignorar un poco la bajada de temperatura y de paso haciéndose el duro con ello.

Wow… —tan solo pudo decir eso cuando el polaco hizo una llama y la colocó en la punta de ese palo con una facilidad envidiable, como quien enciende una cerilla. Agarró la brasa con esos sentimientos cruzados de nuevo, era útil tener esa clase de poder en las manos de uno y ver que era ajeno a sus propias capacidades aun le revolvía por dentro. Eso no era importante, mejor quitarse eso de la cabeza que algún día ya hará esas cosas tan chulas con el tiempo. Por eso prefirió mirar un poco al horizonte con palo y fuego en mano, quitando que solo veía a lo mucho un par de metros por delante—. Joder… Esto está más negro que el sobaco de un grillo tú… —confesó intentando forzar sus ojos igual de oscuros hacia la nada. Lo que dijo Aniol del mapa le hizo acercar la cara a curiosear—. ¿Cómo que al revés? Ehhh… Hmmm, te lo dejo a ti mejor... —intentó traducir el mapa de Rick pero no duró ni dos segundos, prefiriendo dejar esa tarea al encargado de la excursión.

Al fin y al cabo tenían eso, un mapa que se decidió currar el listillo de Rick. Parecía currado, podrían volver sin problemas con el palo en llamas. Dos eran mejor que uno y por la noche no se escuchaba un alma.

Okayy… Guía a la tropa cadete Aniol… —alzó el fuego divertido, muy animado por lo que se podrían encontrar.

Ignorando que podrían encontrar literalmente cualquier cosa.
Raven
Raven

Ficha de cosechado
Nombre: Ethan
Especie: Humano
Habilidades: Buen oído, valor y motivación
Personajes : Ethan: Humano, Ingles/Japonés 1.75

Síntomas : En ocasiones, se le desenfocará brevemente la vista.
Armas : Ethan Lanza partesana y una daga

Status : Ciego y cojo, el chiste se cuenta solo.

Torreón Sendar - Página 48 Empty Re: Torreón Sendar

07/04/24, 02:39 pm
Rocavarancolia tenía un extraño encanto, una magia cargada de tantos matices grises como lo tenía aquella ciudad abandonada. Había días donde te hacía añorar tu hogar, donde el estrés y la incertidumbre volvían de tus recuerdos más amargos una nostalgia en la que querer refugiarse. Había tardes solitarias, noches temerosas y mañanas dudosas, pero también había momentos donde el sitio brillaba con luz propia, donde entre ruinas encontrabas palacios de ensueño, las páginas de un libro de cocina escondían nuevas posibilidades  y donde un torreón se volvía un hogar acogedor. Había emociones que ahora vibraban más fuerte para dejarse ver en un ambiente tan oscuro, posibilidades que en la tierra no habría podido vivir.

Si, era un hogar complicado donde las sonrisas no podían borrar las muertes pero hasta en la noche más oscura encontraba compañía con la que sobrellevarlo mejor. No estaba solo, después de tanto tiempo sintiéndose así, por primera vez podía decir con firmeza que no lo estaba. El resto del día se había convertido en el resurgir de una flor marchita, sanando poco a poco con los cuidados adecuados. A veces buscaba la soledad, descansar en la brisa agradable que le proporcionaba la terraza, otras quería calor, el abrazo y las charlas amigables que podían darle sus amigos. Aún le costaba mostrarse tan alegre como de costumbre, pero se había permitido el lujo de no florecer antes de tiempo, solo por hoy se regalaría el capricho de sonreir menos y sincerarse más.

Para cuando el insípido sol se fue resguardando desconocía si el día se le había hecho muy largo o demasiado corto, las asperezas aunque pulidas seguían latentes como un eco lejano así que algo falto de sueño fue a escurrirse en la cama del felino. No era la primera vez que compartían cama, si bien es verdad que lo pequeña que era en comparación al fuerte les hacía estar más pegados. No le importaba, solo quería un poco de compañía con la que poder conciliar mejor el sueño.

Entre sus manos jugueteaba con la grulla de Aniol, Anastasía había sido el último regalo que le habían concedido antes del secuestro, la única con el estampado y mimo que le había dado a las figuritas decorativas del cementerio. No acababa de entender los motivos de esa devolución pero a pesar de que el tiempo hacía mella y algunas esquinas y patrones ya estaban borrados, la dejó con cuidado sobre la mesilla. Quería cuidarla hasta que la pidiera de vuelta.

Así entre el confort de aquel detalle y los brazos cálidos de Nohlem acabó paulatinamente dormido, hasta que la estridencia de la vida real consiguió darle un horrendo despertar.

Primero fue el chirrido propio de un engranaje mal engrasado haciendo esfuerzos, luego el estruendo subsecuente que hacía un gran peso al bajar. Ethan abrió los ojos aterrorizado antes de siquiera poder razonar lo que estaba ocurriendo, con el corazón en un puño buscó la mirada del pelirrosa mientras sacudía bastante agitado al varmano. No podía ser cierto, no debía…

-El puente, es el puente.

Fue lo único capaz de vocalizar sumido en una vorágine de temores. Incapaz de guardar paciencia corrió hacía el salón en pijama y descalzo, la camiseta cayéndose por sobre los hombros de tan grande que era. La visión acabó nublada por el agitado despertar, apartándose el pelo con desesperación del rostro mientras trataba de enfocar cuál había sido el problema o peor, si había algún intruso en el interior del torreón.

La imagen ganó nitidez al poco de centrarse en los dos puntos negros parados un poco más lejos del inicio del puente. No podía ser, el pájaro nunca estaba a esas horas, ¿ahora tenía compañía? No… a pesar de lo espesa que era la noche cerrada de aquel lugar, la lengua de fuego que danzaba en torno a la antorcha le puso momentáneamente rostro al desconocido. No era ningún monstruo, era aún peor…

-¿Aniol? -Exclamó con una interrogante acercándose a la puerta más perplejo que alarmado. -¿Damian? ¿Qué estáis haciendo?
Kanyum
Kanyum

Ficha de cosechado
Nombre: Nohlem
Especie: Varmano granta
Habilidades: Puntería, intuición, carisma
Personajes :
Jace: Dullahan, humano americano. 1’73m (con cabeza 1’93m)
Rox: Cambiante, humano australiano/surcoreano. 1’75m
Kahlo: Aparición nocturna varmana granta. 1’62m
Nohlem: varmano granta. 1’69m
Xiao Taozi: Fuzanglong carabés. 1’55m

Unidades mágicas : 5/5
Síntomas : Mayor interés por acumular conocimiento.
Status : Prrrr prrrrr

Torreón Sendar - Página 48 Empty Re: Torreón Sendar

08/04/24, 12:24 pm
Algo le apartó de las puertas del sueño profundo, justo cuando acababa de cruzar ese punto donde la realidad, los recuerdos y lo ficticio se entretejen como tela de araña. El cuerpo de Ethan era a ratos el de Ensha, su pequeña cama de refugio se confundía con la del cuarto de Olván y los vagos ronroneos que le había dedicado al humano cuando interrumpió su sueño por primera vez para acurrucarse con él rascaban su mente como recién dados, aunque lo cierto es que la vibración de su garganta no podía parecerse menos al mecanismo del puente. En lo abrupto de no saber ni cuándo ni dónde estaba, y de milagro recordar quien era, el varmano abrió los ojos más por las sacudidas que por el ruido, creyéndose por una décima de segundo en un terremoto.

¿Dónde- qué? —atinó a decir en voz demasiado alta. La imposible y absoluta oscuridad del cuarto y la voz de Ethan terminaron de situarle, y con ello, sacarle del umbral de una bofetada. Con los ojos poco acostumbrados pero chutados en la repentina adrenalina buscó a quien fuera -Ethan, Connor-, y se levantó como un resorte al tiempo que el primero abandonaba su cama. Sorprendentemente no se mareó en el proceso—. Mierda.

El puente estaba bajado. Tardó un par de segundos en ir tras él (o ellos, pues muy posiblemente Connor fuera más rápido), y muchísimos más en preguntarse que había pasado. Poco importaban motivos si el peligro ya estaba ahí. Bajó las escaleras con una mano sobre las paredes para guiarse ante la falta de luz, hasta que el velo de la noche exterior iluminó el salón, arrojado desde la puerta.

Mierda —repitió con el estómago encogido. No tenía su arco, ni siquiera tenía zapatos. Mucho era que se hubiese puesto las gafas. Se detuvo a un metro de Ethan, acercándose con cautela para ver mejor aquella luz flotante en la distancia. No entendió al londinense cuando mencionó sus nombres, hasta que distinguió en las siluetas el matojo de pelo de Damian y el cuerpo rechonchito de Aniol—. Pero que carajos… ¡Qué hacéis-! —tomó aire, cortando sus ganas de gritar, de preguntarles que hacían ahí fuera y que dieran media vuelta ahora mismo: no era lo más inteligente cuando todo alrededor era sepulcral silencio. Con el ruido del puente tenían reclamo de sobra—. ¡Volved aquí! —terminó a susurros alzados.

_________________________________________

♪♫♬:
Tak
Tak
GM

Ficha de cosechado
Nombre: Airi
Especie: Sanaí
Habilidades: Habilidad manual, memoria, imaginación.

Personajes :
Gael/Koval: fuego fatuo terrícola.
Kin: demonio raigaurum irrense.
Ayne: anima sinhadre.
Eara: sinhadre sin esencia.
Nime: demonio mineral libense.
Iemai: cercana, fallecida.
Airi: sanaí.


Unidades mágicas : 5/8

Síntomas : Tendencia a alargar sus baños.

Armas :
Gael/Koval: espadas rectas, maza y quimeras.
Kin: alfanje y guan dao.
Ayne: sable.
Eara: ballesta de repetición.
Nime: dagas.
Airi: diálogo y esconderse.


Status : (ノ☉ヮ⚆)ノ ⌒*:・゚✧

Torreón Sendar - Página 48 Empty Re: Torreón Sendar

08/04/24, 01:44 pm
La expectación pronto se diluyó al ver que Ethan aceptaba el desayuno con una sonrisa. «Poco a poco» se dijo, sintiendo alivio. El chico fue capaz incluso de explicar por encima qué lo había alterado tanto. Airi ya sabía que había tenido un accidente que le había trastocado la vida al impedirle caminar como antes, pero no había pensado en lo que podía hacerle a nivel mental más allá de lo que habían hablado aquella noche hacía semanas. No conocía los detalles de cómo había ocurrido, y los sucesos terribles podían plagar la mente durante mucho tiempo. Lo sabía, porque también había cazadores que tenían sueños terribles al recordar encuentros traumáticos con lipanes y liraakos.
En situaciones como estas no tienes que preocuparte por cómo nos sintamos los demás —pidió después de Räg, ya que también le había dolido que pidiese disculpas—. Esto podría pasarle a cualquiera —terminó con una sonrisa que pretendía transmitir ánimo y comprensión. Lo único que había hecho era preocuparlos, pero para eso estaba la tribu. Ethan pensaría igual si fuese otro el que estuviese en su lugar.

Hubo más palabras de ánimo y el ambiente se fue normalizando a medida que la comida se terminaba. Quizá no habían vuelto del todo a la normalidad, pero fue suficiente para centrarse en enfrentar un día más en aquella ciudad. Airi se esmeró particularmente aquella tarde en el entrenamiento con el arco porque sus brazos parecían ir acostumbrándose un poco a la moción necesaria para tensar el arco, aunque los días en que sus articulaciones protestaban no eran pocos.

Se fue a la cama bastante temprano con el cansancio del día acumulado, después de un largo baño relajante donde se permitió quedarse en el agua hasta que esta empezó a enfriarse demasiado. Pero aunque el sueño le hizo cerrar pronto los ojos, no tardaron en volver a abrirse.

«¿¡Qué ha sido eso!?».

Se irguió en la cama como un resorte al escuchar el chirrido familiar del mecanismo del Puente. El cuarto estaba oscuro, pero era evidente que no iba a ser la única persona en notar aquel sonido, salvo quizás por aquellos que tuvieran el sueño más pesado.
¿Lo habéis oído? —preguntó, sin prestar atención a su tono de voz. Le daba igual despertar a nadie. No, todos debían despertarse. Tenía que ser una emergencia.

Se enfundó sus esparteras pisando la tela del talón y se levantó de un salto, pero al llegar a la puerta dudó. ¿Y si había entrado de alguna manera el ave horrenda y estaba abriendo el puente para que entrase algún monstruo o…? Solo fue capaz de ponerse en movimiento al escuchar que en el piso de abajo también estaban saliendo del cuarto, pero esperó para no bajar sole por las escaleras. Había algunas armas en los cuartos, pero no tenían a mano nada que elle supiese empuñar.

La situación no era tan negra como la había pintado en su mente, pero el desconcierto le dejó la sangre helada al escuchar llamar a los niños desde la puerta, en la oscuridad. Se acercó a Ethan y Nohlem a tiempo de ver la pequeña luz en la distancia, las dos figuras que iluminaba y que apenas se apreciaban…
¡¿Qué… qué pasa?! —preguntó con desconcierto y miedo. ¿Eran ellos de verdad? Tenían que perseguirlos—. Vamos, antes de que se alejen demasiado —dijo apresuradamente, pero la oscuridad que reinaba entre ellos y la antorcha era tal que parecía que se los tragaría. Podían tropezar, podían no ver venir alguna alimaña… Aunque Airi dijo eso, no fue capaz de despegar los pies del suelo de inmediato.
Seth
Seth

Ficha de cosechado
Nombre: Connor
Especie: Humano
Habilidades: Fuerza bruta, inmutabilidad, rapidez mental
Personajes :
Devoss: Humano (Países Bajos) Licántropo Tigre

Maila: Humana (Hawaii) Bruja de la Arena

Connor: Humano (Canadá)
Unidades mágicas : 8/8
Síntomas : Sufre episodios de insomnio.

Torreón Sendar - Página 48 Empty Re: Torreón Sendar

09/04/24, 10:17 am
Era jodidamente imposible dormir aquella noche. Connor ni siquiera sabía por qué cojones le estaba costando tanto. Sentía el puto cansancio tras ese día, las ganas de cerrar los ojos y dejarse llevar por el sueño... Pero sí, era jodidamente imposible. Se removía molesto y estresado en su cama sin dejar de probar distintas posturas como si en ellas estuviera la clave del éxito, solo para descubrir que importaba una auténtica mierda... Daba igual cuánto lo intentara o lo deseara, llevaba comiendo techo unas buenas horas y aquello no parecía que iba a cambiar. Suspiró en un gesto que pretendía dejar escapar parte de ese solitario agobio y se frotó la cabeza con ambas manos, jugando con la idea de levantarse de la cama y dar un puñetero paseo ya que no podía dormir...

Fue por este motivo que Connor no sufrió un mal despertar y un sueño interrumpido cuando el estruendo se adueñó del torreón. Un sonido familiar y característico tras aquel tiempo conviviendo juntos, pero que era antinatural escucharlo a esas horas de la noche. El puente. El puñetero puente estaba bajando. Connor tardó unos segundos en procesar lo que estaba pasando, pero en cuánto lo hizo su cuerpo reaccionó por instinto y se levantó veloz al igual que Nohlem y Ethan.

-Qué cojones ha sido eso...- Fue lo único que murmuró alarmado casi buscando la respuesta en los ojos de ellos en la oscuridad, antes de empezar la bajada juntos con el corazón bombeando con fuerza. Aquello no tenía sentido alguno, pero la cabeza del motero no dejaba de pensar en un motivo que lo tuviera. El mecanismo que controlaba el puto puente era viejo... ¿Podía ser que hubiera cedido de una puta vez y ahora fueran incapaces de volver a subirlo? Esperaba que fuera eso, porque no quería pensar en ninguna otra cosa peor. Joder. Joder. Joder...

Tras una bajada rauda al igual que cautelosa con puños apretados, no se sabía si algo había entrado en el torreón, la respuesta a sus preguntas no se hizo esperar. El puente estaba bajado dándoles la bienvenida a la noche de la ciudad y al peligro que traía consigo, pero tras aquella oscuridad había una luz que robaba toda la jodida atención. Una luz de antorcha que envolvía a dos figuras en la distancia, y que tras unos pocos segundos se hizo evidente quiénes eran.

-Tiene que ser una puta broma...- Dejó escapar el motero en un tono de absoluto desconcierto y alarma. Eran Aniol y Damian. Allí fuera entre esas calles. Llamando al puñetero peligro... Era tal su perplejidad que Connor no era consciente de los pasos de sus otros compañeros de la planta superior que también bajaban, aunque si se percató de la presencia de Airi al lado de ellos, así como de las palabras de Ethan y Nohlem diciéndoles que volvieran. -¿¡Qué mierda estáis haciendo ahí fuera!?- Se uniría a los susurros alzados con la cautela de no querer gritar en una situación así, no sabían qué podía haber en la oscuridad, pero en su tono de voz se podía intuir la mezcla de alarma, miedo y enfado a partes iguales. Un enfado originado por su propia preocupación hacia el polaco y el italiano. ¿Por qué cojones habían bajado el puente? ¿Qué estaba pasando? Connor asentiría a las palabras de Airi antes de empezar a andar descalzo hacia ellos, echando un par de vistazos a las sombras de su alrededor y parándose a medio camino del puente... -¡Eh! ¡Haced caso de una puñetera vez, cojones! ¡Volved ya, joder!- Volvió a susurrar en alto ésta vez mucho más enfadado que antes, mientras señalaba la madera a sus pies en un énfasis para dejarles claro dónde quería que estuvieran.

Connor se quedaría en mitad del puente esperando a que volvieran, con el miedo atenazando su jodido pecho y vigilando las sombras del lugar.
Giniroryu
Giniroryu
GM

Ficha de cosechado
Nombre: Rägjynn
Especie: mjörní
Habilidades: memoria, buen oído y don de lenguas

Personajes : Noel: Draco de Estínfalo de origen sueco.
Archime/Krono Rádem: Kairós irrense.
Irianna/Dama Enigma: Nebulomante idrina lacustre.
Adrune: Gamusino sinhadre, edeel.
Lethe: Horus, enderth.
Rägjynn: mjörní.
Naeleth: Bruja del Hielo, nublina.


Unidades mágicas : 8/8
Síntomas : Aumenta su resistencia progresivamente.
Armas : Noel: hacha de dos manos y espada bastarda.
Archime/Krono Rádem: sus monólogos sobre biomecánica avanzada.
Irianna: arco y estoque.
Adrune: lanza, espadas cortas y arco.
Lethe: arco y lanza.
Rägjynn: jō.
Naeleth: arco, sai y báculo.


Status : Gin: do the windy thing.

Humor : REALLY NOT FEELIN' UP TO IT RIGHT NOW. SORRY.

Torreón Sendar - Página 48 Empty Re: Torreón Sendar

09/04/24, 12:47 pm
Un sonido estruendoso, familiar y completamente ajeno al mismo tiempo porque no debería estar sonando en mitad de la noche interrumpió bruscamente su sueño y le hizo incorporarse de golpe. El tiempo que permaneció inmóvil en aquella postura fue el que tardó en dejar de disociar mientras padecía los síntomas de haber hecho un movimiento tan brusco, además de las molestas taquicardias que le hacían pensar que los latidos de su corazón se tenían que estar oyendo en medio de la oscuridad. La pregunta de Airi le llegó amortiguada y lejana, como si todavía estuviese soñando, pero se esforzó por asentir. Probablemente un esfuerzo inútil en mitad de la noche.

Al transcurrir de los segundos y empezando a haber cada vez más movimiento en el dormitorio, el mjörní fue finalmente capaz de salir del trance y se apresuró en levantarse.
¿Q-qué ha pasado? Eso era el puente… ¿no? —preguntó en voz baja y el tono ronco de quien se acaba de despertar, como queriendo confirmar que no lo había soñado.
No tenía sentido a fin de cuentas, pero estaba claro que lo habían escuchado todos. Y en “todos”, quedó patente que podía incluir a más personas que aquellas con la que compartía cuarto, pues pronto se vieron reuniéndose con Connor, Ethan y Nohlem en dirección a la entrada del torreón.

Como el grupo de los dos humanos y el varmano les llevaba algo de ventaja, para cuando Rägjynn alcanzó la puerta abierta de par en par ya se sabía el motivo por el que el puente se había bajado: no había sido un malfuncionamiento de este ni ningún motivo sin aparente explicación, lo cual lo hacía todavía más extraño a sus ojos teniendo en cuenta la escena que estaba contemplando. ¿Por qué Aniol y Damian estaban…?

Quiso moverse cuando le sanaí hizo alusión a ello, pero todavía se encontraba demasiado confuso como para reaccionar con prontitud. Connor fue el primero en adelantarse y exigirles que volvieran en susurros al igual que habían hecho varios de sus compañeros antes. Rägjynn dio tentativamente unos pasos, pero sin avanzar tanto como el humano.
¡Chicos, es peligroso! —se sumó a las advertencias en voz baja.
Volvía a tener el corazón a mil, aunque el susto por el repentino sonido ya había quedado atrás. Un nuevo miedo se había apoderado de él. No entendía por qué estaba ocurriendo aquello.
Harek
Harek

Ficha de cosechado
Nombre: Rick
Especie: Humano
Habilidades: Puntería, habilidad mental y carisma
Personajes :

Heridas/enfermedades : Raspazos y contusiones varias, luxación del tobillo izquierdo
Síntomas : A veces tendrá ataques de claustrofobia.
Armas :

  • Rick: Sable y arco
  • Erknest: "Espada legendaria" y cuchillas de aire

Status : The journey never ends

Humor : Cualquier cosa me vale.

Torreón Sendar - Página 48 Empty Re: Torreón Sendar

09/04/24, 03:38 pm
Sutileza no había dado tantos problemas últimamente y, dado que las preocupaciones por la desaparición de las cosas del palacete se le habían enfriado bastante, Rick se permitió descansar temprano esa noche. Por una vez que nadie hiciera guardia esperaba que no pasara nada y, con lo tranquilo que había pasado el día a excepción de la mañana, confió en la suerte de que todo iría bien. Además, no le vendría nada mal recuperar las horas perdidas de sueño. El neoyorquino durmió pronto y sorprendentemente bien teniendo en cuenta donde estaban... hasta que despertó.

Tal y como al resto, el fuerte sonido del mecanismo le hizo abrir los ojos al instante. Tardó unos instantes extrañado en procesar lo que estaba escuchando, pero en cuanto lo hizo se incorporó en la cama mientras la tensión se le empezaba a acumular en el cuerpo. -(No... no puede ser, ¿verdad? ¿Qué demonios...?)- se preguntó incrédulo hasta que sus compañeros de cuarto empezaron a verbalizar sus mismas dudas. -Lo es, ¿pero cómo?- dijo preocupado levantándose mientras a toda velocidad tomaba una cerilla para encender la vela que siempre dejaba al lado de la mesita de noche. Siempre la había dejado en caso de que tuviera que levantarse alguna noche, aunque lo que esperaba es que fuera para tomar un vaso de agua o ir al servicio, no correr por un posible peligro.

Con los nervios necesitó un par de intentos rápidos hasta que encendió la vela y, llevándola en una mano y en la otra su sable, Rick corrió junto al resto para ver qué estaba pasando. Por el camino, intentó pensar en las posibilidades. Lo primero que se le ocurrió es que, por algún motivo, Abel hubiera decidido seguir los pasos de Serena y marcharse del torreón. Al fin y al cabo llevaba tiempo aislado, no sabía qué podía estar pensando el chico con todo lo que les había pasado desde la aparición del pájaro. Fuera de eso... no se le ocurría demasiado. Sutileza podría colarse por una ventana, ¿para qué abriría el puente si estaba solo? -(¿Porque lo está, verdad?)- solamente planteándose aquella idea le dieron escalofríos, más de los que ya tenía por la situación.

No tardaron en llegar a la entrada del torreón, donde ya estaban tan preocupados como ellos el resto. Abrió los ojos de par en par con lo que escuchó decir a Ethan y a Nohlem y, aún así miró antes al frente para confirmar lo que estaba pasando. -¿Pero que coño?- soltó casi en un susurro sin apartar la vista de los niños. Estaban fuera, tenían que haber sido ellos, ¿pero por qué?

Aún confuso, el neoyorquino no tardó en actuar.  Cada segundo que pasaran allí fuera solo aumentaba el peligro al que se estaban exponiendo. Avanzó a la misma altura que Räg mientras el motero los llamaba, echando una fugaz mirada hacia los lados por si notaba algo raro entre la oscuridad. -¡Entrad, rápido! No estamos seguros fuera- se unió a los susurros en alto con clara preocupación en la voz.
Aes
Aes

Ficha de cosechado
Nombre: Aniol
Especie: Humano
Habilidades: habilidad manual, automotivación, olfato fino.
Personajes : Ruth: Humana (Israel)
Demonio de Fuego
Tayron: Humano (Bélgica)
Lémur
Fleur: Humana (Francia)
Siwani
Aniol: Humano (Polonia)


Unidades mágicas : 12/12
Síntomas : Querrá salir más del torreón.
Status : KANON VOY A POR TI
Humor : Me meo ;D

Torreón Sendar - Página 48 Empty Re: Torreón Sendar

10/04/24, 11:28 am
En cualquier otra circunstancia el niño habría reído por las ocurrencias de su amigo y su manera tan bruta de hablar. Pero pensar de manera fugaz en cómo sería el sobaco de un grillo mientras la noche eterna se cernía sobre ellos era un pelín complicado. Así que se limitó a esgrimir un par de sonrisas nerviosas mientras trataba de interpretar las callejuelas del mapa. A la luz del día siempre le resultaba sencillo observar el plano, entendía los primeros giros e incluso el terminar abrupto de algunos pasajes que todavía quedaban por explorar. Pero sin la presencia de nadie que le guiase y le pusiera el manuscrito derecho la tarea parecía más ardua de lo que imaginaba.

Y entonces, al escuchar varios llamados a su espalda, pudo entender que había cometido otro error garrafal al detenerse demasiado tiempo a tan solo unos quince metros del puente, cuando era obvio que éste mismo podría haber despertado a sus amigos con sus horribles quejidos al descender.

El churumbel se giró con una expresión horrorizada en el rostro y sin poder distinguir las figuras que a duras penas se recortaban en la entrada del torreón. La oscuridad era tal que el cielo casi parecía fundirse con el resto de la ciudad en una galaxia más parecida a la hostilidad de un agujero negro. Los susurros sí que pudo escucharlos perfectamente, pero puede que por la mezcla de sus voces cargadas de urgencia contenida mezclada con las sombras horripilantes que desprendía la antorcha del italiano el pequeño retrocedió unos pasos atrás, adelantándose a unas consecuencias que no tardarían en llegar en cuanto se rompiera la burbuja de fantasía en la que ambos estaban sumergidos.

La interrogante de Ethan. Los murmullos alzados de Nohlem. La advertencia de Räg. La preocupación de Rick.

Y por supuesto, Connor. El único tras el que pudo intuir una pizca de enfado latente debajo de su cautela. Aniol le había perdido el miedo pero no por eso olvidaba el incidente con Serena. Gracias a que avanzó hacia ellos el radio luminoso de la antorcha alumbró su figura y pudo ver cómo señalaba la madera a sus pies.

Para aquel momento ya hacía esfuerzos por no cagarse encima. Primero les presentó una sonrisa de grapas a todos y luego los saludó con movimientos enérgicos de la mano, como si no pasara absolutamente nada en un reflejo nostálgico e instintivo, como si tratara de aferrarse a la sensación de llevarse bien con ellos antes de que llegara lo inevitable. Segundos más tarde se asió al otro niño con un agarre tan férreo que podía llegar a hacer daño.

¿Damian? —su voz sonó trémula y débil, un tono muy parecido al que se emplearía para llamar a alguien que se ha tirado de cabeza por un precipicio. Los ojos de Aniol ya aguados se entrecerraron en un último acto de egoísmo y pánico. Nadie impediría que sus esfuerzos se vieran truncados—. CORRE. POR TU MAMÁ LA QUE ESTÁ MALITA. CORRE —salió despedido en cualquier dirección, ajeno a si era la misma que el italiano tomaba o si por el contrario se perdía en la ciudad sumido en la más absoluta negrura.

_________________________________________

"Ya No Hay Fuego, Pero Sigue Quemando."

"Son Un Sentimiento Suspendido En El Tiempo, A Veces Un Evento Terrible Condenado A Repetirse."

"Deja Que Tu Fe Sea Más Grande Que Tus Miedos."

"¡Se Lo Diré Al Señor Santa!"
Isma
Isma

Ficha de cosechado
Nombre: Damian
Especie: Humano itaiano
Habilidades: Agilidad, dibujo, espontaneidad
Personajes :
Síntomas : En ocasiones se desconcentra con más facilidad.
Armas :
  • Adam: Cimitarra y cuerpo de caballo. La incomodidad
  • Damian: Dientes
    Daga

Status : muñonesmuñonesmuñonesmuñonesmuñonesmuñonesmuñonesmuñonesmuñonesmuñonesmuñonesmuñonesmuñones
Humor : ajjaj

Torreón Sendar - Página 48 Empty Re: Torreón Sendar

11/04/24, 10:00 pm
Dando unos pequeños pasos hacia adelante Damian se adentró poco a poco en la penumbra desconocida junto a Aniol, quien llevaba el mapa y, de paso, la confianza ciega del italiano en sus hombros. El chico no contemplaba un escenario en el que se perdiesen, ya eran lo suficientemente mayores como para ir de exploración sin el resto y dar una vuelta de nada, solo era una vueltecita.

Unas voces a su espalda, voces conocidas, le hicieron dar un respingo no tanto del susto. Mas bien, esas advertencias altas pero susurrabas ya las conocía por experiencia al haberse escabullido de más pequeño por ahí de noche de mientras los demás dormían pero alguno siempre lo pillaba.

Mierda… Me cago en la puta... —apretó el ceño, frustrado y maldiciendo en una exhalación.

A diferencia de Aniol, el circense se giró con un mohín en la cara para hacer frente a todos esos susurros apurados. Estaba frustrado por que los hayan pillado pero… ¿era para tanto? Tampoco se iban a tirar días fuera, rodando los ojos en su pasotismo.

Damian también cayó en que el puente hizo un ruido importante,  un ruido que puso en pie a los adultos que se encontraban en la puerta. Algunos más cabreados que otros, desde luego, hasta el italiano negó con cara de “que decís flipados” en dirección a todo el grupo, sobre todo a Connor quien estaba con todo ese cabreo aunque fuese a susurros.

Ahí seguía Damian con la cara que le llegaba al suelo, prefiriendo hacer mutis y que pase todo. ¿Que no estaban seguros fuera? ¿Es peligroso? Bah, estaban siendo unos exagerados si pensaban que él y su mejor amigo no podían hacer cosas también.

Aniol empezó a agarrarse a Damian y el chico notó como le apretaba de más. Se le escapó un gesto de dolor, ya tenía que estar la mar de nervioso o algo.

Dime —se acercó al polaco con curiosidad, ¿estaría pensando una excusa? Él ya tenía como unas nueve inventadas en la recámara pero le escucharía igual. De pronto, su mejor amigo empezó la carrera de su vida y Damian, embriagado por el repentino acto rebelde no pudo evitarlo—. VAMOS, POR LA MADRE QUE ME PARIÓ Y LA TUYA TAMBIÉN COJONES. CORRECORRECORRECORRE —bramó a pleno pulmón yendo escopeteado junto a Aniol con una sonrisa nerviosa en su cara. Ni de coña ese era el plan pero ya no pudo pensar, se lanzaría a un pozo junto a su colega si era necesario yendo cual galgo canijo con un palo en llamas.

Aprovechó para voltear la cara y sacar una pedorreta traviesa a los adultos mandones, sin cortarse un pelo.
Volver arriba
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.